Sucesos Las gestiones de investigación llevadas a cabo por la Unidad Central de Ciberdelincuencia de la Comisaría General de Policía Judicial determinaron que los autores de las amenazas eran hermanos (una mujer y un varón), residentes en una localidad burgalesa, a los que el periodista había recibido en su despacho meses antes de que las amenazas comenzasen.

Detenidas dos mujeres en Miranda de Ebro, una de ellas por amenazar de muerte a un periodista

18 mayo, 2021 13:59

La Policía Nacional de Miranda de Ebro ha detenido a dos mujeres, siendo una de ellas la presunta autora de un delito de amenazas graves a un periodista. Con estos arrestos culmina una investigación que comenzó en el mes de febrero, cuando un periodista, denunció a la  Policía Nacional que durante más de un año había recibido en su cuenta de correo electrónico cientos de mensajes diarios. En ellos se vertían amenazas de muerte contra su persona, lo que le llevó a inquietarse no solo por su propia integridad, sino por la de su entorno, viéndose obligado a cambiar sus hábitos de vida.

Las gestiones de investigación llevadas a cabo por la Unidad Central de Ciberdelincuencia de la Comisaría General de Policía Judicial determinaron que los autores de las amenazas eran hermanos (una mujer y un varón), residentes en una localidad burgalesa, a los que el periodista había recibido en su despacho meses antes de que las amenazas comenzasen.

Posteriormente, agentes de la Comisaría Local de Miranda de Ebro establecieron un dispositivo de vigilancia que duró varias semanas con el objetivo de localizar y detener a los autores de dichas amenazas.

Durante la mañana del lunes 10 de mayo, con motivo de la presencia de las dos mujeres (hermanas) en la localidad mirandesa se organizó un servicio policial para proceder a su detención. Los agentes procedieron a dar el alto al vehículo en el que se habían desplazado hasta Miranda, aprovechando que una de ellas se había bajado del mismo. Si bien, la conductora, sin hacer caso a los requerimientos policiales, decidió darse a la fuga arremetiendo los vehículos policiales, así como contra varios agentes a los que intentó arrollar cuando intentaban detenerla, conduciendo a gran velocidad por calles peatonales, zonas escolares y saltándose las normas de seguridad vial, poniendo en grave peligro la seguridad del tráfico y de los viandantes.

Durante la huida, la detenida ocasionó daños materiales en varias terrazas de establecimientos hosteleros de la ciudad, así como en vehículos, colisionando también de forma intencionada con un coche patrulla. Afortunadamente, y pese a la espectacularidad de la huida y la alarma social que generó, no se produjeron daños personales de gravedad, si bien tres agentes de la Policía Nacional tuvieron que ser atendidos por los servicios médicos por las lesiones producidas durante la intervención. Finalmente, la mujer que se dio a la fuga fue interceptada en las inmediaciones del Hotel Tudanca ubicado en la carretera Nacional I donde fue detenida. Se le imputan sendos delitos de amenazas graves, coacciones, daños, conducción temeraria, atentado a agente de la autoridad y tentativa de homicidio.

Paralelamente, la otra hermana fue interceptada en la plaza de los Donantes de Sangre de la localidad mirandesa, resintiéndose también a su detención. Además del delito de amenazas denunciado por el periodista, se le imputa un delito de atentado a agente de la autoridad.

Tras pasar a disposición judicial del Juzgado de Instrucción de Guardia de    Miranda de Ebro, las detenidas fueron puestas en libertad.

Por su parte el hermano de las detenidas, está encartado en las diligencias como investigado por un delito de amenazas.