INVESTIDURA

Iglesias deja en manos de sus bases si habrá un gobierno Sánchez-Rivera o elecciones

El partido morado hará dos preguntas a sus simpatizantes entre los días 14 y 16 de abril. 

Iglesias junto a su Ejecutiva durante la rueda de prensa.

Iglesias junto a su Ejecutiva durante la rueda de prensa. Efe

Pablo Iglesias acaba de anunciar en el Congreso de los Diputados una consulta a sus bases de Podemos sobre la formación de Gobierno. El partido morado hará dos preguntas a sus simpatizantes en los próximos días. Esta es la respuesta de Iglesias y los suyos al "inmovilismo" que a su juicio demostraron PSOE y Ciudadanos en la reunión a tres de este jueves. 

La consulta a los militantes de Podemos se celebrará entre los días 14 y 16 de abril y los resultados se darán a conocer el día 18. Según ha explicado Iglesias, "lo que digan las bases es un mandato". Estas son las preguntas que Podemos hará a sus 392.000 simpatizantes: 

-¿Quieres un gobierno basado en el pacto Rivera-Sánchez?

-¿Estás de acuerdo con la propuesta de Gobierno de cambio que defienden Podemos, En Comú Podem y En Marea?

A lo largo de toda su alocución, Iglesias ha insistido en remarcar que el PSOE y C's les han cerrado la puerta a un acuerdo a tres. Y ha hecho hincapié una y otra vez en que "nosotros hemos cedido". Según su tesis, el documento de 20 propuestas presentado en la reunión del jueves incluye "20 cesiones".

"No sé qué más podemos hacer", ha dicho Iglesias, lamentando que Ciudadanos sólo estuviera dispuesto a hacer "retoques" en su pacto con el PSOE y no a remodelarlo profundamente.

Según Iglesias, las desavenencias son fundamentalmente económicas y el PSOE y Ciudadanos acudieron a la reunión sin ninguna cesión, por lo que no hay alternativa a la consulta a las bases. 

En cualquier caso, Iglesias cree que a partir del día 18 aún habrá tiempo para llegar a un acuerdo sobre las bases de la consulta a sus inscritos, en la que probablemente se exigirá de nuevo un Gobierno de PSOE y Podemos.

Sánchez tendría que decidir entonces si rompe con Ciudadanos y busca el apoyo de Podemos y los independentistas catalanes o si asume el coste de la repetición de las elecciones aferrándose al pacto con Rivera.