Ingrid junto a sus padrinos, Felipe VI, la princesa Victoria de Suecia, Martha Louise y el príncipe heredero Frederik de Dinamarca.

Ingrid junto a sus padrinos, Felipe VI, la princesa Victoria de Suecia, Martha Louise y el príncipe heredero Frederik de Dinamarca. Gtres

Casas Reales EN EL CASTILLO DE OSLO

La princesa Ingrid Alexandra de Noruega celebra su confirmación en presencia de Felipe VI

La hija mayor del principe Hakoony y Mette-Marit ha vivido un sábado cargado de emociones rodeada de familiares y amigos. 

Noticias relacionadas

La princesa Ingrid Alexandra de Noruega (15 años), hija de los príncipes herederos Haakon (46) y Mette-Marit (46), ha celebrado su confirmación este sábado en la capilla del Palacio Real de Oslo ante representantes de varias casas reales europeas, entre ellos el rey Felipe VI (51). Junto al monarca, que ha acudido sin la reina Letizia (46), han estado presentes los otros cinco padrinos de la princesa: su abuelo, el rey Harald V (82); su tía, la princesa Marta Luisa (47); los príncipes herederos Federico de Dinamarca (51) y Victoria de Suecia (42) y su abuela materna, Marit Tjessem.

Aparte de la familia real noruega al completo y las principales autoridades de este país nórdico -encabezadas por la primera ministra, Erna Solberg- han acudido a la ceremonia la princesa Mary de Dinamarca (47) y su primogénito, el príncipe ChristianLa ceremonia, siguiendo el rito luterano, ha estado oficiada por dos mujeres, algo inédito en una confirmación de un miembro de la realeza noruega: la obispo de Oslo, Kari Veiteberg, y la presidenta de la conferencia episcopal, Helga Haugland Byfuglien.

La princesa Ingrid de Noruega luciendo su 'bunad'.

La princesa Ingrid de Noruega luciendo su 'bunad'. EFE

Escasos minutos antes de que la princesa entrase a la capilla en compañía del Obispo de Oslo, muy sonrientes han llegado sus padres, a quienes se ha visto visiblemente orgullosos por este importante momento que, sin duda alguna, será recordado para siempre por Ingrid Alexandra. La confirmación es muy importante para la familia real, algo que demuestra el hecho de que esté retransmitida por dos canales noruegos. 

Lo cierto es que la presencia de Felipe VI no ha estado asegurada hasta prácticamente el último día, ya que todo dependía de la evolución de su padre, Juan Carlos (81). Todo hace indicar que, conocedor de su alta hospitalaria este sábado, el Rey ha optado por asistir a este importante acto completamente tranquilo por la salud de su progenitor. 

[Más información: Las fotografías oficiales del bautizo de Archie, el hijo de Meghan y Harry]