Salamanca

El profesor 'youtuber': “En la nueva educación, el alumno es el centro”

29 septiembre, 2019 13:07

Con más de 3.600 suscriptores y subiendo, David Armenteros, profesor de matemáticas en el Colegio Amor de Dios, se han convertido en el profesor 'youtuber' de Salamanca. Y, precisamente, también de otros muchos lugares. Porque la plataforma donde cuelga los vídeos para ayudar en las cases a sus alumnos tiene una gran proyección. En una entrevista con NOTICASCYL SALAMANCA, David desgrana su metodología de trabajo, explica cómo la tecnología le ha ayudado a enseñar a sus estudiantes y se muestra agradecido y sorprendido porque sus vídeos en el canal 'Matemáticas Sin Más' pueden servir a más alumnos.

-¿Cómo surge la idea de enseñar a través de los vídeos?

-En el colegio siempre estamos haciendo muchas cosas. Yo soy el coordinador de Tecnologías de la Información y la Comunicación de la institución Amor de Dios y empezamos un programa de formación para profesores en el que utilizábamos la nueva tecnología porque era algo que realmente necesitábamos en el aula. Entonces, según iba descubriendo todas las cosas que iba teniendo, veía cómo aplicarlas para resolver los problemas que hay en clase.

Me encontraba con que no llegaba a los alumnos lo suficientemente bien, me costaba explicarles algunas cosas, conectar con ellos... Entonces, las tecnologías parece que les resultan interesantes y les llaman mucho. Y yo también he sido siempre muy de utilizar las nuevas tecnologías. Desde el principio de mi formación, cuando estaba en el máster de Secundaria, siempre me ha llamado la atención la utilización de las tecnologías en el aula. Y según iba implementándolas en las cases iba viendo que funciona bien. A los chicos les gusta, claro. Ya viven en un mundo tecnológico y que les acerques todo eso, les gusta.

Lo de YouTube fue porque uno de los problemas que siempre me encuentro es que los alumnos siempre me dicen que cuando yo les explico en clase me entienden. Claro, porque yo les digo que no pueden salir de clase con dudas. Que me pregunten. Entonces llegan a casa y me dicen que ahí ya no lo entienden. Yo me veía con el problema de que no estoy en sus casas y pensaba en cómo hacer para volver a contarles la explicación. Y como siempre trabajo con el proyector y todas las clases siempre quedaban guardadas, pensé que podía dejarlo todo registrado. Y qué mejor que Youtube, que es un canal fácil para ellos. Luego descubrí la metodología de clase inversa, 'Flipped Classroom', que se estaba poniendo muy de moda, sobre todo en Estados Unidos, y dije, venga, por qué no intentarlo.

-¿Cuáles son las principales ventajas de este método pedagógico?

-El hecho de que vean los contenidos primero en casa me ayuda mucho porque cuando llegan aquí ya lo han visto y yo ya puedo trabajar de otra forma con ellos. Ya vienen con las dudas y trabajo directamente sobre los problemas que tienen. No tengo que repetirlo otra vez todo, aunque evidentemente, tengo que hacer un repaso y asegurarme de que lo han trabajado, pero voy más directo a la dificultad. Eso me permite estar más centrado en solucionar los problemas, ayudarles y enseñarles. Es reestructurar completamente la clase.

También puedo trabajar a distintas velocidades. Por ejemplo, los que ya han visto el vídeo de YouTube pueden ponerse a hacer ejercicios, mientras otros lo van viendo. Entonces, yo voy pasando por los distintos sitios, voy viendo cuáles son los problemas, y ellos me preguntan. La nueva educación convierte al alumno en el centro de su propia experiencia. Los profesores solo somos un transmisor. Tenemos que ayudarles a llegar a los conocimientos. Ellos ya viven en un mundo en el que la información está ahí, y hay que enseñarles a localizarla para que aprendan ellos. Es interesante que sea un aprendizaje significativo.

-¿Disponen todos de ordenadores? ¿Usan otros dispositivos como auriculares?

-Sí, para escuchar los vídeos en clase usan auriculares. Nosotros trabajamos con Google que tiene una serie de equipos, que se llaman los 'Chromebooks', ordenadores especiales pensados para educación. No tienen memoria, se encienden rápido, se conectan a Internet y todo es digital. Trabajamos con cuentas de correo internas que almacenan todo en una nube y eso les permite a los alumnos acceder desde su casa. Aquí en el centro tienen acceso inmediato. También es importante el hecho de que yo les traigo los ordenadores, no vienen ellos. No es un aula de informática, es un aula de informática que movemos. Eso nos está ayudando bastante.

Alumnos que suspendían, pasan a aprobar y se interesan por la asignatura

-¿Cuál es la respuesta de los alumnos?

-Me sorprendí mucho con la primera clase que hice así el año pasado en Primero de ESO. Yo pensaba que era lo mismo, cambiando el formato de presentación. Pero les gusta. Por ejemplo, tenía un alumno que no, que no le gustaban las matemáticas y, con este método, pasó de suspender a aprobar y, además, a interesarle la asignatura. También ven que trabajas con ellos de forma más personalizada. Otro alumno, con un expediente de dieces que yo estaba muy contento con él, vino el último día de clase a darme las gracias y a decirme que a él nunca la habían gustado las matemáticas, y ese año le habían gustado. Pensé que habíamos llamado su atención. En cuanto a resultados, claramente mejoraron cuando hice los cambios. Y los padres también parece que están contentos.

-Entiendo que los objetivos están relacionados con sus clases, pero llega a más gente porque los vídeos tienen muchas visualizaciones. ¿Cómo es saber que está ayudando a más gente?

