Región

Una reforma constitucional para delimitar el papel de las Diputaciones

30 enero, 2018 14:31

El vicepresidente de la Junta de Castilla y León, José Antonio de Santiago-Juárez, ha defendido este martes que se acometa una reforma de la Constitución de 1978 en la que se avance en clarificar competencias, introducir el concepto de lealtad institucional y delimitar "con precisión" el papel de las diputaciones.

De Santiago-Juárez ha considerado oportuno abordar ahora la reforma de la Constitución en la jornada 'SomosCyL' organizada por El Mundo-Diario de Castilla y León, donde ha referido a las modificaciones que, a su juicio, son necesarias sobre el título VIII a pesar de que, como ha reconocido, el modelo territorial atraviesa actualmente por la "mayor de las crisis imaginable" con "tensiones" tanto "recentralizadoras" como "independentistas".

No obstante, el vicepresidente de la Junta ha considerado que abordar la reforma constitucional es "necesario", ya que es una norma votada únicamente por los mayores de 58 años, un punto en el que ha defendido modificaciones cada dos generaciones para que sientan la norma "como suya".

De este modo, ha defendido que impulsar cambios en la Constitución no es más difícil ahora que hace 40 años cuando España salía de una dictadura, carecía de cultura democrática y ETA y el Grapo estaban en "pleno apogeo".

De Santiago-Juárez ha detallado las modificaciones que, a su juicio, son necesarias únicamente en la referente al título VIII sobre el modelo territorial. Así, ha defendido la importancia de introducir el concepto de lealtad institucional, algo "fundamental" en un país descentralizado en el que "sin lealtad" se va al "garete".

En segundo lugar el vicepresidente de la Junta ha señalado la importancia de introducir los principios del sistema de financiación, en concreto que sea "transparente, justo y solidario" para avanza en un modelo que sea capaz de garantizar la igualdad de los españoles. En este punto ha defendido que 17 comunidades autónomas "son demasiadas" para 40 millones de habitantes.

José Antonio de Santiago-Juárez ha insistido además en la necesidad de "definir y clarificar con precisión" el reparto de competencias, tras lo que ha considerado importante que la Constitución delimite "con precisión" las funciones de las diputaciones, ya que, a su juicio, se podría permitir su supresión en aquellos territorios en los que haya un bajo número de municipios de menos de 500 habitantes.

No obstante, ha defendido la necesidad de que se mantengan en comunidades con Castilla y León donde el 74 por ciento de los municipios tienen menos de 500.

Por último, el vicepresidente de la Junta ha considerado importante además que se incorporen en la Carta Magna los mecanismos de colaboración horizontal entre comunidades autónomas y vertical, es decir, de éstas con el Estado. Entre ellos cree básico incluir la Conferencia de Presidentes, al tiempo que ha defendido la importancia de crear otra conferencia en la que únicamente estén presentes las autonomías.

Para De Santiago-Juárez esta reforma del título VIII de la Constitución sería un buen elemento de progreso tanto para España como para las autonomías, un punto en el que ha defendido que sea el Senado la Cámara para su representación y ha afeado que la Comisión para la revisión del Modelo Territorial se haya creado en el Congreso.

Portavoces

El vicepresidente de la Junta ha abierto esta jornada, un discurso tras el que ha tenido lugar una mesa redonda en la que han participado todos los portavoces parlamentarios para analizar la política omo elemento de progreso.

Así, el portavoz de IU, José Sarrión, ha insistido en lo que "no" es progreso, un punto en el que ha lamentado la "precarización" del mercado laboral, el "sometimiento" de la economía al "delirio" de las multinacionales, la "entrega" de los recursos naturales o la "brecha salarial".

Por su parte, el portavoz de Ciudadanos, Luis Fuentes, ha insistido en que el progreso dentro de la política se basa en avanzar para impulsar medidas que mejoren la calidad de vida de los ciudadanos. "Poner a las personas en el centro de la política", ha defendido.

El portavoz de Podemos, Pablo Fernández, ha defendido que es "evidente" que el "progreso" se centra en mejorar la calidad de vida de los ciudadanos y ha abogado por aprovechar los "recursos y potencialidades" de Castilla y León.

Asimismo, el portavoz del PSOE, Luis Tudanca, ha centrado su discurso en la despoblación, una situación que no es la "causa" de la falta de progreso sino la consecuencia, por lo que ha insistido en trabajar para atajarla porque "sólo se progresa cuando se piensa en grade".

Por último, el portavoz del PP, Raúl de la Hoz, ha insistido en la coincidencia entre todos los parlamentarios en torno a un sentimiento de "orgullo" por pertenecer a Castilla y León, por lo que ha abogado por acometer un trabajo conjunto para impulsar medidas que hagan que Castilla y León "crezca".