Burgos

De la Rosa urge a la contratación de sanitarios ante la complicada situación de Burgos y pide limitar al "extremo" el contacto social

12 noviembre, 2020 18:51

El alcalde de Burgos, Daniel de la Rosa, pidió hoy a los burgaleses limitar “al extremo” el contacto social ante el elevado número de casos COVID-19 y las nuevas restricciones de movilidad impuestas por la Junta. Aunque admitió que no se puede descartar el confinamiento domiciliario, aseguró que todavía no se haya llegado a ese escenario, pero consideró que el Gobierno central debería replantearse un cambio en el estado de alarma por si fuera necesario.

En una comparecencia, celebrada hoy de forma telemática, el alcalde se dirigió a los ciudadanos burgaleses para que “interioricen” esta medida y opten por permanecer en sus casas “siempre que sea posible”, recordando que es necesario “corregir la tendencia”, y a partir de ahí ver qué otro tipo de medidas complementarias podría llevarse a cabo. 

Al respecto, señaló que opciones como el confinamiento perimetral de Burgos o incluso el confinamiento domiciliario son temas que se tratarán en la reunión que mantendrán a las 20 horas con el ministro de Sanidad, Salvador Illa y la Junta de Castilla y León para abordar la situación de Burgos ante el aumento de la incidencia de contagios.

“Es actual decreto ley que regula el estado de alarma no permite a las Comunidades Autónomas confinar domiciliariamente. De ser necesario, en los próximos días el Gobierno de España tal vez debiera replantear un cambio en la literalidad de dicho decreto”, dijo. En este punto hizo mención a la suspensión de otro tipo de actividades económicas, o incluso de la asistencia presencial a los centros educativos, y aunque matizó que no están aún en ese “escenario”, recordó que son medidas que no se pueden descartar “a corto o medio plazo”. 

En este punto recordó que Burgos tiene una tendencia “francamente negativa”, indicando que tiene más de 900 casos positivos por cada 100.000 habitantes en los últimos siete días. 

Al respecto, pidió a los ciudadanos que eviten “concentrarse” en las entradas de los bares, recordando que las medidas de la Junta permiten ofrecer bebida y comida para llevar, pero advirtió del riesgo que supone consumir en grupos estas consumiciones en las puertas de los establecimientos. “Entendemos que los establecimientos se tengan que reinventar, pero eso es una cosa, y otra consumirlo en la puerta del local con otras siete u ocho  personas”, añadió.

Con el fin de evitar esto, y velar por el cumplimiento de las medidas sanitarias, el Ayuntamiento reforzará la presencia policial en las calles, con nuevos mensajes de megafonía desde mañana y la publicación de un nuevo bando municipal para recordar estas medidas. 

A preguntas de los medios, el alcalde aseguró también que se suspenderá la actividad física a puerta cerrada en los centros municipales, y matizó que los espectáculos deportivos u oficiales dependen de la Junta de Castilla y León. 

Asimismo quiso hacer un llamamiento a la “serenidad, responsabilidad y calma” de la ciudadanía y añadió que confía en que los burgaleses van a saber “estar a la altura”. Sin embargo, en este punto recordó que no se trata solo de una “responsabilidad” de los vecinos, y subrayó la importancia de que todos los Gobiernos autonómicos del país cooperen, a fin de “trasladar confianza y seguridad”. 

“No se trata de crispar ni de intentar usar la pandemia como arma arrojadiza”, subrayó. Al respecto aseguró que “por suerte” la cooperación de la Junta de Castilla y León con el Ayuntamiento de Burgos es “inmejorable”.

Más personal sanitario y test masivos



Por otro lado, con respecto a la situación del sistema sanitario, De la Rosa señaló que es “prioritario” que la Junta “contrate, incorpore y recicle a más personal de madera inmediata”. Tal y como trasladó al Gobierno autonómico en una carta, considera que es “especialmente preocupante la carencia de facultativos médicos” para atender el elevado número de pacientes con COVID-19. Una situación que asegura también que “impide la correcta asistencia sanitaria al resto de enfermos de gravedad”, por lo que pide que se “agilice” la contratación de más personal médico y su reasignación en la medida que sea posible. 

Asimismo, se alegró de la decisión notificada hoy por la Junta de realizar test masivos en la ciudad de Burgos en los próximos días, y que se llevarán a cabo en diferentes puntos de la ciudad. Además, ante el aumento de quejas por las largas colas en la enfermería del Coliseum, lugar donde se están llevando a cabo las pruebas PCR, aseguró que se mejorarán los protocolos a fin de evitar esta situación.