LAS ENTRAÑAS DEL NEGOCIO SANITARIO

Ribera Salud ordenó negociar los precios de los medicamentos en función de las comisiones

"En toda negociación es tan importante conseguir el mejor precio como aportación para b2b salud", dice una circular interna.

El hospital de Alzira, controlado por Ribera Salud.

El hospital de Alzira, controlado por Ribera Salud.

"En toda negociación es tan importante conseguir el mejor precio, acuerdo de docencia, como aportación para b2b Salud". La frase define a la perfección el modelo de comisiones que ha implantado en sus hospitales Ribera Salud a espaldas de la Administración. Y procede, según ha podido confirmar EL ESPAÑOL, de una circular suministrada por el mayor concesionario sanitario de España a los jefes de Servicio de los hospitales públicos que controla.

El pasado martes, este diario informó de cómo Ribera Salud deriva beneficios millonarios (3,3 millones netos en seis años) generados por la actividad hospitalaria a una central de compras sin que la Conselleria de Sanidad tuviera conocimiento de ello. A raíz de esta información, la Generalitat Valenciana ha pedido a Ribera Salud datos de sus cuentas. Según la empresa, su filial funciona como un tercero, igual que un servicio de lavandería, seguridad o catering que habitualmente están prestados por empresas externas.

Sin embargo, la documentación consultada por EL ESPAÑOL dice lo contrario, y refleja cómo Ribera Salud primaba de forma sistemática a todos los proveedores que aportaban a su plataforma e intentaba sacar de sus hospitales a aquellos que se negaban a aportar su porcentaje.

Circular de b2b a la que ha tenido acceso EL ESPAÑOL.

Circular de b2b a la que ha tenido acceso EL ESPAÑOL.

Instrucciones a su personal

"Todos somos b2b Salud". Así reza el primer punto del "protocolo de actuación en la negociación con proveedores" que Ribera Salud suministró a los jefes de servicio de sus hospitales. "En las negociaciones, sea quien sea el que negocie, debe de representar a 2b2 salud como elemento clave en la negociación de compra". La frase es importante, ya que va destinada a personal sanitario que nada tiene que ver con filial que alcanzó este año una facturación bruta de 4,5 millones de euros.

"Es imprescindible que los proveedores entiendan que es necesaria la firma de un contrato-acuerdo para poder trabajar con los hospitales de Ribera Salud". Como ya avanzó este diario, son esos contratos confidenciales los que recogen los "rappels de ventas" confidenciales firmados entre ambas partes. "En caso de no llegar a acuerdos con b2b salud, se buscarán alternativas (siempre que sea posible) a los productos de dicho proveedor", prosigue el documento.

De forma paralela, la empresa instauró una norma que impedía a los visitadores médicos acceder libremente a sus instalaciones. En el momento, la medida se justificó para impedir que sus regalos a los médicos fueran capaces de corromper a la plantilla. Así que ahora, los comerciales de las farmacéuticas tienen que solicitar permiso para acceder a la Dirección de la empresa.

"Aportaciones a la fundación"

Los documentos internos consultados por EL ESPAÑOL desvelan la voracidad de la central de compras y la voluntad de dejar fuera de los hospitales públicos que controla a todos aquellos proveedores que, pese al precio de sus medicamentos, no aportan a "la plataforma".

El acta de b2b en el que explica su estrategia.

El acta de b2b en el que explica su estrategia.

"Por otro lado -dice el documento- identificará los proveedores de diálisis y Osteosíntesis de Alzira que no aportan a b2b salud. La finalidad sería ver qué recorrido queda con el resto de los proveedores con el fin de saber si seremos capaces de cerrar el año con un 80% de penetración. Una vez identificados estos proveedores, iniciar las acciones oportunas (negociación de nuevo acuerdo o cambio de proveedor hacia uno de la plataforma)".

El documento relata que en el apartado de Farmacia, "Paula retomará el contacto con los laboratorios con quienes no hay acuerdo para identificar quienes podrán aportar a la fundación y así valorar dicho importe. De momento hemos pasado una estimación. Paula pide estar al día de los avances de la Fundación".

Preguntada por este diario en varias ocasiones, Ribera Salud mantiene -y así lo constata el organigrama oficial del holding- que no tiene en su esfera ninguna fundación. Es una práctica común que tanto hospitales públicos como privados mantengan fundaciones vinculadas para canalizar donaciones, que se suelen canalizar en formación y estudios médicos. Sin embargo, la ley estipula que esas donaciones no pueden ser finalistas; es decir, tienen que responder al ánimo filantrópico y de cooperación de las farmacéuticas y no pueden estar relacionadas de forma directa con su voluntad de hacer negocio en los centros médicos.

En este caso, la concesionaria de los hospitales valencianos ha declinado aportar su versión sobre la referencia en este documento en sendas ocasiones a la palabra "fundación", si se trata de un error tipográfico en referencia a su plataforma o tiene una explicación distinta.

"Donaciones a la plataforma"

En otro documento consultado por este periódico en el marco de esta investigación periodística, es una farmacéutica la que hace mención textual a las "donaciones". "A continuación y en documento adjunto le presentamos oferta para los productos de nutrición enteral, con el fin de participar en exclusiva con nuestras dietas en el consumo de sus hospitales. Además de los descuentos especificados, sobre todos los productos nutricionales efectuaremos la donación acordada a la plataforma. Dicha cantidad se liquidará en períodos semestrales o anuales, en función de su conveniencia".

Comunicación comercial de Abbott y factura.

Comunicación comercial de Abbott y factura.

Quien escribe estas líneas es Donelio G, gerente del Área Este de Abbott Nutrición Internacional, filial de una de las compañías farmacéuticas más importantes del globo, que cotiza en Estados Unidos. En un solo mes, julio de 2016, esta compañía retornó después 2.500 euros "por los servicios prestados a través de la plataforma".

A las preguntas de este diario, el laboratorio ha declinado explicar a qué responde la supuesta "donación" de la que habla el documento, si se refiere, utilizando de forma equivocada esa palabra, a la comisión de ventas pactada con la plataforma, o si por el contrario, hace referencia a una práctica distinta. El matiz es importante, ya que de otra forma podría incumplir las normas españolas sobre competencia.

Portavoces de Abbott Nutricional han asegurado desconocer este documento fechado en febrero de 2016 -se les ha hecho llegar la comunicación referida- a pesar de que en él se facilita además el contacto del delegado de la firma en Alicante "para resolver cualquier duda o aclaración". "La única relación contractual para productos nutricionales entre Abbott y b2b salud está reflejada en un contrato firmado por los representantes legales de ambas compañías y fechado en julio de 2016", explican desde el laboratorio.

"En este contrato no hay ninguna referencia a conceptos como exclusividad de los productos o donaciones", sostiene Abbott para mantener que "todas las actuaciones de Abbott son respetuosas con el código de conducta de FENIN (Federación Española de Empresas de Tecnología Sanitaria), el propio de Abbott y con la legislación española".  

Por su parte, Ribera Salud también ha sido preguntada por este periódico sobre todos los aspectos que se incluyen en esta información. Y haciendo uso de su derecho de réplica, ha solicitado que su versión -que deja sin contestar la mayoría de las preguntas realizadas por este diario- aparezca íntegra y sin apostillar, como figura en este enlace.