SÓLO ÉL TENÍA FIRMA

Pujol sacó un millón de euros en billetes de su cuenta en Andorra

El juez halla pruebas de que el ex president movió dinero en el extranjero cuyo origen no era una herencia.

Jordi Pujol, durante su comparecencia ante el Parlament

Jordi Pujol, durante su comparecencia ante el Parlament Getty Images

El expresidente de la Generalitat, Jordi Pujol, sacó de su cuenta oculta de Andorra 1.145.000 euros en efectivo en un solo día, dejando el saldo en negativo. Este movimiento se hizo el 28 de octubre de 2010 en la cuenta que abrió en el banco Andbank en el año 2000 bajo la titularidad formal de su hijo Jordi Pujol Ferrusola, a quien utilizó como un mero testaferro.

En un auto al que ha tenido acceso EL ESPAÑOL, el juez de la Audiencia Nacional José de la Mata confirma que la cuenta en la que apareció un manuscrito del ex 'molt honarable' manifestando que el dinero era suyo y que, en caso de defunción, tendría que ir todo a su mujer, Marta Ferrusola, efectivamente es de él. Pero va más allá. Pujol i Soley era la única persona con firma autorizada, es decir, el único facultado para hacer movimientos en ésta. Por tanto, las transferencias y salidas del dinero tenían que ser ordenadas por él.

En la resolución, el magistrado se basa en la documentación remitida por las autoridades andorranas en el marco de la causa que investiga el origen de la fortuna del primer hijo del matrimonio Pujol-Ferrusola, Jordi Jr.

El instructor explica que en 2010, el primogénito abrió una cuenta con un único ingreso de 307 millones de pesetas (1,8 millones de euros) en Banca Reig, integrada posteriormente en Andbank. En el contrato de operativa confidencial consta un único titular con firma autorizada.

Se trata de la rúbrica bancaria que da poder para realizar movimientos en la cuenta. Ésta no es la firma oficial sino la escritura manuscrita y con letras del número de cuenta. Precisamente se utiliza este formato en las entidades bancarias de paraísos fiscales para que el titular real de la cuenta -que no tiene por qué ser el que consta en la apertura de la misma- puede hacer movimientos sin dejar ninguna huella.

La firma autorizada queda reflejada en una cartulina de firmas y sólo quien la haya escrito puede dar órdenes y realizar movimientos. En la cuenta en la que Pujol i Soley entregó un manuscrito reconociendo ser el dueño de los fondos, tal y como publicó EL ESPAÑOL, sólo hay una firma autorizada y el juez acredita que era del expresidente catalán.

El juez no cree al ex president

El magistrado explica en su auto que el manuscrito del ex president "está firmado por Pujol i Soley de dos formas, su propia grafía y el número de la cuenta manuscrito y en letras, tal y como consta en la cartulina de firmas".

En esa misma cuenta, además de la citada salida de efectivo de 1,1 millones de euros en una sola tacada, se realizaron otras cuatro disposiciones. De ellas, el juez resalta una el 3 de junio de 2010 por importe de 149.943 euros, cantidad que finalmente se ingresa en la cuenta de la que es titular Josep Pujol Ferrusola, otro de los hermanos, recientemente imputado por un delito de blanqueo de capitales.

Lo que Andorra no ha podido certificar es la procedencia del dinero con el que se abrió la cuenta porque el ingreso se hizo en efectivo. Pese a ello, De la Mata tiene claro que no se trata de una herencia de Florenci Pujol, tal y como aseguró el expresident en un comunicado hecho público en julio de 2014. "No consta la realidad del legado mismo salvo por estas manifestaciones de Pujol i Soley, y el comunicado referido es en sí mismo un mero relato, sin contenido determinante alguno, ya que de otra manera contendría datos tales como la cantidad del legado, el lugar -'extranjero'- en el que se encontraban esos fondos, etc., acompañado de documentación que corrobore tales afirmaciones”.

La herencia, ahora de Ferrusola

El instructor recalca que la versión del clan Pujol sobre su patrimonio oculto a la Hacienda española no encaja porque "no parece ajustarse" a los movimientos de las cuentas corrientes abiertas por los miembros de la familia en Andorra.

Además, "en este procedimiento no se ha aportado documento alguno que justifique que los capitales se relacionan con una herencia atribuible a Jordi Pujol i Soley", subraya el instructor.

De la Mata también destaca que la versión de la herencia resulta contradicha porque "en Andorra se afirmó por los miembros de la familia que el dinero provenía de una herencia, pero de la rama familiar de Marta Ferrusola Llados".

Los datos aportados por las autoridades andorranas ponen en evidencia al clan Pujol al verse reflejadas distintas e incompatibles versiones sobre el origen del dinero, todas ellas inverosímiles.

Tras el análisis de los datos en su poder, el juez también ha podido comprobar que los Pujol Ferrusola perfeccionaron su metodología para canalizar el dinero negro después de que se mejoraran los sistemas de prevención de blanqueo de capitales. "Comenzaron a utilizar sociedades instrumentales, principalmente Jordi Pujol Ferrusola, para el cobro de las comisiones ilícitas, porque además éstas eran más sencillas de generar para los pagadores, teniendo además beneficios fiscales, al ser considerado como un gasto y soportar IVA".

También mediante esta metodología han podido individualizarse, según el auto, "operativas en las que los miembros de la familia Pujol Ferrusola parecen repartirse comisiones, como son los casos relacionados con las sociedades Bagernorte SLU y General LAB, donde aparecen cobrando dinero Oleguer Pujol Ferrusola mediante la sociedad Drago Real Estate Advisors, a Jordi Pujol Ferrusola mediante Iniciatives marketing i Inversions y a Pere Pujol Ferrusola mediante Blau Consultoría".

Los datos enviados por Andorra se han incorporado a la causa iniciada contra Jordi Pujol Ferrusola tras la declaración de su amante, Victoria Álvarez, de que había llevado en varias ocasiones mochilas repletas de billetes de 500 euros a Andorra. En este asunto, hay varios empresarios imputados por haber pagado a Jordi Jr. por trabajos presuntamente no realizados y hace unas semanas el juez imputó a Josep y Pere Pujol Ferrusola por un delito de blanqueo de capitales.

La Fiscalía Anticorrupción ha solicitado que la investigación al ex presidente catalán y su mujer abierta en el Juzgado de Instrucción número 31 de Barcelona por la supuesta herencia se acumule a la instruida por De la Mata al entender que existe conexidad entre ambos asuntos.