Conducir sin volante 6

Conducir sin volante 6

Omicrono

Lo nuevo de Nissan te permite conducir sin tocar el volante

El nuevo sistema de conducción de Nissan te permite conducir sin tocar el volante, rivalizando directamente con otros sistemas como el de Cadillac.

Noticias relacionadas

Los sistemas de conducción asistida pueden ir desde conducción autónoma completa hasta simples ayudas para que el conductor lo tenga más fácil a la hora de manejar el vehículo. En el primer caso, estos deben ser un complemento a la conducción, y nunca dejarles la responsabilidad total de conducción ya que pueden pasar accidentes. La misma Tesla se ha involucrado en varios problemas por esto.

Ahora otras firmas están proponiendo sistemas alternativos, como el ProPilot 2.0 de Nissan. Gracias a este avance, Nissan promete que podremos conducir sin tocar el volante, pudiendo dejar al coche el peso de la conducción, aunque con ciertas limitaciones.

Conducir sin tocar el volante gracias a lo nuevo de Nissan

 

Conducir sin volante 1

Conducir sin volante 1

Esta es la segunda versión de un sistema que ya hizo debut el año pasado. Sin despegar la mano del volante, el ProPilot de Nissan permitía conducir casi sin ninguna ayuda el coche de forma autónoma, y la revisión, anunciada en el nuevo Nissan Skyline de Japón, ya permite la conducción en un solo raíl sin que el conductor tenga que tocar el volante.

Según Nissan, este sistema de asistencia al conductor es el primero del mundo, aunque hemos visto cosas similares con el sistema Super Cruise de Cadillac. Estas tecnologías se basan en que, siempre que no se deba cambiar de carril, el conductor no tiene por qué intervenir en la conducción.

Conducir sin volante 5

Conducir sin volante 5

Eso sí, no quiere decir que el sistema se deba únicamente a sí mismo. ProPilot 2.0 monitorea al conductor y comprueba que esté prestando atención a la carretera para así determinar si está listo o no para asumir el control del volante en caso de necesidad. El sistema combina los datos de los sensores ubicados en el coche con los mapas de alta definición en 3D que genera el sistema LiDAR de conducción para encontrar rutas compatibles en las que el conductor no tenga que tocar el volante.

Si el coche adelanta a un vehículo más lento que él y decide que debe pasar por él, el conductor debe cambiar de carril momentáneamente y para ello debe poner las manos en el volante y presionar un botón. El sistema usa señales visuales y de audio para que el conductor tenga que volver a tomar los controles en caso de que se necesite salir de la autopista.

Si bien el ProPilot 2.0 está específicamente pensado para disfrutar de una conducción autónoma, está restringida al a conducción en un solo carril. Los accidentes de Tesla demuestran que, por ahora, no podemos dejar de estar atentos a la carretera y que debemos usar estos sistemas como lo que son: sistemas de conducción asistida y por lo tanto complementos. Porque al fin y al cabo, la seguridad debe depender de nosotros, al menos hasta que la tecnología de esta clase demuestre que podemos despreocuparnos realmente del volante.