Facebook Messenger

Facebook Messenger Facebook

Omicrono

Audios de Messenger fueron escuchados por cientos de empleados de Facebook

Noticias relacionadas

Facebook ha admitido que recopiló mensajes de audio grabados con su app de mensajería, Messenger, e hizo que contratistas los escuchasen. Esta ya es la cuarta ocasión en lo que llevamos de año en la que se revela la existencia de estas prácticas en la industria tecnológica.

Un reportaje de Bloomberg publicado el pasado martes desveló la existencia de un programa en Facebook dedicado al análisis del chat de voz de Messenger, que permite enviar una grabación corta a nuestros amigos. Es especialmente útil si no puedes usar el teclado en ese momento, y prácticamente todas las apps de mensajería lo tienen.

Pero, para una compañía como Facebook los mensajes de audio suponen un problema, ya que ocupan más espacio que el texto en sus servidores, y no puede ser analizado tan fácilmente. Por eso, los algoritmos de la compañía se encargan de transcribir el contenido de los audios. Sin embargo, estos algoritmos no siempre funcionan u obtienen resultados inexactos.

Los audios de Messenger fueron escuchados

En algunos casos, el archivo se guardaba y se compartía con empleados externos de Facebook, contratistas encargados de escuchar el audio y transcribir manualmente el contenido. Esto se hacía para comprobar la precisión de la transcripción automática realizada por el algoritmo; por ejemplo, en caso de que el ruido ambiente provocase errores, o que el algoritmo no detectase correctamente nuestra voz.

Algunos de los archivos de audio que fueron escuchados por humanos incluían conversaciones "vulgares", que los algoritmos no entendían. Se desconoce cuántos archivos de audio se analizaron de esta manera, pero sí que el equipo encargado de esta tarea estaba compuesto de unos "cientos" de personas.

Facebook Messenger

Facebook Messenger Digitalpfade | Pixabay

Facebook ha salido al paso confirmando la existencia de este programa, pero afirma que los audios provienen sólo de usuarios que aceptaron los términos de uso, que incluyen la posibilidad de que los chats de audio sean transcritos. Sin embargo, y como suele ocurrir con los términos de uso, el lenguaje usado es poco específico y no se explica claramente que una persona escuchará los mensajes de audio que grabamos.

Similar a Google y Apple

En todo caso, la compañía ha asegurado que ya detuvo estas prácticas "hace más de una semana"; probablemente en respuesta a escándalos similares protagonizados por Amazon, Google y Apple.

Fue hace semana y media que Google y Apple anunciaron públicamente que sus empleados iban a dejar de escuchar lo que decíamos a Siri y Google Home, sus asistentes virtuales. Son casos muy parecidos al de Facebook, en el que las limitaciones tecnológicas de los algoritmos son subsanadas por personas reales que se encargan de escuchar nuestras conversaciones y órdenes para encontrarles el sentido.