Salamanca

Villamayor, una decidida apuesta por el medio ambiente y la calidad de vida a las orillas del Tormes

27 marzo, 2021 09:15

El Ayuntamiento de Villamayor de Armuña, presidido por Ángel Peralvo, desarrolla diferentes proyectos, de hondo calado medioambiental, con la firme decisión de proporcionar calidad de vida a los vecinos de este municipio del alfoz de Salamanca y bañado por el río Tormes. Los datos del INE colocan a Villamayor como uno de los municipios más jóvenes de la provincia, además de mantener un crecimiento sostenido de población en una provincia abocada a la despoblación.

El aumento de la población ha hecho que se haya roto con el concepto tradicional de pueblo y que ahora Villamayor sea sinónimo de una localidad donde conviven pasado, presente y futuro. Esto se observa claramente en el entorno creado por la convivencia entre edificaciones tradicionales y la modernidad de las zonas de nueva creación. Parques infantiles, aparatos biosaludables, el carril bici y el nuevo paraje recuperado en la ribera del río Tormes componen una atmósfera de ocio y deporte al aire libre para pequeños y mayores. Todos estos escenarios impulsan la vida activa y saludable que se puede llevar a cabo sin necesidad de salir del municipio.

Esta cultura de potenciar el medioambiente y la calidad de vida de su entorno fluvial comenzó en 2011, con una inversión prevista de 1,4 millones de euros, a cargo de la Confederación Hidrográfica del Duero (CHD), destinados a la recuperación sociambiental de la Ribera del Río Tormes a su paso por Villamayor. Ello con el fin de ordenar los diversos usos y la puesta en valor del río y su espacio ribereño para conseguir diversas alternativas sociambientales que, en estos momentos, encaja el Ayuntamiento.

Además, también se ha recuperado la vegetación ribereña, la mejora del hábitat faunístico ribereño, así como ofrecer una alternativa de ocio a los vecinos y visitantes dada conformación y dimensión del río Tormes en este tramo que se encontraba completamente degradado. Para ello, en estos momentos el Ayuntamiento de Villamayor acomete labores de limpieza, desbroce y acondicionamiento de caminos, aparcamientos y señalizaciones.

Todo el tramo de la ribera del Tormes, alrededor de 7,5 kilómetros, está recorrido por un sendero para uso peatonal y de tráfico rodado con cuatro áreas de aparcamientos estratégicos que limitan el acceso y tránsito de vehículos a motor por las zonas recuperadas, y sendas que encauzan la presión de los caminantes salvaguardando la fauna y la flora del entorno. Es un paseo diáfano, con el murmullo del río Tormes en su recorrido salvando pesqueras y sus rápidos, una vegetación bien cuidada, que permite acceder al río y disfrutar de su lecho como también de la pesca.

La riqueza y diversidad de la avifauna del río Tormes, que se puede contemplar en sus márgenes, es importante, sobre todo las especies propias de los grandes ríos peninsulares; además de la propias de lagos, parques y jardines, bien sean migratorias, nidificantes o invernantes. Entre ellas destaca el ánade real o azulón -la más común-, hasta negros cormoranes sin olvidarnos de la garza.

También hay que distinguir una importante vegetación de la rivera, sobre todo el sauce, el aliso y los fresnos, que aparecen junto a la flora acuática de plantas hidrófitas. Este conjunto de especies vegetales de río permite ilusorios y únicos cuadros de paisajes que moldea el sol y sus reflejos en el cauce del río.

La Aceña de La Moral



La Aceña de La Moral, un lugar con historia y belleza fluvial./ FALCAO



La Aceña de La Moral, que data del siglo XVII, es la única de las tres existentes en el término municipal de Villamayor que ha mantenido su estructura, convirtiéndose en referencia de todo este paraje tormesino, tanto por su belleza, historia como su variedad floral y faunística. Las otras dos, de Gudino y El Canto se modernizaron en el siglo XX para estaciones de bombeo para el regadío.

Esta estructura de La Moral, que aún se puede observar, está movida por el aprovechamiento del agua procedente de tres canales, que movían tres ruedas con ejes, que eran troncos de madera de peral, y ponían en marcha las tradicionales piedras del molino. En este tramo merece destacar La Isla, un arenal surgido a raíz de la construcción de La Aceña por su valor para acoger aves.

