León

Borja Iglesias y el árbitro, tarde de ‘pasión’ para la Cultural

31 marzo, 2018 20:22

La Cultural y Deportiva Leonesa salió derrotada este sábado de ‘pasión’ del Reino del León ante el Real Zaragoza con un solitario gol de Borja Iglesias en el minuto 26 (0-1). Tarde soleada aunque muy fría en el feudo culturalista, que ha presentado un gran entrada, dado que el club decidió promocionar el partido entre los socios, habida cuenta de su importancia. El duelo ante los maños ha sido el primero de los cuatro que el entrenador culturalista tiene que ver ‘desde la Barrera’ por su controvertida acción contra el Albacete. Antonio Martínez y Mario Ortiz, novedades en su once.

La Cultural quiso mandar desde el principio aunque el conjunto maño lució galones enseguida. En el 3’, gran acción de Borja Iglesias que recibió suelto en la frontal y filtró un fantástico pase con el exterior hacia Pombo que se plantó ante Palatsí y no pudo superarle. Muy rápido el portero de la Cultural para contener un fuego que acabó de sofocar Víctor bajo palos.

El Zaragoza volvió a aparecer tras un córner forzado por Iglesias en el minuto 7, brillante en el juego de espaldas. El balón puesto al corazón del área acabó con un remate alto de Guti. Emi respondió a los tres minutos asomándose por la esquina izquierda del área grande del portero zaragocista, Álvarez. Finalizó alto. A partir de ahí, la Cultural comenzó a mover el balón con mayor criterio y a alargar sus ataques.

El el 18’ ese dominio cristalizó en la mejor ocasión del cuadro cazurro. Transición que condujo Señé por el carril del ‘ocho’, apertura para Victor, y el lateral la puso al primer palo con mucho peligro donde apareció Antonio Martínez para obligar al guardameta zaragocista a lucir reflejos. La respuesta visitante no se hizo esperar. El excelso Borja Iglesias protegió la bola en la frontal del área, amagó, la pisó, se hizo hueco y sacó un remate cruzado que necesitó de lo mejor de Palatsí para evitar el tanto. El 9 zaragocista, cedido por el Celta, está haciendo muchos méritos para volver a la disciplina del cuadro gallego y, por qué no, compartir dupla con el probable mundialista Iago Aspas.

De hecho, en el 26’, Iglesias encontró las cosquillas a los centrales de la Cultural, pugnó con Zuiverloon y definió con tanta suerte como clase al segundo palo, donde no pudo sacarla Víctor. Jarro de agua fría para la parroquia leonesa.

Tras el gol, también fue el lateral zurdo culturalista quien templó un buen balón a la cabeza de Rodri en el 31’. El menudo delantero cazurro no pudo imprimirle intensidad a su remate. Cinco minutos más tarde volvió a intentar la ‘Cultu’ equilibrar el luminoso del Reino de León. Señé recibió entre líneas, encaró al central por el perfil diestro del área grande y sacó un flojo remate que detuvo Álvarez. Después, una gran combinación entre Emi y Señé a punto estuvo de acabar con el catalán delante del portero, pero el argentino se equivocó en la última devolución. Zuiverloon a la salida de un córner también inquietó a Álvarez antes del descanso.

En la segunda parte, la Leonesa salió decidida a por el partido. De la Barrera ordenó la entrada de Iván Salvador y la retirada a Antonio Martínez. En el 55’, intercambio de ocasiones con el mismo protagonista. El de siempre. Borja Iglesias remató desviado de volea contra la portería rival y después sacó bajo el arco propio un buen cabezazo de David García a la salida de un córner. A balón parado Zuiverloon encontró el cuero y también una zona cercana a la mano de un defensa maño. No señaló nada el árbitro.

Y el enfado de la afición leonesa con el trencilla fue ‘in crescedo’. En el 65’ se negó a pitar un catedralicio penalti sobre Rodri que recibió un empujón por detrás cuando estaba en disposición de colocar las tablas. Y dos minutos más tarde, expulsó a Zuiverloon por doble amarilla tras cometer una clara falta en la frontal. Era amarilla, lo que encendió del todo a los leoneses fue que dejó seguir la acción y Palatsí desbarató el remate de Pombo. Entonces, el árbitro volvió para conceder saque de falta tras haber dado la ventaja.

La Cultural trató de buscar la igualada con más corazón que efectivos. Mientras, el Zaragoza quiso dormir el partido a través de la posesión, aunque no lo consiguió del todo. Así, entraron Marcos y Guarrotxena tratando de darle otro aire al equipo. En esas, llegado el 81’ se igualaron las fuerzas. Grippo vio la segunda tarjeta amarilla por un falta en la frontal que botó Emi Buendía por encima del larguero. La grada se metió de lleno en el juego y la ‘Cultu’ se volcó. Sin embargo, las ocasiones en el tramo final no terminaron de llegar el Zaragoza se llevó los tres puntos del Reino de León con lo justo. Un poco de Borja Iglesias y otro poco del arbitraje.