Sociedad

Las asociaciones de mujeres de Salamanca trasladan a la subdelegada del Gobierno sus inquietudes y necesidades derivadas de la pandemia

2 marzo, 2021 16:45

Las asociaciones de mujeres de Salamanca han expuesto a la subdelegada del Gobierno, Encarnación Pérez, detalles de la problemática que afecta a las mujeres a las que atienden y su preocupación ante el agravamiento de algunas situaciones de vulnerabilidad como consecuencia de la pandemia.

Ha sido en el transcurso de la reunión telemática convocada por la Subdelegación del Gobierno para recoger sus impresiones y necesidades, a la que han acudido organizaciones dedicadas al apoyo a las mujeres que sufren violencia de género, prostitución, explotación sexual o trata, y que fomentan su incorporación al mercado laboral y la igualdad en todos los ámbitos.

Han participado: Cruz Roja, Cáritas, Asociación Plaza Mayor, Asociación “Beatriz de Suabia”, Asociación para la Prevención, Reinserción y Atención a la Mujer Prostituida (APRAMP), Asociación de Asistencia a Víctimas de Agresiones Sexuales y Violencia de Género (ADAVAS), y el Centro “Ave María”. A ellas se ha sumado también Plena Inclusión, para aportar la perspectiva de las mujeres con discapacidad, especialmente vulnerables.

Por parte de la Subdelegación, además de la propia subdelegada, ha asistido la responsable de la Unidad de Violencia sobre la Mujer, Raquel San Felipe, quien ha resaltado la importancia de la coordinación y colaboración con las administraciones autonómicas y locales en materia de violencia de género, y también con las asociaciones del tercer sector involucradas en esta lucha. Esta es precisamente la función de estas unidades, uno de los elementos de la red de recursos de los que dispone la AGE para luchar contra las distintas formas de violencia sobre la mujer.

Un compromiso compartido por el Gobierno y que se ha materializado en acciones como la activación del Pacto de Estado contra la Violencia de Género --que contempla una serie de iniciativas y de dotación económica para poner en marcha proyectos contra la violencia de género--; la aprobación y puesta en marcha, durante el estado de alarma, de una serie de medidas para proteger a las mujeres víctimas durante el estado de alarma tales como la declaración de servicios esenciales de los servicios de atención; o que se contemple, dentro del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, una línea para combatir la brecha de género.

La subdelegada también quiso aprovechar el encuentro para trasladar su reconocimiento y agradecimiento a todas estas asociaciones por el “gran trabajo” que realizan en favor de las mujeres que sufren algún tipo de violencia o discriminación.