Andrés Perelló no era una personalidad reconocible en la política nacional, pese a su larga trayectoria en el PSOE, hasta que se convirtió en el encargado de defender a Madrid para obtener el reconocimiento de Patrimonio Mundial. Hoy es alguien popular.

Noticias relacionadas

El Paseo del Prado y el parque de El Retiro, proyecto conjunto que ha sido bautizado como El Paisaje de la Luz, ya tienen el sello de la Unesco que los reconoce como "un lugar de la Tierra con un valor universal excepcional y que por tanto pertenecen al patrimonio común de la humanidad".

Perelló, natural de Buñol (Valencia), fue nombrado embajador de España ante la Unesco en 2018 por Pedro Sánchez. Pero antes ha sido alcalde de su pueblo, diputado en las Cortes Valencianas, senador y eurodiputado.

A su llegada a la Unesco, recogió la candidatura de Madrid a Patrimonio Mundial que comenzó a fraguarse cuando Ana Botella era alcaldesa de la capital. En ese propósito ha trabajado con tres ministros en Exteriores: Josep Borrell, Arancha González Laya y ahora con el recién nombrado José Manuel Albares

Victoria de muchos

El éxito de esta empresa se lo han querido atribuir muchos desde el domingo, cuando se conoció la noticia. De hecho, el ministro Miquel Iceta ironizaba en las redes sociales parafraseando a Napoleón: "La victoria tiene cien padres y la derrota es huérfana".

En conversación con EL ESPAÑOL, Perelló quita hierro al asunto y matiza que Iceta, con quien ha trabajado codo con codo en los últimos meses, se refería al esfuerzo colectivo de técnicos, ministerios y funcionarios.

Pero desde el presidente del Gobierno hasta el último concejal de Madrid, no ha faltado nadie a la hora de festejar el triunfo. José Luis Martínez-Almeida, el alcalde, tuiteaba: "Lo hemos conseguido". 

También Isabel Díaz Ayuso se felicitaba, y se hacía eco de una de las frases más sonadas del discurso de Perelló en su defensa de la candidatura: "¿Quién quiere ir al cielo si ya está en Madrid?".

Este domingo, algunos medios juzgaban la frase demasiado "cursi", y Perelló se justifica: "A la hora de defender la candidatura hay que ser pasional. Justo antes de mi defensa, tenía a 13 de 21 países en contra. Cuando terminé, todos fueron retirando su negativa hasta apoyar el proyecto por unanimidad".

Rita Maestre, por su parte, portavoz de Más Madrid en el Ayuntamiento, también celebró la noticia, pero atribuyendo la victoria a los gobiernos de Manuela Carmena y Cristina Cifuentes, cuando fueron remitidos los informes a ICOMOS.

Lejos de los partidos

Andrés Perelló resta importancia a las atribuciones partidistas: "No tienen mucho sentido, porque los técnicos del Ayuntamiento, que han hecho un trabajo excepcional, son los mismos y no cambian aunque cambie el color del partido que gobierne", afirma.

Y a continuación desmenuza en qué ha consistido su labor en los últimos meses: "Han sido meses de desayunar, comer y cenar con los embajadores que iban a evaluar el proyecto para tratar de asegurarnos su apoyo a Madrid. He tenido que dejarme la piel, viajar a muchos países y tender lazos de diplomacia con países con los que no teníamos ninguna relación, como Uganda. Al principio no contábamos con ningún apoyo, el domingo nadie se opuso y tuvimos 13 votos a favor, algo increíblemente positivo y unánime que no suele pasar", cuenta emocionado el diplomático valenciano de la Unesco.

Almeida y Ayuso, ayer en el Museo del Prado, antes de conocer la noticia. EP EP

"Hay que reconocer la labor de los técnicos del Ayuntamiento y de la Comunidad de Madrid, que son fantásticos. Este proyecto ha tenido tres alcaldes y dos gobiernos nacionales que han estado muy unidos para que saliera adelante, y esa unidad hay que ponerla en valor. La colaboración institucional, sin mirar el color, ha sido muy importante. Esta no es una victoria de ningún partido, sino que es una victoria de España como país", sentencia Perelló, que además de embajador también es el responsable de Justicia, Libertades y Nuevos Derechos en la Ejecutiva del PSOE.

Esfuerzo y recompensa

"Fue un shock que a dos semanas de defender la candidatura nos cambiasen justo a los ministros de Cultura y Exteriores, los dos de los que depende este proyecto", afirma el embajador. "Sin embargo, tanto Iceta como Albares se han volcado y se han interesado mucho por cómo se iban desarrollando los avances en todo momento. Han sumado todo lo que han podido", añade.

Ni siquiera Central Park, en Nueva York, o Hyde Park, en Londres, tienen el rango de Paisaje Urbano que acaba de adquirir El Retiro con este nuevo reconocimiento. Para Madrid, este distintivo supondrá un nuevo aliciente en la economía de la ciudad y un atractivo más para visitarla. "Atraerá turismo de calidad y cultural. Las guías de Patrimonio de la Humanidad de la Unesco son muy utilizadas internacionalmente. Es un plus que hemos ganado", señala. 

Perelló se muestra cansado por los últimos meses, que afirma que "han sido frenéticos": "No he parado ni una sola mañana o tarde". Estaba la dificultad añadida de la pandemia de Covid. La sede que estaba prevista este año era China, pero se decidió que la reunión decisiva no fuera presencial, sino on line, lo que obligaba a hacer un esfuerzo mayor, incluso de teatralización.

Perelló se muestra satisfecho y orgulloso. "Creo que hemos puesto las bases para un nuevo derecho ciudadano: el derecho a la belleza arquitectónica y paisajística en las ciudades", concluye.

Contenido exclusivo para suscriptores
3 meses por 1€
Accede a todo el contenido de EL ESPAÑOL por 1€ durante 3 meses, y después 5,99€ Sin permanencia

O gestiona tu suscripción con Google

¿Qué incluye tu suscripción?

  • +Acceso limitado a todo el contenido
  • +Navega sin publicidad intrusiva
  • +La Primera del Domingo
  • +Newsletters informativas
  • +Revistas Spain media
  • +Zona Ñ
  • +La Edición
  • +Eventos
Más información