Sociedad Lo cuál significa que por segundo año consecutivo no habrá romería. La cofradía de Nuestra señora de San Antolín, Virgen de la Concha, comunica que la misa de romeros se realizara en Zamora, el lunes día 24 de mayo, festividad de la Virgen de la Concha en la iglesia de San Antolín a las 9 de la mañana.  Con el objetivo de no romper una tradición de más de siete siglos, la celebración de este año se reducirá a la eucaristía presidida por el Obispo de la Diócesis el lunes 24 a las 11:30h en la iglesia de Santa María la Real de La Hiniesta. En la Eucaristía estará presente la imagen de la Virgen de la Concha, patrona de la ciudad de Zamora. El aforo de la iglesia de La Hiniesta está limitado por las restricciones indicadas por las autoridades sanitarias (105).

Así será la celebración de La Hiniesta de Zamora: aforo reducido y sin romería

20 mayo, 2021 14:18

La Cofradía de Nuestra Señora de la Concha y el Ayuntamiento de La Hiniesta, tras las reuniones mantenidas en las últimas semanas y, teniendo en cuenta la situación que la pandemia ha provocado y las recomendaciones de las autoridades sanitarias, comunican que la celebración de la Romería de La Hiniesta el año 2021 está suspendida. Lo cuál significa que por segundo año consecutivo no habrá romería. 

La cofradía de Nuestra señora de San Antolín, Virgen de la Concha, comunica que la misa de romeros se realizara en Zamora, el lunes día 24 de mayo, festividad de la Virgen de la Concha en la iglesia de San Antolín a las 9 de la mañana.  

Con el objetivo de no romper una tradición de más de siete siglos, la celebración de este año se reducirá a la eucaristía presidida por el Obispo de la Diócesis el lunes 24 a las 11:30h en la iglesia de Santa María la Real de La Hiniesta. En la Eucaristía estará presente la imagen de la Virgen de la Concha, patrona de la ciudad de Zamora. 

El aforo de la iglesia de La Hiniesta está limitado por las restricciones indicadas por las autoridades sanitarias (105). En consecuencia, el acceso a la misma será restringido y una vez completado el aforo el templo cerrará sus puertas. 

En todo momento se cuidarán todas las medidas preventivas de seguridad, uso de Gel hidroalcohólico, mascarilla y distancia de seguridad. 

"Mantenemos viva la esperanza de superar esta crisis sanitaria y celebrar a lo grande la Romería el próximo año. Hacemos presente a todas las víctimas y enfermos de la COVID-19 y recordamos que tan importante es superarlo como no dejar a nadie atrás", remarcan desde la Cofradía.