Tecnología

El compromiso emocional con el trabajo aporta un mayor bienestar psicológico

Como José Ignacio Jimenez hablaba en su Tribuna de El País hace ya unos años, en 2007, “el compromiso de los trabajadores refleja la implicación intelectual y emocional de éstos con su empresa, y con ello su contribución personal al éxito de la misma”. Añadía que el compromiso es un arma de doble vía, que interesa tanto a los trabajadores como a los empresarios, puesto que tiene una implicación directa en “la eficiencia, la productividad, la seguridad, la captación y retención, la satisfacción, permanencia y lealtad de los clientes; y en definitiva la rentabilidad de la empresa”, que al final es lo que interesa a todo negocio.

Un nuevo trabajo publicado en Journal of Occupationa and Environmental Medicine añade un beneficio del compromiso laboral centrado en el trabajador. Llevado a cabo por investigadores del Research Centre for the Working Environment (Copenhague), el trabajo concluye que los empleados que se sienten un apego emocional y se identifican con su trabajo tienen mejor bienestar psicológico.

Es una razón más para argumentar que los esfuerzos de los empresarios por aumentar el compromiso con el trabajo por parte de sus empleados pueden dar lugar a un ambiente laboral más feliz y saludable. Asimismo, con toda probabilidad este empeño podría tener una contribución directa con la reducción de la rotación de personal, el ausentismo y el desgaste.

La estrategia para aumentar el compromiso de los trabajadores, como ya indicábamos hace pocos días, no recae sólo en un buen sueldo. También son necesarias pequeñas señales de aprecio, las cuales tienen una influencia decisiva en la producción y la calidad del trabajo de los empleados. Como decíamos, el sueldo no lo es todo.

Compromiso organizacional afectivo

Los científicos se han centrado en el denominado Compromiso organizacional afectivo (COA), que se puede definir como la adhesión emocional del empleado hacia la empresa, adquirido como consecuencia de la satisfacción por parte de la organización de las necesidades y expectativas que el trabajador siente. Para el nuevo estudio se ha analizado como el COA afecta el bienestar psicológico y otras cuestiones relacionadas con la salud en aproximadamente 5.000 trabajadores daneses al cuidado de ancianos, organizados en 300 grupos de trabajo.

Los resultados mostraron un aumento significativo del bienestar en los empleados que se encontraban en grupos de trabajo con mayor COA. Estos mismos grupos de trabajo mostraron, asimismo, menores tasas de presencia de enfermedad y menos trastornos del sueño, según lo informado por los trabajadores.

Contagio emocional

Estudios anteriores ya habían sugerido que el apego emocional de los empleados es un importante factor de motivación que afecta directamente en el ausentismo y otros elementos clave en el buen funcionamiento de una organización. El nuevo estudio añade, por lo tanto, evidencia de que el COA es un importante predictor de bienestar de los empleados.

El estudio también mostró que el COA puede funcionar como “contagio emocional”, algo de lo que ya hablamos en Medciencia hace un tiempo. En él hablamos de un estudio que aseguraba que el buen humor podía contagiarse como un virus, y la razón está en que un encuentro cercano con un compañero de trabajo en un mal día puede propiciar que de forma inconsciente se adopten los comportamientos no verbales del compañero. Esta naturaleza contagiosa de las emociones puede incrementarse, como parece lógico, cuanto mayor sea el contacto con el compañero de trabajo.

Fuente | Newswise