La Policía Nacional ha detenido a dos hombres de 29 y 30 años de edad como presuntos autores de la muerte a golpes de un turista británico, Michael Lewis, en una zona de ocio de Arona, al sur de Tenerife, la semana pasada. Según informa la Policía Nacional en un comunicado, los dos detenidos son extranjeros y han sido acusados como presuntos autores de un delito de homicidio cometido en la zona de ocio de la localidad de Arona.

Noticias relacionadas

Durante una reyerta, la víctima fue agredida en el suelo mediante golpes sumamente violentos que, finalmente, le ocasionaron la muerte, indica la Policía. Los hechos se produjeron de madrugada cuando repentinamente, tras una discusión en las inmediaciones de uno de los establecimientos, se produjo una reyerta entre varias personas que culminó con un joven británico en el suelo, violentamente agredido mediante patadas y puñetazos.

Los agentes de la Policía Nacional, una vez en el lugar de los hechos, adoptaron las medidas necesarias para, por un lado, recabar las manifestaciones de los diferentes testigos de la agresión y, por otro, localizar a la víctima. Pese a la rapidez con la que se habían desarrollado los hechos, los testigos señalaron a uno de los jóvenes allí presentes como uno de los presuntos autores de la agresión y ante estas manifestaciones, los agentes procedieron a la detención de esta persona y a su traslado posterior a las dependencias policiales.

Paralelamente, los policías nacionales constataron que la víctima estaba siendo atendida ya en el lugar por los servicios sanitarios pues su estado, de gran gravedad, hacía necesario su trasladado urgente a un centro hospitalario para su asistencia inmediata.

Los agentes investigadores de la Policía Nacional, conscientes de lo vital que resultaba actuar rápidamente, desarrollaron un conjunto de actuaciones orientadas a identificar en las siguientes horas a otros posibles autores de la grave agresión. Los detenidos fueron puestos a disposición de la autoridad judicial, que determinó su ingreso en prisión.