La comida a domicilio durante los últimos meses ha vivido un impulso jamás antes experimentado. Los restaurantes, ante las medidas de cierre de la hostelería en toda España por la Covid-19, vieron en esta modalidad el escape perfecto para poder seguir trabajando y dando de comer a sus clientes.

Noticias relacionadas

En este traslado de pedidos desde los locales a los domicilios supuso un aumento más que notable en los envíos a través de plataformas de reparto tales como Just Eat, Deliveroo, Glovo o Uber Eats. Esta relativa complejidad a la hora de elegir qué servicio nos traerá de comer a casa sirvió de inspiración para Fidmi.

Fidmi es una aplicación disponible tanto para iOS como para Android que busca simplificar la -a veces- laboriosa tarea de pedir comida a domicilio recogiendo en un mismo lugar todas las opciones disponibles para una misma ubicación. Sin necesidad de ir saltando de una plataforma a otra.

Comparando envíos

"La idea de Fidmi nació en mayo de 2019. Mi pareja y yo solemos pedir comida a domicilio y nos dimos cuenta del lío que es ir buscando un restaurante en las diferentes aplicaciones", nos ha comentado Raúl Catalán, creador de Fidmi junto a su pareja Solène Coroller.

Fidmi Omicrono

El asunto se complica si queremos comparar precios entre la amplia variedad de plataformas de envío. Raúl Catalán buscó un comparador que recogiera todas las posibilidades y no lo encontró. Y como buen programador, se puso manos a la obra para crear uno.

"Hay comparadores para todo, también queríamos uno para la comida a domicilio". La idea de la pareja era crear una aplicación que aglutinara el precio del envío, tiempos de reparto y ofertas. "Justo lanzamos la app en enero del año pasado y nos pilló la Covid-19".

En ese momento comenzaron a integrar restaurantes independientes en Fidmi. Lejos de las plataformas de reparto más comunes que arañan parte del margen de beneficio. "Una forma de ayudar al comercio local" evitando el peaje de estas apps de entrega de comida a domicilio.

En lo relativo al funcionamiento, Fidmi busca parecerse a los clásicos comparadores de vuelos, hoteles y seguros. Seguro que muchos de nosotros nos hemos enfrentado en alguna ocasión a este tipo de páginas webs y aplicaciones donde poder ahorrarnos unos euros al tiempo que se ve muy claramente quién nos ofrece el mismo servicio más barato.

Primer paso Fidmi Omicrono

"El usuario arranca la aplicación y debe poner su dirección o permitir el uso de la geolocalización. A partir de ahí puede ver todos los restaurantes que reparten a esa dirección", nos ha indicado Raúl Catalán. Sin importar quién esté encargado de llevarnos la comida.

Una vez elegido el restaurante queda la parte más importante: ¿desde dónde pedimos la comida? La solución que propone Fidmi es una lista con los precios de los envíos de las diferentes plataformas, así como las ofertas puntuales que existan.

"El usuario decidirá si pedir con Glovo, Deliveroo... O con el propio restaurante". Según nos apunta Raúl Catalán, los pedidos realizados directamente al local suelen tener mejores precios e incluso otras promociones como envíos gratis. "Actualmente contamos con una base de 60 o 70 restaurantes que envían fuera de las plataformas tradicionales. Nuestro planteamiento es que este número aumente". Y depender menos de las compañías de delivery.

Filtros de tipo de restaurante en Fidmi Fidmi Omicrono

Una vez usuario haya elegido el método de envío, la propia Fidmi le redirigirá a la aplicación o página web para finalizar el pedido.

"Con respecto a usuarios activos, tenemos casi 2.000 hoy por hoy tanto en Android como en iPhone". La aplicación, por el momento, está presente en España, donde Fidmi quiere hacerse más fuerte, y en Francia. En el país galo "nada más que tenemos 10 u 11 usuarios".

"En un día normal, tenemos alrededor de 30 pedidos desde Fidmi". En el fin de semana se dispara y multiplica. "Se registran algo más de 100".

Más allá del comparador

Por el momento, Fidmi 'tan solo' se dedica a comparar precios y mostrar ofertas de la parte del envío. Pero la intención de los creadores es ir mucho más allá.

Uno de los planes es poder comparar también el precio de los menús. "También hemos notado que si consultamos la carta en algunos restaurantes, podemos encontrar el mismo plato más barato", comenta Catalán. Seguramente por la tasa que cobran las aplicaciones de envío a domicilio.

Además de tener usuarios en España y Francia, Fidmi acaba de aterrizar en Ecuador. Donde un par de inversores se interesaron por la aplicación y comenzarán a extenderla por Hispanoamérica.

Capturas de pantalla de Fidmi Fidmi Omicrono

"Ahora mismo no tenemos ingresos. De cara a futuro, tenemos planeado cobrarles unas cuotas a los restaurantes, pero solo cuando podamos añadir servicios extra", nos dice Raúl Catalán.

Entre los servicios que están pensando incorporar se encuentra el de ofrecer un chat entre el cliente y el restaurante. "Al más corto plazo también queremos poner en marcha una parte de social media". Tal y como se pueden encontrar en cualquier página web de venta por Internet.

Quieren desarrollar e implementar una parte de la app donde el usuario pueda subir fotografías sobre la comida que llega del restaurante, aportar opiniones sobre el servicio y calificarlo. Todo dentro de la app.

También te puede interesar...