El Camino de La Moral estrena iluminación



Esta vía de comunicación, semipeatonalizada recientemente, y acondicionada en el su último tramo, dispone desde hace pocos días de iluminación, lo que sin duda mejora la seguridad del tránsito por ella. Se trata de una inversión sostenible y que respeta el medioambiente, asegura el alcalde, Ángel Peralvo . El Ayuntamiento de Villamayor ha instalado 65 luminarias autónomas que se recargan con la luz solar, y cuya iluminación inteligente garantiza el alumbrado de la vía durante la noche, no suponiendo un mayor coste en el gasto de energía eléctrica municipal. 



El Camino de la Moral, asegura Peralvo, "pretende en convertirse en una vía peatonal que una el casco urbano con la zona del campo de golf".  Tras el cierre al tráfico rodado y primera adecuación del firme en el último tramo, continuará transformándose para que sea "un espacio para la práctica deportiva, de paseo y de comunicación con la zona urbana de Vega de Salamanaca".

Un entorno para una calidad de vida superior



Un lugar para el ocio y el turismo en la urbanización Vega de Salamanca con su hotel y campo de golf



Villamayor de Armuña, junto a Santa Marta, es el único púeblo del alfoz que sus viviendas las lame el río Tormes. En este entorno privilegiado de fauna y flora fluvial, de paseos con un encanto superior, de respirar y gozar de la paz que da el agua de un río vivo, el susurro de los árboles y las aves que luchan contra la corriente, es donde el municipio de la 'piedra encantada de oro' tiene puestas sus miras de desarrollo, tanto de ocio, residencial y empresarial.

Pegado al río se encuentra el Campo de Golf Villamayor, hoteles lugares de ocio que hacen de este entorno un atractivo centro de atracción turística. Pero también es el Parque Tecnológico de la Universidad de Salamanca, donde están instaladas empresas punteras en la investigación, la ciencia y el desarrollo, convirtiéndose en el principal polo salmantino de I+D-i. No se debe olvidar en el lugar las nuevas urbanizaciones del Sector 14, Gudino y Vega de Salamanca, como también Los Almendros. 

Un municipio que invita a visitar su río, disfrutar de lugares de ocio y vivir por su calidad de vida

Las canteras de Villamayor, dignas de visitar

Todas las actuaciones que se encauzan desde el Ayuntamiento, relativa a Urbanismo, Medioambiente y Deporte, van encaminadas a ofrecer un hábitat moderno, sostenible urbanísticamente y dotado de todos los servicios en la búsqueda del asentamiento de una población joven y dinámica. Para ello, todas los trabajos de acondicionamiento de la ribera del río Tormes vienen acompañados de la creación de otras infraestructuras cercanas, como un nuevo campo de fútbol, mejora y transformación de jardines y parques -sobre todo en el Sector 14-.

La calidad del vida de este municipio armuñés, a escasos 4 km de la capital charra, conocida popularmente por ser la cantera de la piedra franca de Salamanca, es de sobra conocida. Actualmente es el cuarto municipio salmantino más poblado. La cercanía a la capital y las ventajas económicas a la hora de adquirir una vivienda fuera del núcleo urbano han permitido a Villamayor ampliar su población en los últimos años.

Una visita a este municipio tiene un alto interés histórico, cultural y medioambiental. Así, a raíz de la construcción de monumentos y palacios en la vecina ciudad de Salamanca se encuentran innumerables referencias documentales a la extracción de piedra para dichas obras en las canteras de Villamayor, algunas de las cuales aún se pueden visitar, además, se encuentran en las rutas por el patrimonio industrial minero de Castilla y León. 

Este viaje también se puede ver reconfortado por disfrutar del ocio y el deporte y la naturaleza. Es recomendable pasear, principalmente por la mañana, o al atardecer, por el Camino Canto que avanza al son del río Tormes, para dejar al alma en paz y al espirítu disfrutar de los encantos de las aves de río, de la música del agua y los brisas que mecen los fresnos y sauces según se avanza dando sentido a la vida en tiempos de agetreos y ruidos. Porque Villamayor sigue siendo la cantera de Salamanca. Lugar de origen de su piedra franca y, ahora también, un importante músculo de crecimiento económico, social y cultural salmantino digno para disfrutar y vivir.

GALERÍA DE FOTOS DE LA RIBERA DEL TORMES