Castilla la mancha PLENO

PP y Cs no llegan a un acuerdo para pedir al Gobierno regional mejoras en Sanidad

17 junio, 2021 16:43

El Grupo Parlamentario Popular y el de Ciudadanos no han sido capaces de llegar a un acuerdo en el pleno de las Cortes regionales de este jueves para presentar un frente común a la hora de reclamar el Ejecutivo regional una serie de mejoras en materia de sanidad. A modo de ejemplo, ambas formaciones han mostrado discrepancia en torno a los beneficios de la telemedicina.

Y es que los 'populares', que han presentado una propuesta de resolución relativa al programa de Atención Integrada de la Salud, no se han avenido a integrar en su iniciativa las cuatro enmiendas que la formación naranja ha formulado a su texto, a fin de hacer mayor presión.

El Grupo Popular, según ha detallado el diputado Juan Antonio Moreno Moya, ha reclamado incrementar las plantillas de profesionales sanitarios, garantizando las contrataciones para las sustituciones por periodos vacacionales, así como entablar un proceso de negociación con el colectivo de interinos.

De igual modo han exigido al Gobierno regional prohibir la realización de contrataciones laborales inferiores a un 50% de la jornada laboral para todos los profesionales que trabajen en el Servicio de Salud de Castilla-La Mancha, iniciar el reconocimiento de la carrera profesional para todos los trabajadores del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha, recuperar, de manera inmediata, la atención presencial en la Atención Primaria, y abrir de manera inmediata en el nuevo Hospital Universitario de Toledo.

En la defensa de la moción el diputado 'popular' ha arrancado su intervención aludiendo a la huelga convocada para este viernes por el colectivo de interinos, pidiendo al consejero de Sanidad, Jesús Fernández, que escuche a los convocantes pues el paro afecta a los usuarios de la sanidad regional.

Dicho esto, ha elevado del tono de la crítica para referirse a la directora general del Sescam, Regina Leal, que este miércoles aseguraba que se ha abierto ya la presencialidad en la Atención Primaria en todos los centros de salud de la región.

"Mas le vale que no la sacara a pasear. Cada vez que lo hace le pone en un compromiso", le ha espetado Moreno Moya al consejero, asegurando que es falso que se haya retomado la presencialidad en las consultas, acusando por tanto al Ejecutivo de manipular y engañar a la ciudadanía, pues ha señalado que, tras pedir cita en su centro de salud, le han dicho que la atención sigue siendo telefónica.

Por todo ello, ha planteado la moción registrada por su grupo como un documento para empezar a negociar con PSOE y Cs a fin de consensuar cambios estructurales en el sistema sanitario regional a fin de preservar a los profesionales porque "son el mayor activo de la sanidad de Castilla-La Mancha".

Cs, cuatro enmiendas

De su lado, el portavoz de Ciudadanos, David Muñoz Zapata, ha expresado la intención de su grupo de apoyar la moción del PP, en caso de que la bancada de Paco Núñez esté dispuesta a apoyar la Proposición de Ley que la formación naranja ha presentado para la recuperación de la Carrera Profesional Sanitaria en Castilla-La Mancha, pues considera que esta fórmula tiene mayor fuerza.

Cs tampoco comparte con el PP, como ha evidenciado Muñoz Zapata, el no aplicar la tecnología a la atención sanitaria, pues considera que, como se demuestra en el caso de Dermatología, los tiempos de espera se reducen de forma considerable.

Por ello, aunque si plantan recuperar, de manera inmediata, la atención presencial en la Atención Primaria, abogan por ampliar el alcance de aplicación de la consulta no presencial a aquellas asistencias que no requieran de atención presencial, como la renovación de recetas de medicamentos, e invertir en la tecnología necesaria para conectar la Atención Primaria con la Atención Especializada mediante sistemas de transmisión de signos vitales, contribuyendo todo ello a la reducción de las listas de espera.

Otra de las sugerencias que Cs ha querido colar en el texto del PP pasada por impulsar la conexión entre la Atención primaria y los servicios de cuidados paliativos con los servicios sociales y sociosanitarios, con el objetivo de conseguir un modelo integral de atención al ciudadano y procurar, en el caso de pacientes crónicos y frágiles, la mayor atención posible en sus domicilios.

La presencialidad, una realidad

Mientras, el diputado del PSOE José Antonio Contreras ha arrancado afeando las expresiones usadas por el parlamentario del PP a la hora de dirigirse a la directora gerente del Sescam, asegurando que han sido "desapropiadas para un representante publico".

Luego de asegurar que la presencialidad en las consultas de Atención Primaria son ya una realidad, ha apuntado que el actual Ejecutivo ha convocado más de 5.608 plazas de Empleo Público en sanidad, reduciendo el nivel de temporalidad por debajo de 10%.

De igual modo, ha puesto en valor las mejoras que aporta la telemedicina, así como el incremento presupuestario que el Gobierno regional ha acometido en Atención Primaria.

El hospital de Toledo, un acto de fe

En su turno de réplica, el portavoz de Ciudadanos ha asegurado que para la ciudadanía de Toledo todo lo que tiene que ver con el nuevo hospital supone todo un ejercicio de fe, y que ante tanta promesa fallida se han tornado "ateos", afeando al Ejecutivo regional su "opacidad" sobre esta infraestructura.

Y es que tras recordar que su grupo y le reclamó en el mes de febrero información, ha finalizado preguntando si es la falta de oxígeno o la falta luz lo que está ralentizando su apertura total.

Ha sido la intervención del diputado del PP la que ha puesto el punto y final a este primer asunto del pleno. Lejos de retirar sus palabras sobre la directora general del Sescam se ha dirigido a la bancada socialista para decirle que "tienen la piel muy fina".

"No me diga lo qué puedo decir o lo que es acertado o no de una señora que no ha pisado ni un centro de salud ni un hospital en pandemia porque donde debería estar es fuera de Sescam", ha manifestado.

Por último, se ha referido a la formación naranja para asegurar que le pide un "acto de fe" al invitarle a apoyar su proposición de ley sin conocerla.

Finalmente, la propuesta del PP ni siquiera ha recabado el apoyo de Cs, y se ha quedado en el camino con su único apoyo.