Sevilla

Las ciudades andaluzas han aprovechado la pandemia para acelerar procesos y tendencias. Asuntos como la administración electrónica, la recogida y gestión de grandes cantidades de datos para la gobernanza y el desarrollo tecnológico son la base de la transformación tecnológica.

Noticias relacionadas

Los alcaldes de Córdoba, José María Bellido, Almería, Ramón Fernández-Pacheco, y Granada, Luis Salvador, han participado en una mesa junto al director de Alsa en Andalucía, Valeriano Díaz, y el director general de Smart City Clúster, Daniel González.

Las estrategias y retos para el desarrollo de las ciudades en Andalucía han sido el punto de encuentro de los participantes de esta mesa redonda ha sido moderada por Gregorio Serrano, senior advisor de EY. El debate en torno a la ciudad inteligente, la eficiencia y la sostenibilidad ha destacado en el desarrollo del Foro Económico Español 'La Andalucía pos-Covid' en la Fundación Cajasol Sevilla, cita que organizan EL ESPAÑOL e Invertia.

Los alcaldes de ciudades como Córdoba, Almería o Granada han destacado algunas de las estrategias que están siguiendo para afrontar el cambio disruptivo que la pandemia ha exigido. Por su parte, Valeriano Díaz ha destacado la importancia del trabajo en equipo, así como un concepto que en Alsa ha sido crucial: "La contención del gasto".

Díaz ha confirmado que el sector de la movilidad ha tenido que colaborar estrechamente con la Administración. Ha puesto como ejemplo el caso de Almería: "Durante el confinamiento mantuvieron todo el transporte, el autobús ha sido la conexión para que la ciudad no estuviera absolutamente vacía". 

En ese sentido, Ramón Fernández-Pacheco, alcalde de Almería, ha tomado el testigo para incidir en que "la pandemia no ha venido a cambiar tanto como se piensa; se ha convertido en un acelerador de tendencias". Nuevos hábitos de consumo, una movilidad diferente y un cambio en el modelo de ocio. 

Por otro lado, las ciudades andaluzas están inmersas en un proceso de transformación que, en todos los casos, tienen como referencia el elemento de la inteligencia. Para Fernández-Pacheco, "el concepto Smart City está implantado en las grandes ciudades y todas lo aplicamos en alguna medida". Así, ha destacado que gracias a este cambio, "los ayuntamientos tomamos decisiones sobre la base de los datos, no a la intuición".

El alcalde de Córdoba, José María Bellido, ha abundado en este sentido: "No podemos desperdiciar los datos que recopilamos en todo lo que hacemos: desde la recogida de basuras a la movilidad". Es por ello por lo que su ciudad cuenta con un repositorio de datos a disposición de la Administración y los actores privados para mejorar la gestión.

Bellido ha puesto en marcha una delegación de transformación digital: "La administración electrónica es uno de los ejes insoslayables, no podemos seguir desperdiciando los recursos ciudadanos". Si para algo ha servido la pandemia, ha indicado el alcalde de Córdoba, es "para dar estos pasos necesarios en la transformación".

Por su parte, Luis Salvador, alcalde de Granada, considera que "no hay que hablar solo de Smart Cities, sino de ecosistemas" para entender el proceso de transformación de las ciudades en Andalucía. Las relaciones entre la Administración y los actores privados deben ser, según Salvador, "dinamizados por parte de los ayuntamientos" como entidad más cercana al ciudadano.

El alcalde de Granada ha hablad del proyecto Human tech en su ciudad: "Queremos ser un laboratorio para convertirnos en la California del Sur de Europa, aprovechando también las similitudes con Israel". Para ello es necesario identificar a los actores y tener un espacio para la innovación: "En nuestro caso tenemos a la Universidad de Granada, que en 2031 cumple 500 años" y con la que colaboran para el desarrollo de estas estrategias.

Por último, el director general de Smart City Clúster, Daniel González, ha querido destacar la importancia de la usabilidad en las herramientas: "Una aplicación que utilizan un millón de pymes o de ciudadanos se vuelve inoperante. Hay que simplificar implicando a diseñadores de experiencia de usuarios en la interacción con los ciudadanos". Esta es, según González, la clave para diferenciar "algo útil de algo que tengo sólo para decir que lo tengo".

Por último, ha destacado que se presenta una oportunidad "en la que no va a haber perdedores", en referencia tanto al desarrollo de las Smart Cities como en la recepción de fondos de la UE. "Va a haber gente que cometa grandes aciertos; hay que estar despiertos para conseguir dar un salto adelante".