Siemens Gamesa

Siemens Gamesa

Energía

La opa de exclusión sobre Siemens Gamesa, en duda por las pérdidas de 250 millones de su matriz Siemens Energy

La subida de la acción en un 25% y la innecesaria compra para controlar la empresa por parte del accionista mayoritario hacen saltar todos los resortes.

20 mayo, 2022 03:05

Noticias relacionadas

Surgen dudas sobre la opa de exclusión que dice Siemens Energy que está estudiando sobre el fabricante de aerogeneradores Siemens Gamesa, del que posee ya un 67%. No solo este se ha revalorizado en un 25% en pocos días, por lo que los alemanes tendrán que pagar mucho más que si no lo hubieran anunciado, es que además la situación financiera de Siemens Energy no les deja mucho margen de maniobra. 

Y, sin embargo, la división energética del gigante industrial alemán Siemens AG ha preferido dar pábulo a la posibilidad de hacerse con el 100% del fabricante de aerogeneradores. Es ya el accionista mayoritario y por tanto, tiene el control de las decisiones que se tomen en la compañía. 

"La estrategia de Siemens Energy para hacerse con el total de Siemens Gamesa es un poco extraña, me gustaría ver la cara que se les ha quedado cuando se les ha encarecido la acción desde el mínimo del pasado 10 de mayo, a 12,83 euros, hasta los 16,56 euros con los que ha cerrado hoy. ¿Por qué los alemanes van a pagar más por algo que valía menos?", señalan fuentes cercanas al fabricante eólico.

Revalorización de SGRE

Los títulos de Siemens Gamesa han cerrado este jueves con una nueva subida de más del 4%, con lo que acumulan unas ganancias de más del 17% en las últimas dos sesiones bursátiles, a la espera de la oferta pública de adquisición de acciones (opa) de exclusión de su principal accionista.

En concreto, las acciones del fabricante de aerogeneradores volvieron a brillar en esta jornada en bolsa, siendo el segundo mejor valor del Ibex 35, solo superado por Solaria.

A los actuales precios de mercado, el 100% de Siemens Gamesa estaría valorado en algo más de 11.279 millones de euros, por lo que una oferta por el 33% que controla Siemens Energy superaría los 3.722 millones de euros.

Pero, ¿para qué comprar si ya controlan la compañía? "Es otra de las dudas que surgen con este anuncio. Si quisieran vender autocartera en paquetes pequeños, inferiores al 3% para no tener que aflorar y notificarlo en la CNMV, ya solo con un 2,99% ingresaría 281 millones de euros gracias a la revalorización de estos días, una cifra que curiosamente se acerca a las pérdidas de Siemens Energy en el primer trimestre del año, 252 millones".

Pérdidas de Siemens Energy

Siemens Energy no está en sus mejores momentos. La división energética del gigante industrial alemán ha perdido 252 millones hasta marzo, frente a los 31 millones de beneficio que logró hace un año y los 240 millones de pérdidas del último trimestre de 2021, tiene un Ebitda ajustado negativo (-77 millones) y menores ingresos y pedidos.

"Y encima ha dicho que quiere hacer el pago de los más de 3.000 millones de euros que ya vale Siemens Gamesa en efectivo", añaden las mismas fuentes. 

Además, ha informado que las ventas y los márgenes de su actual año fiscal, que finalizará en septiembre, se situarán en el extremo inferior de la horquilla fijada y señala directamente con el dedo a la mala evolución del negocio de Siemens Gamesa. 

Siemens Energy espera que las ventas del ejercicio fiscal 2022 se sitúen en el extremo inferior del rango de previsiones, un descenso del 2%. Y en el margen sobre el beneficio bruto de explotación (Ebitda) antes de partidas extraordinarias no lo ve mucho mejor, pues prevé que también sea del extremo inferior del rango (2-4%).

"En el peor de los casos, se debería despedir al director financiero y después investigar a quien filtró la información, si realmente quería lanzar una opa de exclusión, si lo que se quería era mejorar el valor bursátil de la compañía, en ese caso, sí que lo han conseguido", concluyen las fuentes. 

Rumores desde hace un año

En mayo de 2021 también se tuvo que suspender la cotización de Siemens Gamesa ante los rumores de una posible opa. La noticia saltó en Financial Times, ahora en Bloomberg, donde los analistas señalaban que la dificultad de la compañía está en buscar opciones para desenredar al fabricante de turbinas eólicas que no levanta cabeza tras presentar profit warning (empeoramiento o revisión a la baja de los resultados) desde hace dos años. Y de ahí que se extiendan rumores de que la mejor opción es sacarla de bolsa para poder cambiar completamente su estructura.

Siemens Energy, escindida de su matriz Siemens y creada en 2020, se ha quedado con el negocio de renovables y gas y cuenta con una plantilla de 91.000 empleados en más de 90 países. Del fabricante de aerogeneradores posee el 67%, de cuyo accionariado salió Iberdrola en febrero pasado tras meses de desencuentros.