El Español
Vivir
|
Gastrosalnés

Senta na Herba: una terraza con encanto, coctelería y música en directo en Meaño

El jardín de la Quinta de San Amaro acoge este proyecto que arrancó el año pasado y regresa este verano con novedades y convertido en uno de los "place to be" de la comarca do Salnés
Rubén Solla, impulsor de Senta na Herba.
Thalia García
Rubén Solla, impulsor de Senta na Herba.

Sumergida en pleno valle del Salnés, la Quinta de San Amaro es todo un referente hostelero y gastronómico en las Rías Baixas. El año pasado, una de sus zonas ajardinadas fue el espacio elegido para la puesta en marcha de un nuevo proyecto ligado a la esencia de este acogedor hotel & restaurante: Senta na Herna, una terraza con encanto, coctelería y conciertos en vivo que busca convertirse en unos de esos lugares imprescindibles para visitar durante cada temporada estival. 

Al frente del proyecto se encuentra Rubén Solla ―que ya había trabajado durante años en el restaurante de la Quinta―, quien reconoce que se trató de "una idea espontánea" con la que se buscaba "potenciar el servicio de bar-cafetería, tanto para clientes del hotel como gente que pudiese venir de fuera". Así fue como confeccionaron un espacio al aire libre, entre rincones naturales de sol y sombra, donde ahora la gente puede acudir acompañada de familiares, amigos e incluso mascotas (zona pet friendly al igual que el hotel), a disfrutar de la tranquilidad y el mágico entorno que proporciona la Quinta de San Amaro en Meaño. 

Entre cócteles y buen ambiente

Coctelería en Senta na Herba. Foto: Cedida

Senta na Herba regresa esta temporada con una nueva estética, pero sin perder ni un ápice de su esencia. Esta terraza con encanto en la Quinta de San Amaro se encuentra envuelta en un jardín de gran belleza y elementos arquitectónicos que le confieren una personalidad desbordante, como el emblema acristalado en forma de hórreo del espacio o su homónimo tradicional que también logra captar las miradas de clientes y visitantes. Además, las vistas hacia el valle y viñedos de Albariño del Salnés se suman a la hora de crear un ambiente idílico para disfrutar de un buen cóctel o combinado en las tardes-noches de verano. 

Este año, la carta de bebidas de Senta na Herba ha ampliado su oferta. Los clásicos, como los mojitos o caipirinhas, se mantienen pero sumando alguna que otra variedad, como es el caso de los daikiris de plátano. "Es una fruta más diferente a las que se suelen utilizar en cócteles, pero creemos que la combinación funciona", comenta Rubén. "Lo bueno es que la gente casi siempre se deja recomendar y le apetece probar cócteles nuevos", añade. Al margen de los combinados populares, el cartel del espacio se completa con las famosas fórmulas de autor, con el ron da herba, gin da herba y whiskey da herba encabezando las propuestas más arriesgadas. "A veces nos piden alguna cosa que no está en carta y si tenemos la posibilidad y los medios lo hacemos (...) Jugamos con esa flexibilidad y atención".

https://www.instagram.com/sentanaherba

La otra pata más del negocio la conforman los "Juernes de Senta na Herba" , una jornada dedicada a la música en directo. "Este año en principio tenemos fijados los jueves de nuevo", afirma Solla. "Igual de cara al final de temporada podemos sorprender con algún concierto fuera de fecha, sobre todo para darle una clausura animada a la terraza", admite el encargado de Senta na Herba. Por lo general estos conciertos en directo tienen una duración de entre 2 y 3 horas, amenizadas por grupos locales de versiones, artistas con temas propios y músicos emergentes. "Nos gusta traer artistas que están empezando, ayudarlos y darles la posibilidad de que se vayan rodando", asegura Rubén. Por lo pronto, a partir de julio la terraza abre sus puertas a diario (menos los lunes) y puede ser ya visitada entre las 18 y las 23 horas hasta jueves; y a partir de las 16 horas de viernes a domingo.

En el horizonte de Senta na Herba

Terraza Senta na Herba, Meaño. Foto: Cedida

Fuera de la oferta musical y coctelera, Rubén Solla nos confiesa que esta temporada traerá novedades al jardín de Senta na Herba. "Hay tormentas de ideas constantemente", reconoce su impulsor. "Este año, por ejemplo, queremos introducir una cata de vinos una vez por mes" agrega. Además, tal y como reconoce Solla, la intención es que este tipo de eventos funcionen siempre bajo reserva, para de ese modo poder gestionar mejor la organización de los mismos en función del número de personas que participen.  

Con estas iniciativas, desde el equipo de Senta na Herba buscan seguir potenciando la versatilidad del espacio y así sumar un valor añadido a la terraza. En definitiva, el objetivos es crear experiencias trabajando bajo el mantra del "producto, entorno y atención", los tres pilares básicos que según Rubén Solla deben fusionarse en positivo para que un negocio hostelero de este calibre logre tener éxito. Y tras un año en activo, a la vista está que la fórmula ―ya no tan secreta― de Senta na Herba sí que funciona.

¡Síguenos en Facebook!
Vivir