Cartel electoral difundido por Vox.

Cartel electoral difundido por Vox.

Madrid

La Fiscalía pide retirar el cartel de Vox contra los menas en la estación de Sol por posible delito de odio

La solicitud de retirada del cartel que reclama el Ministerio Público no solo afecta al de la parada de Metro, sino “a todos los de idéntico contenido".

22 abril, 2021 16:42

La Fiscalía Provincial de Madrid ha pedido retirar "en el plazo más breve posible" como medida cautelar el cartel de Vox contra los menas colocado en la estación de Cercanías de la Puerta del Sol porque podría ser constitutivo de un delito de odio.

En este cartel se ve en un lado a una anciana y en el otro a un joven de origen migrante. "Un mena 4.700 euros al mes, tu abuela 426 euros de pensión/mes", se lee en el cartel junto al lema de Vox "Protege Madrid, vota seguro".

La solicitud de retirada del cartel que reclama la Fiscalía no solo afecta al que se exhibe en la estación de Sol del Metro de Madrid, sino también “a todos los de idéntico contenido expuestos en cualquier otro espacio publicitario y colocado por el anunciante denunciado”.

La medida cautelar planteada por la Fiscalía obedece a que “estos menores no nacionales, son menores que carecen de estructura familiar, social y económica en territorio nacional. Eso se convierte en un colectivo “doblemente vulnerable”, tanto por la edad como por el desarraigo estructural con causa en su origen extranjero, “lo que no solo exige una mayor protección por parte de todos los operadores e instituciones públicas, sino que les convierte en uno de los grupos especialmente protegidos por nuestra legislación penal frente a ataques contra su dignidad por gratuitos y prejuiciosos”.

En la denuncia se recuerda que el delito de odio integra varios tipos delictivos en los que el bien jurídico protegido “es la dignidad de la persona, individualmente y como parte de determinados colectivos y que tienen en común la concurrencia en el actor de una concepción prejuiciosa hacia los mismos que determina su actuación de intolerancia excluyente hacia aquellos, lo que puede tener lugar de diferentes formas”.

Del mismo modo la Fiscalía entiende que con la retirada del cartel la dignidad y la seguridad de un colectivo tan vulnerable como son los menores no nacionales quedaría protegida “sin vulnerar el derecho del Partido Político VOX de realizar propaganda electoral, puesto que el espacio publicitario contratado y ocupado por el cartel cuya retirada se solicita, puede volver a ser ocupado con propaganda tendente a la petición de votos en campaña”.

Denuncias

Tras difundirse el cartel, las reacciones no se hicieron esperar. Más Madrid interpus una denuncia contra la formación en la Fiscalía por posible delito de odio, algo que finalmente ha materializado el Ministerio Público.

Según el partido de Íñigo Errejón, se "directa o indirectamente al odio, hostilidad, discriminación o violencia contra un grupo, por motivos racistas u otros referentes a la ideología, religión o creencias, situación personal, la pertenencia de sus miembros a una etnia, raza o nación, su origen nacional".

Por su parte, Unidas Podemos denunció ante la Junta Electoral la propaganda de Vox. “Esto solo tiene un nombre: fascismo. No podemos permitir que estos criminales gobiernen en Madrid. Vamos a denunciar su propaganda nazi a la Junta Electoral. El 4 de mayo nos lo jugamos todo. Hay que plantar cara. Que nadie se quede en casa”, escribió el candidato de la citada formación, Pablo Iglesias.

Vandalizado

Este miércoles el cartel aparecía vandalizado, algo que la formación de Santiago Abascal criticó a través de sus redes sociales reprochando que siempre se actúe con "violencia". "No saben responder de otro modo", aseguraron, después de la polémica creada por el cartel de Vox en el que sostiene que a los menas en Madrid se les da 4.700 euros, mientras que algunos ancianos reciben 426 de pensión.

"No obstante, somos Vox y no daremos un paso atrás. Vamos a seguir mostrando la realidad por todo Madrid. Seguiremos diciendo que si son menores, con sus padres en sus países. Y si son delincuentes a sus cárceles", expresaron desde la formación.