Medios

Carlos Herrera prepara el terreno para su retirada y designa a su sucesor en Cope

El periodista prepara su sucesión con el objetivo de centrarse solo en el tramo informativo de seis a diez de la mañana.

10 abril, 2021 02:42

Noticias relacionadas

Carlos Herrera ha vivido una semana agitada señalado por Pablo Iglesias y con hordas de seguidores de Podemos pidiendo su salida y acusándole de llamarles "escoria". No obstante, y pese a la gran agitación política, el comunicador de Cope se ha enfrentado a otra situación en estos últimos días: su sucesión como gran voz de la emisora de los obispos.

Los objetivos de Herrera son claros y así se ha informado desde este medio. El presentador quiere planificar una retirada escalonada de la radio con un contrato que se confirme año a año, e intentando reducir sus horas en antena de manera paulatina.

Herrera sabe que es un icono de Cope y que su presencia garantiza anunciantes y audiencias. Es por ello por lo que no plantea una desvinculación total, sino que quiere quedarse para el tramo puramente informativo que va de seis a diez de la mañana... y con posibilidad de descansar los días que lo necesite. 

Es las últimas dos temporadas ha tenido éxito la fórmula de descargar parte de la responsabilidad de la primera hora en Pilar García Muñiz. Sin ir más lejos, este mismo viernes Herrera no estuvo en antena, pero sigue pendiente la designación de un sucesor natural para la segunda parte del programa que va desde las 10.00 de la mañana hasta las 13.00 horas.

Una empresa nada fácil y en la que Herrera lleva inmerso un par de años. Al finalizar  2019, había tres claros candidatos: Agustín Bravo, que sustituye a Herrera en verano; Goyo González, uno de los comunicadores con mayor complicidad con el andaluz, y María José Navarro, histórica del programa en la primera etapa de Herrera en Cope, en la década de los noventa.

Alberto Herrera, en una imagen de archivo.

Alberto Herrera, en una imagen de archivo.

Sin embargo, la pandemia lo ha cambiado todo y ha hecho reflexionar a Herrera. De hecho, las fuentes consultadas por este diario indican que el comunicador ya se ha decantado por un sucesor, pero que no es ninguno de los que se ha venido hablando hasta ahora.

Estas mismas fuentes apuntan a Alberto Herrera, el hijo del comunicador. El joven de 29 años se ha estrenado esta temporada con sección propia en Herrera en Cope al mando de 'Yo te lo explico, papá', donde en clave distendida aborda distintos ámbitos de la actualidad. Herrera hijo también tiene un programa en la emisora del grupo Cope, Rock FM

Presenta desde marzo de 2020 'Área 27', un espacio en el que mezcla sus dos pasiones: la música y el periodismo. De hecho, quienes han podido vivir su desembarco indican que el joven Herrera gana cada vez más responsabilidad en el equipo de su padre y tiene una presencia creciente en la emisora de los obispos. Las fuentes consultadas indican que Herrera padre no tiene dudas de que, en algunos años, estará preparado para sucederle y que es la primera opción para seguir su legado.

El problema es que en Cope no lo ven tan claro. En primer lugar, los altos directivos de la emisora ven precipitado que a corto plazo Herrera hijo pueda ser el sustituto de la segunda parte del programa. Creen que no tiene todavía la experiencia necesaria y por ello piden tranquilidad y algunos años más de rodaje al comunicador.

Por otro lado, las filtraciones de estos planes han generado gran indignación en la plantilla y en algunos comunicadores de la emisora. Se cree que, si se confirma la sucesión, estaríamos ante una 'monarquía radiofónica'. Especial malestar ha producido esta situación en los más estrechos colaboradores de Herrera y en alguno de quien se creía que estaba en carrera para sucederle.

Renovación de Herrera

Muchos creen que la decisión -en caso de concretarse- confirmaría que en Cope ya han dejado de primar criterios profesionales y que todo se resuelve ahora en función de las exigencias de Carlos Herrera. 

Un panorama que pone en una delicada situación a la dirección. Si se impone su propuesta, quedará demostrado que su control de la cadena es total. Por el contrario, si finalmente su sucesor es otro, podría acelerarse la salida de Herrera de Cope.

En septiembre del año pasado, Carlos Herrera y Cope confirmaban que el comunicador renovaba por otros cinco años en la emisora de la Conferencia Episcopal. Un anuncio que pilló por sorpresa a todo el sector, al mundo de la política y a los propios miembros de la plantilla de la emisora. 

Un contrato que batirá todos los récords de longevidad, de vigencia y de valoración económica para una estrella radiofónica. En 2025, Herrera tendrá 68 años y cumplirá el que hasta ahora podría ser el mayor compromiso firmado por una gran figura. Las fuentes consultadas por Invertia indican que, como mínimo, llegaría a los 35 millones de euros por todo el periodo, algo que ni siquiera en sus mejores momentos lograron otros grandes iconos de las ondas como Luis del Olmo, Iñaki Gabilondo o José María García. 

Hasta ahora. Las informaciones confirmadas por este diario indican que el nuevo contrato de Herrera hasta el año 2025 reduce las cifras de sus dos anteriores compromisos -que solo duraron tres años-, aunque extiende más la duración y logra un compromiso a largo plazo, que en términos globales es más rentable para los dos partes. Al término del mismo Herrera cumplirá una década en la cadena.

Horizonte 2025

Es probable que el horizonte que marque este punto de inflexión sea el año 2025, cuando expira su contrato en vigor. Y para ello encontrar a su sustituto en la franja de magazine es clave para entender el futuro más inmediato de Herrera en Cope, que pasa necesariamente por desligarse del día a día.

En paralelo, intentará que su hijo asuma más protagonismo y pueda protagonizar tramos más extensos del programa. Es probable que Herrera nunca termine de divorciarse definitivamente de la emisora de los obispos, pero para tener una transición tranquila deberá asegurarse que su sucesor -sea quien sea- asuma con garantías la segunda parte del programa.