Pantalones cortos robóticos.

Pantalones cortos robóticos.

Omicrono

Estos pantalones cortos robóticos conseguirán que corras más rápido

Noticias relacionadas

La idea del "exo-esqueleto" no es nueva pero sí fascinante. Esencialmente este concepto sugiere que mediante prótesis robóticas podemos mejorar nuestras capacidades físicas. Numerosas veces hemos visto este concepto intentar hacerse realidad en el mundo de la ciencia ficción, y ahora lo vemos hacerse "realidad"... en unos pantalones cortos.

Es cierto que unos pantalones cortos no son tan impresionantes como pensar en un exo-esqueleto militar de alta tecnología como los que vemos en juegos como Call of Duty, pero estos avances presentan un futuro interesante respecto al tema. Unos investigadores del Instituto Wyss de Harvard han hecho posible unos pantalones cortos robóticos que se podrían considerar "exo-esqueletos".

Gracias a estos pantalones de alta tecnología su portador podrá correr más rápido y de forma más fácil. No está diseñado para derrotar enemigos o matar aliens, es verdad. Pero es igualmente fascinante.

Los pantalones cortos robóticos para facilitar el movimiento

Este "traje" exo-esquelético en realidad son unos pantalones cortos conectados a un mecanismo que situado en la parte inferior de la espalda. A su vez, tiene una serie de cables que van desde las correas de los pantalones hasta las piernas. Su función es ayudar a las piernas en su movimiento de extensión de cadera.

Estos pantalones cortos tienen alta tecnología, ya que además de una red neuronal poseen un ordenador a bordo. Este último detecta los movimientos del usuario y determina el tipo de marcha, ya sea una caminata o una carrera y analiza en qué fase se encuentra la pierna. Le da un poco de impulso a la pierna, haciendo que sea mucho más fácil que esta lo haga por sí sola.

En las pruebas realizadas con el "traje", este redujo la carga metabólica de caminar en un 9.3% y la de correr en un 4%. Puede no parecer mucho, pero no se buscaba un gran cambio en el movimiento de la persona, sino un traje llevable y suave.

Todo el dispositivo pesa únicamente alrededor de 5 kilos y la mayor parte del peso está concentrado en la parte superior de los pantalones cortos, cerca del centro de masa del cuerpo por lo que la sensación de ligereza debería ser mayor.

Las aplicaciones de este traje son numerosas; además de ayudar a personas con problemas de movilidad, tiene aplicaciones en el mundo de la medicina. Tal y como explica Conor Walsh, principal autor del estudio:

Estamos entusiasmados de continuar aplicándolo a una variedad de aplicaciones, incluida la asistencia a aquellos con impedimentos de la marcha, trabajadores de la industria con riesgo de lesiones que realizan tareas físicamente extenuantes o guerreros de fin de semana recreativos.