Celebración del gol de la victoria del Hércules ante el Intercity.

Celebración del gol de la victoria del Hércules ante el Intercity.

Hércules CF SEGUNDA RFEF

El Hércules triunfa en la locura (1-2)

El equipo blanquiazul, que sufre tres expulsiones, vence al Intercity con un gol de Chuli en el minuto 94 cuando se encontraba en inferioridad numérica. Bikoro, el hombre del partido.

12 septiembre, 2021 22:53
Alicante

Noticias relacionadas

Pues si no es un derbi, el Intercity-Hércules se parece mucho a esos clásicos partidos de máxima rivalidad, en los que el corazón destroza a la pizarra. El encuentro, primero de la historia entre ambos equipos, dejó cuatro expulsiones, acciones polémicas, roces en la grada y un final apoteósico para el conjunto de Sergio Mora, que logró el tanto de la victoria en el último suspiro y con solo nueve jugadores cuando su rival tenía 10.

A pesar de dispararse en sus rodillas y un pie con las expulsiones y en el regalo del gol del empate, el equipo blanquiazul, salió triunfador de una situación extrema para delirio de su hinchada, prendiendo la mecha de la ilusión tras lograr algo más que un triunfo.

El partido se convirtió desde el primer minuto en un campo de minas que se llevó por delante a aquellos jugadores que no supieron controlar su sistema nervioso. En un pulso de trinchera y bayoneta emergió la figura de Bikoro, con energía para sostener el medio campo del Hércules y proyectarse en ataque. 

Disputa por un balón en el encuentro entre el Hércules y el  Intercity.

Disputa por un balón en el encuentro entre el Hércules y el Intercity.

El africano descerrajó el partido con un espectacular cabezazo y su pelea alocada y suicida, ya en el ocaso, permitió a Chuli encontrar un balón para anotar el 1-2 cuando más empujaba el conjunto local.

El partido arrancó frío y lento, como si los dos equipos reservaran fuerzas a la espera de la batalla. Solo las chispas que saltaban entre los jugadores rompían en tedio hasta que Pedro Sánchez, que ya se había ganado una tarjeta por protestar, fue expulsado por un codazo a Álvaro, otro de los jugadores subidos de revoluciones.

Apenas unos minutos antes, el colegiado, protagonista involuntario, perdonó la roja a Eric por un codazo a Álex Martínez ya sin opción de pelear el balón. Hasta ese momento, el Hércules era ligeramente superior a un Intercity errático con el balón y sin finura en ataque.

La superioridad numérica despertó al grupo de Siviero, que tuvo su mejor ocasión en un remate de Marí despejado con reflejos por Adri. El guión se repitió en la segunda parte, hasta que una arrancada de Nico acabó con la expulsión de Rofino. El equilibrio de fuerzas revitalizó al Hércules, que poco después marcaría por medio de Bikoro tras una acción a balón parado.

El tanto obligó al Intercity a dar un paso adelante. La entrada de Benja creó peligro y dudas en la zaga del Hércules, al que su capitán Raúl metió en un nuevo lío al ver la segunda amarilla por buscar un piscinazo en el área rival. De nuevo con superioridad, el Intercity comenzó a manejar los hilos del partido con Carmona como director del juego.

Los 'hombres de negro', que ya habían intuído las dudas de Adri en el juego aéreo tras un remate de José García que salió fuera por poco, comenzaron a colgar balones al área hasta que el meta erró en uno y dejó el balón en bandeja para que Benja marcara a puerta vacía.

Inicio de la segunda parte en el partido en el Antonio Solana.

Inicio de la segunda parte en el partido en el Antonio Solana.

El viento, de nuevo, cambiaba de rumbo y era ahora el Intercity el que parecía decidido a ir a por la victoria ante un Hércules embotellado, agotado y sin salida. Sin embargo, un balón peleado hasta el límite por Bitoro provocó un fallo en cadena de la defensa local que aprovechó Chuli para batir a Manu Herrera con un disparo cruzado.

El gol desató la locura y provocó la segunda amarilla de Tano Bonnin en la celebración, por lo que el Hércules afrontó el descuento con ocho jugadores. El bombardeo local duró apenas tres minutos, en los que el equipo de Mora tiró de orgullo y oficio para resistir y sumar tres puntos de oro ante un rival que nunca tuvo claro cómo descifrar las trampas que le planteó el partido.

Ficha técnica:

1 Intercity: Manu Herrera; Ortiz (Alexis 65'), Rofino, Álvaro Pérez, Ferroni; Eric (Alemán 75'), José García (Cristian 75'), Marí, Coco (Josiel 65'); Carmona y Viguera (Benja 65').

2 Hércules: Adri López; Solbes (David Sánchez 46'), Tano, Diego Jiménez, Álex Martínez; Raúl, Bikoro, Toscano, Nico (Chuli 76'); Pedro y Raúl González (Sergi Molina 86').

Goles: 0-1, min. 60: Bikoro; 1-1, min. 89: Benja Martínez; 1-2, min. 94: Chuli.

Árbitro: Moreno Muñoz (Comité murciano). Expulsó con roja directa a Rofino (59') y con doble amarilla a Pedro (24' y 29'), Raúl (29' y 82') y Tano (4' y 94'). También amonestó con amarilla a Juanma Ortiz, José García, Eric y Raúl González.

Incidencias: partido disputado en la Ciudad Deportiva Antonio Solana ante 1.200 espectadores.