WhatsApp ha cambiado sus condiciones de servicio, siendo obligatorio aceptarlas para poder continuar utilizando la aplicación. De esta manera, la plataforma compartirá toda la información de los usuarios con Facebook. Un cambio que no afecta a España ni a los países de la Unión Europea pero, ¿por qué? 

Noticias relacionadas

En 2014 Facebook compró WhatsApp por 19.000 millones de dólares. Un movimiento que supuso una gran preocupación para los usuarios sobre su privacidad, ya que la red social de Mark Zuckerberg es la aplicación que más datos recopila de sus consumidores. La propia compañía aseguró en su momento que nada cambiaría, pero finalmente sí ha sido así. 

WhatsApp ha actualizado sus condiciones de servicio para compartir información con Facebook. Además, esas condiciones que entrarán en vigor el 8 de febrero de 2021 se tienen que aceptar obligatoriamente para poder seguir utilizando la aplicación de mensajería. En ese sentido, ahora al abrir WhatsApp salta un aviso en el que se anuncia la actualización en las 'Condiciones' y 'Política de privacidad' de la app.

¿Qué se acepta?

Los usuarios se están encontrando con un mensaje que destaca que las actualizaciones clave incluyen más información sobre el servicio de WhatsApp y cómo tratan los datos, y cómo las empresas pueden usar los servicios alojados de Facebook para almacenar y administrar los chats de WhatsApp

Las nuevas condiciones de WhatsApp entran en vigor el 8 de febrero. Nacho Castañón Omicrono

Es decir, los cambios conseguirán que toda la información que WhatsApp tenga de sus usuarios se comparta con Facebook. De esta forma, la red social de Zuckerberg podrá conseguir datos y compartirlos con el resto de sus servicios; además de usarlos para sus propios propósitos. 

Aceptar los cambios significa tener que acatarlos. En un comunicado se explica que la información de WhatsApp que se comparte con otras compañías de Facebook incluye datos relacionados con la cuenta, como el nombre, número de teléfono o el dispositivo en el que se utiliza la app.

Sin embargo, también se da acceso a datos de transacciones, información relacionada con el servicio, sobre cómo se interactúa con otros cuando se utiliza la aplicación y la dirección IP. WhatsApp incluso señala que pueden compartir todos los datos que se establecen en la sección 'Información que recopilamos', de su 'Política de Privacidad'; así como la información que se obtenga con el consentimiento del usuario o mediante previo aviso. 

WhatsApp compartirá la información de los usuarios con Facebook. Jorge Henao en Pixabay Omicrono

De esta forma, aunque Facebook y WhatsApp operen como servicios diferentes, la red social de Zuckerberg tendrá acceso a toda la información que se comparta a través de la aplicación de mensajería. El objetivo de este movimiento es tener perfiles más completos de los usuarios para mejorar los servicios de Facebook y mostrar anuncios más relevantes.

Es importante destacar que, a pesar de estos cambios, Facebook no puede leer lo que se escriben en los chats, por lo que en ningún caso se les envía el contenido de las conversaciones, ya que están cifradas de extremo a extremo. Es decir, se codifican los mensajes que se envían con el móvil con una clave única y el contenido del mensaje solamente se descifra cuando llega al móvil del receptor. Por lo tanto, los mensajes están totalmente a salvo.

Han pasado más de seis años desde la compra de WhatsApp por parte de Facebook para que finalmente la compañía pueda compartir los datos de los usuarios de la aplicación de mensajería con todo su ecosistema de empresas y utilizarlos en su propio beneficio. Por lo tanto, se cumple una de las ideas que la empresa de Zuckerberg tenía cuando compró el servicio.

No afecta a España

Los cambios que se han introducido son importantes y afectan a todos los usuarios de la plataforma de mensajería excepto a los que residan en los países de la Unión Europea. Esto se debe a que en ese continente se aplica la GDPR, una legislación que cambió la protección de datos. Esta ley entró en vigor en mayo de 2018 y afecta al uso que realizan las compañías sobre la información de los usuarios. Por lo tanto, impide a Facebook compartir los datos recopilados de WhatsApp para su interés. 

Los usuarios de la Unión Europea no se ven afectados. Anton en Pexels Omicrono

"No hay cambios en las prácticas de intercambio de datos de WhatsApp en la región europea (incluido el Reino Unido) que surjan de los Términos de servicio y la Política de privacidad actualizados. Para evitar cualquier duda, sigue siendo cierto que WhatsApp no comparte datos de usuario de la región europea con Facebook con el fin de que ésta utilice dicha información para mejorar sus productos o anuncios", ha asegurado un portavoz de WhatsApp.

De hecho, esto se ve reflejado en la propia app, ya que la compañía tiene una especie de subempresa creada únicamente para los usuarios europeos llamada WhatsApp Ireland Limited, mientras que en todo el mundo la aplicación que se usa pertenece a WhatsApp LLC. De igual manera, y aunque no afecten a los usuarios de la Unión Europea, éstos también tienen que dar su consentimiento a la nueva normativa para poder seguir utilizando WhatsApp.

Te puede interesar...