drive ai apple coche autonomo 1

drive ai apple coche autonomo 1

Omicrono

Apple acaba de hacerse con tecnología capaz de convertir coches normales en autónomos

Apple ha adquirido a la empresa drive.ai, que cuenta con kits capaces de convertir coches normales en autónomos. Un gran paso en las aspiraciones de Apple.

Noticias relacionadas

Que Apple lleva años intentando meterse en el mercado automovilístico no es ningún secreto; pero estas ambiciones parecían haberse esfumado. Primero Apple descartó la posibilidad de fabricar su propio coche, luego se marchó de las negociaciones con fabricantes como McLaren, y finalmente Project Titan, centrado en desarrollar tecnología autónoma para venderla a terceros, sufrió un duro golpe con el despido de casi 200 empleados.

Todo indicaba que Apple se había rendido, pero ahora estamos ante un nuevo giro de guión. Se ha confirmado que la compañía de la manzana ha comprado a drive.ai, una startup de Mountain View especializada en el desarrollo de coches autónomos. Aunque hasta ahora no era muy conocida, drive.ai era una de las empresas que más avances estaba consiguiendo; sobre todo porque, en vez de centrarse en desarrollar un coche autónomo desde cero, su objetivo era modernizar coches actuales.

La tecnología para convertir coches normales en autónomos de Apple

El mayor avance conseguido por drive.ai es el desarrollo de unos “kits” que pueden instalarse en coches normales y corrientes para convertirlos en autónomos. Esto permitiría un ahorro importante, especialmente para modernizar flotas de vehículos que ahora mismo no tienen ninguna capacidad autónoma. Es una proposición interesante para compañías de taxi, por ejemplo, porque así no tienen que comprar coches nuevos para dar el salto a ofrecer servicios autónomos. Además de radares y cámaras, el kit incluye pantallas para comunicarse con los peatones.

drive ai apple coche autonomo 2

drive ai apple coche autonomo 2

Este es un movimiento interesante de parte de Apple, por cuanto contradice completamente las últimas decisiones de la compañía. Si Apple realmente quería seguir desarrollando tecnología de coches autónomos, no hubiera despedido a 190 empleados que ya estaban trabajando en ello. Pero puede que la oportunidad de hacerse con la tecnología, y sobre todo los empleados de drive.ai, haya sido demasiado jugosa.

Abre la puerta a ofrecer coches autónomos a empresas y fabricantes

Y es que el acuerdo supone que drive.ai desaparecerá como tal: los ingenieros y diseñadores de producto pasarán a ser empleados de Apple y las patentes y la tecnología desarrollada se integrarán con las de la compañía. Todo un logro para los fundadores de drive.ai, un grupo de estudiantes de la Universidad de Standford.

No se sabe cuánto ha pagado Apple por los recursos de drive.ai, pero puede ser una inversión importante para volver a la carrera por llegar al mercado. Con esta tecnología y estos nuevos empleados, Apple podría iniciar pronto el desarrollo de nuevos “kits” para crear coches autónomos, u ofrecerlo a fabricantes.