Sanidad

Abril registra la cifra más baja de fallecimientos en residencias de Castilla y León de toda la pandemia

1 mayo, 2021 20:36

El mes de abril de 2021, el décimocuarto de la pandemia del coronavirus, ha cerrado con los datos más reducidos en cuanto a fallecimientos en muchos de los registros que se pueden observar, como es el caso de la situación en los centros residenciales y en la estadística de mortalidad total vinculada al COVID-19 que ofrece el portal de Datos Abiertos de la Junta de Castilla y León.

El mes que ha concluido este viernes se cerró con 207 fallecimientos totales vinculados al COVID-19 --Número de personas fallecidas por COVID-19 (confirmados y compatibles con la enfermedad) observando el número de tarjetas sanitarias en cada zona básica de salud--, entre los que se incluyen 122 muertes en hospitales, solo una de ellas de un residente en centro de mayores o personas con discapacidad.

Aunque la cifra no se ha reducido todavía a cero, ese único interno de residencias de la Comunidad --concretamente de una de la provincia de León-- fallecido en abril supone una reducción del 89 por ciento con respecto a los nueve fallecimientos del mes de marzo de 2021 y una cifra mínima con respecto al peor mes de toda la pandemia, abril de 2020, cuando hubo 1.046 víctimas de residencias con COVID-19 confirmado, además de varios cientos más con síntomas compatibles.

Además, sí que se han reducido a cero los fallecimientos en las propias residencias, que en marzo de 2021, cuando ya era evidente la buena incidencia de la vacunación entre la población residente, ya solo se contabilizó uno.

Con todo ello, el balance de los 14 meses de pandemia es que un 43,2 por ciento de las personas fallecidas con COVID-19 --2.956 de un total de 6.836-- confirmado eran internos de residencias. El porcentaje se ha ido reduciendo ya que en mayo de 2020 llegó a suponer un 54,4 por ciento.

UN 40 POR CIENTO MENOS DE FALLECIDOS EN HOSPITALES

Las cifras mensuales de fallecimientos también reflejan una reducción de la mortalidad, ya que la cifra total de fallecidos en hospitales con COVID-19 en abril de 2021 (122) muestra una reducción del 40 por ciento con respecto al dato del mes anterior (202).

De este modo cabe tener en cuenta que si el ligero repunte de casos positivos y de incidencia del COVID-19 que se ha experimentado desde finales de marzo en la Comunidad se considera una 'cuarta ola' de la pandemia, ésta no ha supuesto siquiera un incremento de la mortalidad con respecto a los meses precedentes.

De hecho, abril de 2021 ha sido el cuatro mes con menos fallecidos en hospitales y residencias de toda la serie de la pandemia, solo por encima de junio, julio y agosto del pasado año, cuando no se superaron las 60 muertes en estos centros.

Así, abril de 2021 deja un balance acumulado de 6.836 fallecidos en hopsitales y residencias, de los cuales 5.691 perdieron la vida en centros hospitalarios y 1.145 en las residencias de mayores o personas con discapacidad.

Cabe añadir que hasta mediados del mes de junio se contabilizaron 1.105 fallecimientos de residentes --1.028 en los propios centros y 77 en hospitales-- con síntomas compatibles con los del COVID-19, ya desde entonces todas las muertes de las que informa la Junta de Castilla y León son con positivo confirmado.

Además, en la estadística de mortalidad total de COVID-19 que ofrece el portal de Datos Abiertos, se ofrece un registro de 10.872 fallecimientos vinculados con el COVID-19, de los cuales 207 corresponden al mes de abril, un 46 por ciento menos que el dato de marzo (384).

Con ello, abril de 2021 sería el mes con menor mortalidad por COVID-19 de toda la pandemia, por debajo incluso de los meses de verano de 2020, ya que agosto registró 263 muertes y julio, 264.