El novio de María en el momento de su polémica reacción.

El novio de María en el momento de su polémica reacción. TVE

Famosos MINUTOSTV

La denigrante confesión en OT 2018: "María, echo de menos tu culo"

Operación Triunfo 2018 lo ha vuelto a hacer, y esta vez poniéndose a sí mismo la soga al cuello. Hacía tiempo que no me revolvía tanto en el asiento del bochorno como este miércoles. ¿Que por qué? Por las palabritas del novio de la concursante María (26 años) en su estrambótica visita. Ahí vamos con un aperitivo: "Si María sale hoy (expulsada), ¿de verdad quieres saber qué vamos a hacer? ¡Follar, follar!". Se me cerró el estómago de la repulsión. He llegado a la conclusión de que el programa fabrica las polémicas porque no es ni medio normal lo que pasa cada miércoles. Y que no me vengan con la cantinela de que son las redes sociales las que arman el belén.

Mire usted, no; en la gala 10 de OT ha pasado algo inadmisible -sobre todo, en un canal público y en un espacio tan feminista de entrada- y las redes han estallado como nunca: "¡Los directivos no deberían seguir mirando para otro lado!" Así como -añado yo- Roberto Leal (38) tampoco debería haberse partido la caja ante la bochornosa actitud de Pablo, el noviete de María.

Aquello era de todo menos gracioso. "Lo que más echo de menos de María es su culo. ¡Vaya culo!", le ha respondido el joven al presentador, creyéndose el más chulito del mundo y esperando un apoyo bravucón que no ha llegado. Así ha ocurrido todo: como viene siendo habitual con los nominados de cada semana, este miércoles tanto Marta como María han recibido a un familiar para darles ánimos, en el caso de que fueran expulsadas.

El fogoso beso de María con su novio.

El fogoso beso de María con su novio. TVE

La sorpresa ha venido cuando ha aparecido, hiperactivo, nervioso y tartamudeando, el novio de María. Lo que podría haberse quedado como un mal rato de nervios propio de alguien ajeno a las cámaras, ha cogido categoría de vejación y machismo en grado sumo cuando el menda ha abierto la boca. Hete aquí un (mal) ejemplo de un novio que lleva meses sin ver a su chica y solo se le ocurre reducirla a lo carnal: "Estás buenísima. No sé qué haces pero cada día estás más buena. ¡Vaya culo!" Todo, en directo ante cerca de dos millones de espectadores y ante un conductor de programa que solo sabía decir: "Qué arte". 

También es verdad que quien sigue a María, tan ultrafeminista y abanderada de la libertad -en general y sexual en particular- de las mujeres, presupone que a su lado debe tener a un señor con lenguaje inclusivo, respetuoso y que no sexualiza a la mujer. Pues no, María tiene a Pablo -una suerte de El Neng de Catefa- que nada más acercarse a su chica casi la tumba del fogoso beso que le ha plantado en directo. Hasta ahí, fíjate, resultaba tierno, pero pasen y vean las denigrantes frases que ha soltado el chaval, que no podía estarse quieto de lo estimulado que estaba. ¿De la pasión?

"María está haciendo un concurso mantecón"

"Estás buenísima. No sé qué haces pero cada día estás más buena"

"Echo de menos su culo"

"Si sale hoy, ¿de verdad quieres saber qué vamos a hacer? ¡Follar, follar!"

Instantes después, y entre las lindezas de Pablete, Leal le ha emplazado a abandonar el escenario para cerrar semejante capítulo. Debían estar quemándole el pinganillo a gritos. "¿Qué pasa, que me echas?", le ha preguntado Pablo al presentador para rematarlo: "Bueno, ¿pero antes puedo dar un abrazo a los concursantes?". Roberto, ya con la sonrisa de Mona Lisa -que ni sí ni no- le ha concedido el deseo y Pablo se ha abalanzado sobre el resto de concursantes, antes de saltar desde un altillo y caer más de un metro para marcharse del plató mientras gritaba: "¡Adiós, Mari! ¡Tía buena!".

El Stories de Pablo.

El Stories de Pablo.

