El Real Madrid llega lanzado a una nueva jornada de La Liga. El club blanco visita este domingo Cornellá para medirse contra el Espanyol y lo hace con la confianza por las nubes tras ganar al Sevilla el pasado fin de semana y encarrilar el pase a las semis de la Copa del Rey frente al Girona

Noticias relacionadas

El objetivo no es otro que sumar tres puntos más ya sea para no descolgarse del todo o recortar al Barcelona que jugará durante la tarde contra el Girona. Se resiste en dar por perdida La Liga el Real Madrid tras los últimos resultados y, sobre todo, por el cambio de mentalidad que han supuesto en el equipo. El Madrid tiene ahora otra cara y quiere confirmar sus sensaciones.

Los brotes verdes del Madrid

El sentir es diferente y, aunque se insiste en ir partido a partido, estos jugadores se han ganado el derecho a soñar por todo lo conquistado en el pasado. Los brotes verdes dan esperanzas y esos brotes no son otros que Vinicius, la vuelta del Modric 'Balón de Oro' y el regreso de los lesionados. Tres razones sobre las que apoyarse.

La joya brasileña volverá a ser titular y tendrá ante el Espanyol más una nueva oportunidad para demostrar que merece seguir en el once ante la vuelta de Bale y Asensio. Méritos le sobran. Además de Vinicius, Solari se agarra a Modric que ha vuelto a demostrar un nivel excepcional en los últimos encuentros, siendo protagonista ante el Sevilla.

Benzema se abraza con Vinicius EFE

El once del Madrid no alberga muchas dudas. La portería será de Courtois y en defensa todo apunta a que Reguilón volverá al lateral izquierdo entre tanto Marcelo empieza a dar atisbos de una mejoría. El centro del campo podría volver el tridente de lujo, ese que ha sido campeón de Europa tres veces seguidas y que conforman Modric, Casemiro y Kroos. El brasileño ha vuelto a ser tan contundente como antaño y el alemán, que volvió contra el Girona, regresó como si nunca hubiera estado de baja.

Vuelve la caballería en ataque

Arriba no se espera que Solari meta desde ya a Bale o Asensio en el once. La apuesta será un día más Lucas - Benzema - Vinicius, un tridente que cada vez se entiende mejor. La duda es si el galés y/o el mallorquín tendrán minutos desde el banquillo aunque todo apunta que será así. Más dudas hay en el caso de Mariano, también listo para volver, pero cuya recuperación ha sido más difícil que la del resto.

Bale se entrena en Valdebebas

Enfrente está un Espanyol venido a menos desde finales del 2018. Los de Rubi, que llegaron a estar segundos, llevan ocho derrotas en las últimas nueve jornadas. Unos números alarmantes y en dinámica de descenso que urgen una mejoría. El principal peligro es el delantero Borja Iglesias y el partido tendrá el atractivo de ver a un recién recuperado Mario Hermoso contra su exequipo, al cual tiene alguna posibilidad de volver el próximo verano.

Un nuevo Madrid se prueba en un estadio y ante un rival que, históricamente, no ha puesto en problemas al conjunto blanco. Debería no perder ojo el equipo que ya el año pasado cayó derrotado 1-0 allí. Los de Solari, sin comodines desde hace unas cuantas jornadas, quieren crecer.

Espanyol - Real Madrid

Espanyol: Diego López; Rosales, Naldo, Lluís López, Dídac; Marc Roca, Granero, Darder; Baptistao, Borja Iglesias y Sergio García -posible once inicial-.

Real Madrid: Courtois; Carvajal, Varane, Sergio Ramos, Reguilón; Modric, Casemiro, Kroos; Lucas Vázquez, Benzema y Vinicius. -posible once inicial-.

Hora: 20:45 - Movistar Partidazo / EL BERNABÉU.

Árbitro: Jesús Gil Manzano (Comité extremeño).

Información: Partido correspondiente a la 21ª jornada de La Liga que se disputará en el RCDE Stadium (Barcelona).

[Más información: El antes y el después de Isco ante el Espanyol]