El Español
Vivir
|
GastroGalicia

Bao Viene: Fusión de pan asiático y productos gallegos con vistas privilegiadas de A Coruña

Pulpo á feira, chicharrones, pollo cajún, calamares o panceta caramelizada son algunos ingredientes combinados con pan bao que se pueden degustar en este nuevo restaurante que ya ha conquistado a decenas de coruñeses en apenas una semana en María Pita
El equipo de Bao Viene en su local de María Pita.
Quincemil
El equipo de Bao Viene en su local de María Pita.
Ofrecido por:

Desde hace poco más de una semana, la plaza de María Pita cuenta con una innovadora propuesta de comida urbana centrada en el tradicional pan asiático conocido como bao y que ya ha conquistado a decenas de coruñeses. Este nuevo local se llama Bao Viene (Franja, 1) y fusiona este producto de origen chino con otros de platos típicos gallegos como el pulpo o los chicharrones, además de introducir ingredientes menos comunes en la comunidad como el miso, el curry rojo o el coco.

Actualmente tienen ocho variedades de su producto estrella que, según cuenta el responsable del establecimiento, Juan Trashorras, "están teniendo muy buena acogida" y a las que que pronto se unirán más tipos porque el equipo del negocio, completado por Andrea, jefa de cocina, y Carlos ya está trabajando en nuevos sabores que sorprendan a todos los paladares. Además, en la carta también se pueden encontrar gyozas, una opción veggie, chips vegetales y los denominados sweet bao, que son la variante dulce y muy golosa de este pan caracterizado por su esponjosidad y su capacidad para impregnarse del producto que lleve en su interior.

Uno de los puntos fuertes del Bao Viene es su extraordinaria ubicación, donde en los días soleados hasta 60 comensales (menos debido a las restricciones del coronavirus) podrán degustar las diferentes especialidades con agradables vistas al ayuntamiento coruñés o a la estatua de la heroína María Pita, aunque también ofrecen un formato apto para el take away (que es sostenible) y poder degustar los bao paseando por La Marina o disfrutando de un día de playa.

Opción para ruta "de cañas" y variedades clásicas o especiales

Trashorras explica que el concepto que ofrecen en Bao Viene es el de "un negocio callejero donde se sirve rápido y en el que puedes aprovechar para tomarte algo y tapear, una costumbre muy extendida en A Coruña", reconoce. La apuesta por el pan bao se debe en parte a su jefa de cocina, Andrea, que tenía experiencia con el producto y conoce las posibilidades que ofrece. "Combinar el bao con productos típicos gallegos es lo que nos diferencia. No es descubrir nada nuevo pero nuestra pretensión, por ejemplo, es que cuando alguien se tome la variedad de pulpo á feira que experimente la misma sensación que cuando se moja el pan en el jugo que deja el pulpo en el plato", explica.

"Ya se empieza a conocer el pan bao, gusta y está de moda y era el momento de intentarlo. Intentamos trabajar con proveedores locales, de hecho los chicharrones son de una carnicería de la ciudad, que junto con el queso de arzúa y los pimientos de Padrón que introducimos en el bao ya casi se vende solo", opina entre risas. Entre las opciones que integran la carta y que se dividen en bao clásicos y especiales, dentro de la segunda opción se incluyen propuestas como el elaborado con panceta caramelizada en miso (pasta aromatizante hecha con semillas de soja o cereales y sal marina fermentada con el hongo koji) que se marina en la misma salsa donde se hace la panceta y otra salsa a base de mijo (cereales con semilla pequeña), soja, miel y hojas de arroz crujiente "que dan un toque al plato", detalla la responsable de cocina.

El bao de pulled pork estilo Tennessee es otra de las arriesgadas apuestas del local y consiste en carne de cerdo deshilachada y marinada a baja temperatura con una salsa barbacoa estilo Tenneseee elaborada con licor. "Esta mezcla aporta el sabor fuerte de la barbacoa ahumada que se combina con queso cheddar y otra salsa con un toque picante que contrasta con el dulce de la barbacoa", aclara la cocinera. El bao de pollo cajún también se está popularizando entre la clientela por su peculiar sabor, ya que el pollo se marina a base de coco y curry rojo. Todas las variedades se sirven calientes.

"El 80% de la base gastronómica de la gente de China es comer todo al vapor y de ahí viene el pan bao. Las virtudes de este producto es que es esponjoso como una nube y se adapta fácilmente a cualquier tipo de sabor o condimento, desde el pimentón dulce hasta el miso o la Nutella", afirma Andrea, sobre lo que matiza que este pan se conserva congelado y precocinado y ella le da la última cocción, "un proceso en el que su tamaño se duplica".

El bao también se abre a opciones dulces y en la carta del restaurante tienen actualmente dos tipos: Nutella con frutos rojos y dulce de leche con cacahuete. En cuando a las bebidas, las opciones son Estrella Galicia, vino, café Nespresso, refrescos y hasta copas.

Autoservicio y "Reserbao"

El responsable del establecimiento apuesta por un concepto diferente y aún no muy arraigado en la hostelería coruñesa, el del autoservicio. Es decir, los clientes cuando llegan deben pedir su comida y bebida en la barra y se les entregará un dispositivo que se iluminará cuando sus comandas estén listas, momento en el que tendrán que acercarse a la cocina a recogerlas. En cuanto a la relación calidad-precio, Trashorras apunta que "tienen precios igualitarios comparables con cualquier oferta de bao de la ciudad" y los bao clásicos tienen un valor de 3,95 euros y los especiales de 4.95, al margen de que la caña tiene un precio inferior a los dos euros, algo destacable en un enclave tan popular como María Pita donde muchas veces es complicado encontrar sitio para consumir en una de sus numerosas terrazas cubiertas.

En un futuro próximo, estará habilitado el Reserbao en la parte superior del local, un espacio exclusivo con vistas a la plaza que estará orientado a grupos reducidos "que quieran tomarse algo con buenas vistas y sin contacto con más gente", adicionalmente de que al tratarse de este espacio en principio sí podrán disfrutar de ser atendidos en mesa. "Tenemos numerosas recetas contempladas para hacer y apostamos por productos de proximidad, recetas tradicionales y sabores gallegos", concluye el equipo de Bao Viene con entusiasmo.

Vivir