No hace falta decir que las redes se lo han comido vivo y han escupido los huesos de Pablo. Y es que, casi todos los tuit iban dirigidos hacia el mismo sentido: ¿qué pinta alguien como María con semejante ser? A mí -me vais a permitir la maldad, por desengrasar un poco- me ha parecido el típico que, tras su aparición, entre bambalinas se ha lavado las manos: "Si sabéis cómo me pongo, ¿para qué me invitáis?" Es una broma, ya que Pablo, al ver que lo estaban quemando en la plaza pública más próximo al plató, ha colgado un Stories en Instagram defendiéndose: "Decir que querer follar con tu novia es machista, me flipa. Estáis tan confusos que os herís a vosotros mismos. Saludos". Insisto, juzgamos lo que vemos: a un tío que lleva meses sin ver a su chica y que lo primero que se le viene a la cabeza es su culo y acostarse con ella. A veces el silencio solo hay que romperlo si es para mejorarlo. Un consejo, María: con lo apañao que es Miki, tan mono y feminista. Hazme caso. 

Las actuaciones de Marta y María y sus defensas en redes 

Marta durante su actuación que la ha salvado de la expulsión.

Marta durante su actuación que la ha salvado de la expulsión. TVE

Esta semana la emoción se podía palpar desde casa en la academia de TVE. Ya van quedando muy pocos concursantes y la final -el próximo 19 de diciembre- se echará encima en breve. Este miércoles ha sido la última ocasión en la que el jurado ha nominado; la próxima semana habrá primeros finalistas. Las nominadas eran Marta y María, dos pesos pesados dentro de la casa; Marta por su imponente vozarrón y, hay que decirlo, María por sus polémicas y su actitud colchonera y rebelde. 

Antes de entrar a valorar sus actuaciones, me quiero detener en algo que he leído en Twitter y que me ha dejado sobrecogido: a la madre de Marta le han chapado su red social cuando ella únicamente estaba animando a las masas para que apoyaran a su hija. ¿Perdona? ¿Esa censura a santo de qué? Tenía que decirlo: todos somos Charo, la madre de Marta. Espero que Twitter rectifique con ella.

El caso es que las actuaciones de ambas han sido más que correctas: casi sublimes. Y eso en el caso de María es decir mucho. Con su tema Because the night ha vibrado y el jurado se ha puesto a sus pies. Hija, has tenido que ser la expulsada para demostrar que eres algo más que un alma feminista. Ya se lo ha hecho ver Manu Guix (38): "Puede que seas mejor o peor cantante, pero no dudes que eres artista". Qué mago de las palabras y qué sutileza a la hora de decirte que no vales un duro en OT. 

María, míralo por el lado bueno, ¿a ti no se te había despertado el instinto maternal en la academia? Pues tienes a tu chico deseando...verte: "Me siento súper afortunada de haber conocido a todos mis compañeros. A todo el equipo de Operación Triunfo, al público, a la gente que me ha votado. Gracias". 

La fría entrevista de Cepeda con Roberto Leal 

Cepeda durante su visita a 'OT 2018'.

Cepeda durante su visita a 'OT 2018'. TVE

Este miércoles ha visitado la academia el anterior concursante de OT en 2017, el cantante Luis Cepeda (29). Pese a las florituras que el presentador le ha puesto a su presentación -tildándolo tan de músico que parecía que iba a aparecer Elton John (71)- lo cierto es que las redes sociales lo han recibido con bastante indiferencia. Y es que, querido Cepeda, te estás labrando un futuro profesional un tanto turbio con esa actitud de perdonavidas que le pones a tu existencia. No llegas al público, pregúntate por qué. De entrada, decirte que ser concursante no es algo que denigre, lo digo por tu frase "Somos músicos antes que concursantes". No olvides que hace un año no te conocía nadie y que gracias a Operación Triunfo eres algo parecido a conocido en el mundillo. ¡Humildad! 

Nominadas: Marta y Sabela

Expulsada: María 

Salvado: Miki 

[Más información: OT 2018, sumido en el escándalo: el veredicto estaba tomado antes de empezar la gala en directo]