La carrera espacial de China ha tenido hoy mismo uno de sus días más importantes de su historia. A eso de las 5 y 25 de la mañana (hora de España peninsular) despegó el cohete Long March 5B desde el Complejo de Lanzamiento de Naves Espaciales Wenchang, situado en la isla de Hainan.

Noticias relacionadas

Acompañando al cohete se ha lanzado una etapa con el módulo central de 18 metros de la que será la estación espacial china. Llamado Tianhe, se trata del primer elemento lanzado y se unirá a otros dos módulos un poco más pequeños que conformarán la primera tanda de lanzamientos de la estructura.

El objetivo de China es el de tener lista su estación espacial a finales del año 2022 y para ello cuenta con un plan de lanzamientos muy ambicioso consistente en un total de 10 misiones que poco a poco irán subiendo módulos, carga y astronautas. Para cumplir los plazos, el país asiático enviará el próximo mes de mayo una expedición con carga y tres astronautas llegarán en junio para ir construyendo la estación a bordo de la misión Shenzhou-12.

Lanzamiento cohete chino Reuters

La Estación Espacial China no será igual que la Estación Espacial Internacional. Según los cálculos, los asiáticos contarán con aproximadamente un 20% del espacio disponible en la ISS centrándose en la investigación científica.

Para ello, contarán con 14 espacios para experimentos científicos en el interior de la nave y unos 50 en el exterior, donde se podrán colocar todo tipo de sensores y dispositivos para recabar información. Algunos de esos experimentos -nueve, según los últimos datos- provienen de un programa que China puso en marcha junto con la Oficina de Asuntos Espaciales de Naciones Unidas. Se espera que se pongan en marcha más de 100 experimentos en muy poco tiempo.

Cuando se termine de construir la Estación Espacial China en 2022, contará con una masa de 66 toneladas. Dispondrá de una distribución en 'T' donde el módulo principal es el que se acaba de lanzar y tendrá una longitud de 16,6 metros (una vez eliminadas las protecciones) por 4,2 de ancho.

La nueva estación espacial china se completará en el tiempo de descuento de la ISS, cuya fecha prevista de desmantelamiento y reentrada a la Tierra se ha fijado entre el 2024 y 2028. Para esta segunda fecha, y si todos los planes salen según lo previsto, la estación Gateway ya llevaría unos cuantos años orbitando la Luna como parada obligatoria de los viajes al satélite y a Marte.

También te puede interesar...