El Español
Economía
|
Empresas

Trabajadores de los centros de llamadas exigen en A Coruña un "convenio digno"

CCOO y UGT aseguran que la patronal bloquea las negociaciones del convenio para "desvalorizar cada vez más las condiciones laborales en el sector" y que el salario está congelado desde 2019
Protesta de los trabajadores de los centros de llamadas en A Coruña.
López
Protesta de los trabajadores de los centros de llamadas en A Coruña.
Ofrecido por:

Trabajadores de los centros de llamadas (contact center) se manifestaron esta mañana en A Coruña para exigir un "convenio digno". Alrededor de un centenar de empleados recorrieron la distancia que separa el Obelisco de la plaza de Mina para mostrar su postura respecto a "la defensa de los derechos laborales", pedir que se desbloquee el convenio y lamentar que su salario lleve congelado desde 2019.

"Convenio digno no contact center" y "Convenio digno e con dereitos" fueron algunos de los cánticos que se escucharon a lo largo de un recorrido de una manifestación que comenzó sobre las 11:30 horas. Precisamente, representantes de CCOO llevaban una pancarta en la que podía leerse "Se hoxe non loitas, mañá non chores. En defensa dos dereitos laborais. Por un convenio colectivo digno", petición que también lazaba UGT: "Por un convenio con derechos. Por un salario digno".

Varios de los manifestantes en el Obelisco (López).

Los manifestantes pasaron durante su recorrido por delante de las principales empresas del sector y de sus grandes clientes. Así, la marcha pasó frente a centros de llamadas como Teleperformance, Konecta, Gestión C, Prosegur Avos o DXC Techonology, así como de las oficinas de Abanca, Santander, BBVA, Caixabank o R Cable, principales destinatarias en Galicia de sus servicio.

Un total de 10.000 personas trabajan en Galicia para el sector, según cifras de CCOO, que indica que el convenio lleva caducado y con los salarios congelados desde el 31 de diciembre de 2019. El sindicato explica que los trabajadoras de los contact center tuvieron una "excepcional" carga de trabajo durante la pandemia y que "ni siquiera se les retribuyeron los gastos derivados del teletrabajo".

El bloqueo de las negociaciones se debe, según CCOO, a la pretensión de la patronal de "desvalorizar cada vez más las condiciones laborales en el sector, ya de por si precarias". El sindicato denuncia que las empresas del sector y sus clientes llevan años incrementando la facturación y los beneficios mientras los trabajadores continúan con salarios "en niveles del SMI y perdiendo poder adquisitivo".

Economía