“Se han cerrado acuerdos que van a traer la paz que tanta falta nos hace”. Así de claro se ha mostrado el presidente de la Denominación de Origen Valdepeñas, y a la vez alcalde de la localidad, Jesús Martín, a la salida de la Junta Directiva de la DO celebrada hoy.

Noticias relacionadas

A la reunión no han faltado los dos grandes protagonistas de la batalla del vino en la zona: Felíx Solís y José García Carrión. Una batalla centrada en acusaciones de fraude por vender como crianza, reserva y gran reserva vinos jóvenes, que ha puesto en jaque la existencia misma de la Denominación, ya que las asociaciones agrarias llegaron a amenazar con abandonar la institución ante la situación de crispación que se ha alcanzado en su seno. La cuestión ha llegado incluso a la Fiscalía de la Audiencia Nacional. 

Tanto Solís como Carrión han declarado a la entrada a la reunión su voluntad de llegar a acuerdos para reforzar la DO. Eso sí, coincidiendo en la necesidad de cambiar algunas cosas dentro de la institución.

Lo cerrado hoy son dos principios de acuerdo, que sin embargo suponen grandes avances en una institución convertida últimamente en un polvorín. Primero se ha acordado que todas las partes se sienten para analizar el etiquetado del vino. Segundo, se convocarán elecciones a la presidencia en dos meses, que ostenta desde 2016 el propio alcalde de la localidad, en lo que iba a ser una presidencia temporal pero la situación le ha obligado a permanecer en el cargo a pesar de manifestar su deseo de salir. Aunque desde García Carrión se pedía su dimisión, hoy ha sido ratificado por mayoría y el siguiente paso son los comicios para una nueva directiva. Valdepeñas maneja ahora un calendario para enderezar sus problemas que pasa por volver a sentarse a partir del martes próximo y convocar elecciones en dos meses.

Así las cosas, este viernes, medidas de seguridad anti Covid-19 por medio, parece que se han logrado limar algunas asperezas para buscar un acuerdo que rebaje la tensión. El debate volverá la próxima semana cuando los integrantes de la DO vuelvan a sentarse para ir avanzando en un sistema que permita mayor control del etiquetado y evitar así que, como ha ocurrido esta vez, la misma Fiscalía haya tenido que tomar cartas en el asunto. La Fiscalía de la Audiencia Nacional estudia las denuncias de supuesto fraude por vender vino joven como si fuera crianza, reserva y gran reserva, tras una serie de expedientes de la Consejería de Agricultura.

Un tercer punto de la reunión ha quedado también para ser debatido más adelante: se trata de la posibilidad de incrementar un 10% en el rendimiento por hectárea de la DO; es decir, la opción de ampliar los kilos de cosecha. Y es que Valdepeñas ha registrado aumentos de venta durante la pandemia y las expectativas de comercialización son más que favorables actualmente. Hablamos de una DO líder en ventas en el supermercado que no tiene excedentes, no vende a granel y comercializa todo el vino que embotella. Un asunto clave, el de las ventas, para los dos grandes grupos vinateros españoles enfrentados en la DO.