Cataluña

Puigdemont avisa que la independencia “va en serio"

El Govern ha conseguido prorrogar los presupuestos de 2015 gracias al apoyo que ha recibido de cinco diputados de la CUP.

El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont.

El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont. Efe

“Se han dado cuenta demasiado tarde de que la independencia iba en serio”. El president de la Generalitat, Carles Puigdemont, ha usado esta frase del poeta Jaime Gil de Biedma para mostrar a la oposición su determinación a tirar adelante la ruptura con España durante su primera sesión de control como líder de la Generalitat.

Puigdemont ha confirmado la disposición a aplicar la actual hoja de ruta de JxS, que implica preparar la secesión durante los próximos 18 meses. “Hemos venido a preparar un Estado en 18 meses con las máximas garantías jurídicas”, ha afirmado. Puigdemont ha respondido así a la petición del Gobierno en funciones de suspender la comisión parlamentaria sobre el proceso constituyente. “No es agradable tener que aplicar el mandato democrático bajo la amenaza constante del Estado”, ha añadido. “Pero la democracia no tiene ninguna otra manera que cumplir los mandatos ciudadanos que a través del Parlamento”.

El president ha renunciado a intentar negociar una mejor financiación para Cataluña, tal y como le propone Ciudadanos. “No está en nuestro programa”, le ha contestado a la líder de la oposición, Inés Arrimadas. “Aún así, estaremos atentos a sus movimientos y sobre todo al éxito de los mismos”, ha añadido. “Nos parece un gran error que el Govern renuncie a una de sus obligaciones: intentar mejorar la vida de los catalanes”, le ha contestado Arrimadas. “Creemos que España está cambiando y los catalanes no podemos quedarnos al margen”, ha añadido.

A pesar de su determinación, Puigdemont ha reiterado su disposición al diálogo con el próximo Gobierno central. “No confunda nuestra negativa a negociar una mejor financiación con nuestra disposición al diálogo permanente”, ha afirmado. “Nos gustará mucho si algún día hay un Gobierno español que nos invita a exponer aquello que nos han mandado los ciudadanos”.

Ante el complicado escenario que plantea la investidura de un presidente del Gobierno, Puigdemont les ha emplazado a seguir el ejemplo de Junts pel Sí y la CUP. “Tomen nota de cómo hemos hecho las cosas en Cataluña”, ha asegurado el president, que ha afirmado que mantiene “contactos” con el Gobierno en funciones para “resolver las cosas del día a día”.

La CUP prorroga los presupuestos

Después de sembrar dudas durante el martes, el grupo parlamentario de la CUP ha permitido al Govern prorrogar los actuales presupuestos. El diputado Albert Botrán aseguró el martes que su grupo seguramente se abstendría en la votación, pero finalmente han emitido 4 votos a favor y 5 abstenciones que permiten a JxS prorrogar las cuentas actuales.

El resto de grupos se ha opuesto a la prórroga. También CSP, que se había planteado abstenerse. Después de que este grupo parlamentario anunciara que finalmente votaría 'no', los diputados de la CUP han salvado a JxS con sus votos. A pesar de su apoyo, los anticapitalistas han matizado que esta votación no significará que apoyen los futuros Presupuestos. La diputada Eulàlia Reguant ha ligado los votos favorables de la CUP a que el Govern esté aplicando la resolución rupturista y a que haya empezado a trabajar en la creación de las tres leyes básicas de la desconexión.

Medidas sociales

Puigdemont ha ligado la aprobación de nuevas medidas sociales a la aprobación de unos nuevos presupuestos. El president ha explicado que la ampliación de ciertas medidas, como la Renta Mínima de Inserción, requerirán de la aprobación de nuevas cuentas. “Nuestro interés es ampliar el espectro de gente que lo recibe pero necesitamos una serie de millones de euros”, ha explicado. “No es lo mismo tener unos nuevos presupuestos que una prórroga de los actuales”

Puigdemont también ha negado que el acceso a esa ayuda se vaya a condicionar al conocimiento del catalán, tal y como explicaron algunos medios durante la semana pasada. "Quien tenga objetivamente derecho a la RMI, la tendrá, sin tener en cuenta de dónde viene, lo que piensa ni qué lengua habla".

“Nuestro programa no es el de la CUP”

El president también ha querido marcar distancia con la CUP. “Nuestro programa no es el de la CUP”, ha respondido a las acusaciones de Xavier García Albiol (PP) de ir de la mano con la formación anticapitalista.

Puigdemont también se ha desmarcado de los anticapitalistas al asegurar que el proyecto de BCNWorld sigue en marcha. “Ni mucho menos es un proyecto muerto. Está muy vivo”, ha afirmado. Una de las principales reclamaciones de la CUP durante las negociaciones con JxS fue precisamente paralizar este macrocomplejo hotelero y de ocio. Cuando JxS presentó su propuesta de acuerdo a la CUP, el pasado 22 de diciembre, aseguró que ese complejo se “paralizaba a todos los efectos”.

Puigdemont ha querido mostrar una “defensa nítida” del proyecto ya que, según él, cuenta con el apoyo de la mayoría de agentes sociales y económicos de la zona. “Aún así, usted es consciente de las condiciones con las que hemos iniciado la legislatura”, ha respondido Puigdemont al líder del PSC, Miquel Iceta.