williamina

williamina

Tecnología

Williamina Fleming, la astrónoma que revolucionó la Universidad de Harvard

Hoy os hablamos de Williamina Fleming, una astrónoma que se convirtió en la primera mujer en ostentar un cargo público en Harvard.

Noticias relacionadas

Hoy os hablamos de una mujer cuyo cumpleaños hubiese sido hace apenas unos días, el quince de mayo.

Sin embargo, su memoria puede ser homenajeada cualquier día del año, ya que fue una mujer científica de las que merecen ocupar esta sección, por su tesón para avanzar a pesar de los obstáculos y por las grandes aportaciones que hizo al campo de la astronomía, a pesar de no haber recibido formación para ello.

Nos referimos a Williamina Fleming, una astrónoma que se convirtió en la primera mujer en recibir un cargo institucional en Harvard. En este artículo os contamos cómo logró conseguirlo, esperando que sirva como ejemplo de lo importante que puede llegar a ser el espíritu de superación.

Biografía de Williamina Fleming

Astronomer_Edward_Charles_Pickering's_Harvard_computers

Astronomer_Edward_Charles_Pickering's_Harvard_computers

Nacida en 1857 como Williamina Paton Stevens, esta joven escocesa sin más formación que la recibida en la escuela pública de Dundee  y algunas clases particulares, se casó a los 20 años con James Orr Fleming, de quién adoptó el apellido.

Poco después quedó embarazada y, como consecuencia, su marido la abandonó, dejándola en la miseria, sin trabajo y, como suele decirse, “con una mano delante y otra detrás”.

Como resultado de su búsqueda de empleo, comenzó  a trabajar como empleada del hogar en la casa de Edward Charles Pickering, un reputado profesor de astronomía, que también ostentaba el cargo de director del Harvard College Observatory.

Pickering tenía un ayudante que le apoyaba en sus estudios, pero no estaba contento con su forma de trabajar; de modo que, tras haber comprobado la inteligencia de Williamina, le hizo una oferta para sustituirle que ella aceptó encantada.

Pronto se había hecho a la perfección con el trabajo y llevaba sus propios estudios, apoyada por un grupo de mujeres jóvenes que la ayudaban realizando los cálculos matemáticos que hoy en día llevan a cabo las computadoras.

Todo esto le valió en 1898 el nombramiento de Conservadora del Archivo de Fotografías Astronómicas, convirtiéndose con ello en la primera mujer en ostentar un cargo institucional en Harvard.

Contribuciones de Williamina Fleming a la ciencia

nebulosa cabeza mono hubble

nebulosa cabeza mono hubble

Entre las aportaciones que hizo Williamia a la ciencia nos encontramos con la elaboración de un sistema de asignación de estrellas basado en la cantidad de hidrógeno observado en su espectro. Además, también contribuyó a la formación del catálogo Henry Draper, que contenía 10.000 estrellas catalogadas por ella, y descubrió 59 nebulosas gaseosas, 310 estrellas variables y 10 novas.

Más tarde, estableció los primeros estándares fotográficos necesarios para la medición del brillo de las estrellas variables y, en 1910, halló nuevas propiedades de las enanas blancas.

Todo esto le valió nuevos cargos y reconocimiento, como una plaza honoraria en la Royal Astronomical Society de Londres y el premio honorario del Wellesley College. Además, poco después de su muerte, que tuvo lugar en 1911, fue galardonada con la medalla Guadalupe Almendaro, otorgada por la Sociedad Astronómica de México. 

Como os hemos contado en otras ocasiones, son mucho más importantes la persistencia y las ganas de aprender que los doctorados. Y, desde luego, Williamina Fleming fue un gran ejemplo de ello.