-La verdad que no lo esperaba porque yo lo he hecho siempre para mis alumnos. Ese era el objetivo. Ayudar a mis alumnos y trabajar con ellos. Me sorprendió cuando empecé ver que el canal crecía. Además eran los chicos los que me lo decían, eran ellos los que controlaban. Y se emocionaban más. Les gustaba ver cómo se movía y se sentían ellos implicados porque sabían que las cases eran para ellos.

El año pasado empecé a subir los exámenes de Selectividad para los alumnos porque no me daba tiempo a darlo todo y para que así pudieran trabajar mucho más en casa. Después me llegó un comentario de un alumno, que no es del colegio, y me decía que había aprobado Selectividad gracias a mis vídeos. Ahí me di cuenta de que esto estaba funcionando y fui más consciente. Me emociona saber que hay niños que están fuera y les puedes ayudar, pero es algo que no termino de abarcar de todo. Estoy muy agradecido a todos por todo lo que apoyan al canal. Me alegro de que les guste y si les está ayudando, mejor.

-¿Cómo lo vive el centro?

-En el centro estamos completamente implicados en todo esto. Cada uno escogemos las nuevas metodologías con las que queremos trabajar y sí que estamos en la digitalización de las aulas. Además, la Junta de Castilla y León promueve mucho la competencia digital. Es algo en lo que tenemos que educar a los niño y lo estamos trabajando. Yo soy muy atrevido en ciertas cosas, pero tengo un montón de compañeros que también hacen muchas otras cosas aquí. Lo que yo he hecho ahora, sí es más visual. El año pasado hicimos la formación para obtener los niveles de Google y la respuesta fue increíble. Todos estuvimos trabajando a una, porque somos un claustro, y los resultados fueron muy buenos.

-No solo está en YouTube, también en otras redes sociales. ¿Cuál es el uso que les da?

-Me encontré que a los chicos les costaba acceder al canal y pensé que tenía que incorporarme a las redes sociales. Esta misma semana he abierto Instagram. Sobre todo es Facebook el que tiene más seguidores. Twitter menos. Lo pongo para que tengan más facilidad para acceder a los vídeos. Me preocupa más la web que creé para que tuvieran una buena biblioteca y que pudieran contactar conmigo.

-¿Qué papel están jugando las administraciones en el desarrollo de nuevas técnicas educativas? ¿Deberían hacer más?

-La Junta, como te decía, está insistiendo en que los centros trabajemos las distintas competencias. Ahora ya no es una nota con lo que trabajamos, porque la Unión Europea está promoviendo que trabajemos con los alumnos por competencias. No es solo aprender contenidos, sino que los alumnos sean competentes. Ya no vivimos en el mundo en el que tú enseñas a un alumno unos contenidos. Ahora necesitamos enseñarles el para qué de todo. Desde la Junta sí están moviendo este trabajo por competencias y creo que está bien. Nos cuesta pero es interesante.

Además, en el área de nuevas tecnologías hay un ranking digital. Nos ponen un nivel mínimo y tenemos que demostrar que llegamos. Eso es un prestigio para los centros. Nosotros el año pasado subimos de nivel. Pasamos de un nivel tres a un nivel cuatro sobre cinco. Queremos seguir trabajando para mejorar eso porque sabemos que es algo que necesitan nuestros alumnos.

Los alumnos van cambiando y nosotros tenemos que ir adaptándonos

-¿Se te han ocurrido nuevas ideas para aplicar las nuevas tecnologías a la educación?

-A mi no me gusta estar parado. En todo el tiempo que llevo enseñando es raro el año en que yo repito algo. Voy cambiando cosas constantemente. Creo que los alumnos van cambiando y nosotros tenemos que ir adaptándonos. Mis clases han cambiado completamente. Los contenidos son los mismo, pero la forma de transmitir creo que tiene que ir variando. No sé por dónde iré. Ahora llevo poco tiempo con esto de Youtube. Me gustaría trabajar digitalmente las matemáticas, pero hay pocas herramientas. Estoy trabajando en esto. Si en unos meses encuentro algo que me parece interesante, mejorará la clase para que los alumnos aprendan más. Que es lo que tenemos que hacer.

-¿Cree que un alumno puede en el futuro cumplimentar su formación reglada solo desde casa?

-La parte humana la considero importante. Cuando implemento la tecnología no estoy pretendiendo que me sustituya. Venir a clase, plantarles un ordenador a los chicos y ya está. Ellos ven el vídeo y yo estoy a otra cosa. No. Es un complemento, algo que me ayuda a mejorar las clases, pero esto tiene que ser un todo. Es más, tampoco mis clases son 100% con el ordenador. Si no vamos a conseguir que un alumno no sepa escribir. Y que estén pegados a un ordenador tampoco me parece interesante. Creo que también es muy importante el trabajo en grupo y hay que promoverlo. Ellos cuando salgan de aquí van a trabajar con más personas. No creo que llegue a pasar eso nunca. Hay cosas de la formación magistral que siguen siendo necesarias y otras cosas que tenemos que saber incluir.

-¿Tiene objetivos propios para el canal, que siga creciendo y convertirse en un referente dentro de este segmento en YouTube?

-La proyección no es algo que yo esté buscando. Los chicos me han dicho que hay canales por ahí, pero no los he visto nunca. Que el menaje llegue a más gente y esté ayudando sí me gusta, pero no es mi objetivo. Yo no quiero se reconocido internacionalmente ni todas esas cosas. Si yo lo que quiero es que mis alumnos aprendan...

https://www.youtube.com/watch?v=hJC9Osf-EJc#action=share