El vicepresidente de la Junta, Juan Marín; el consejero de la Presidencia, Elías Bendodo, y la consejera de Fomento, Marifrán Carazo.

El vicepresidente de la Junta, Juan Marín; el consejero de la Presidencia, Elías Bendodo, y la consejera de Fomento, Marifrán Carazo. Junta de Andalucía

Andalucia Coronavirus

Primer día sin fallecidos en Andalucía: la Junta pide que toda la región pase a Fase 2 el 25 de mayo

El día más negro en la comunidad fue el pasado 8 de abril, cuando se registraron 77 muertos en 24 horas.

18 mayo, 2020 18:06
Sevilla

Noticias relacionadas

Desde que comenzó la crisis sanitaria del Covid-19 esta jornada ha sido la primera sin ningún fallecido por coronavirus en Andalucía. El día más negro en la comunidad fue el pasado 8 de abril, cuando se registraron 77 muertos en 24 horas.

La cifra la ha adelantado el consejero de Presidencia, Elías Bendodo, el primer día también en el que el Gobierno central ha cambiado el criterio a la hora de facilitar los datos. Desde hoy lo hará por la tarde.

En su comparecencia tras el Consejo de Gobierno, Bendodo ha dejado claro que, aunque los andaluces no pueden bajar la guardia y “tienen que extremar la cautela”, la evolución es favorable en la comunidad en su totalidad, incluyendo Málaga y Granada.

Por tanto, el objetivo es que todas las provincias pasen a la vez a la Fase 2 el próximo lunes 25 de mayo y lo van a solicitar al Gobierno porque están las ocho “en condiciones”.

14 días

Todo ello después de que el ministro de Sanidad, Salvador Illa, haya enfriado las aspiraciones de la Junta sobre el paso conjunto de Andalucía a Fase 2 al recordar que el criterio general para las unidades territoriales que pasan de fase es que "tienen que permanecer 14 días" en la misma salvo situaciones "muy excepcionales”.

En este caso, ni Málaga ni Granada cumplirían para pasar a la Fase 1 en esta jornada. Sin embargo, el vicepresidente de la Junta, Juan Marín, también presente en la comparecencia, ha lamentado que el ministro ya se haya adelantado al decir que no van a cumplir con los requisitos.

Esta decisión ha generado controversia en el Gobierno andaluz. “No vamos a aceptar que nadie nos imponga una Andalucía de dos velocidades”, salvo que se base en criterios sanitarios fundamentados, ha subrayado Elías Bendodo.

Al respecto, opina que si ambas provincias cumplen con los criterios a final de esta semana -que por el momento se desconocen-, la comunidad pase en su conjunto de Fase.

No obstante, ha insistido en que estos datos “no deben servir para relajarnos”, refiriéndose a la posibilidad de que haya un rebrote. “Nos podría costar muy caro en términos sanitarios y económicos”.

Como prueba de esta evolución, Bendodo ha destacado que 261 pacientes confirmados con Covid-19 permanecen ingresados este lunes en los hospitales andaluces -ocho menos en 24 horas-, de los que 64 se encuentran en UCI -uno menos que el domingo-. Son cifras muy lejanas de los 2.708 hospitalizados y 438 ingresados en UCI registrados en el pico máximo de la pandemia el pasado 30 de marzo, ha precisado.

Movilidad

Sobre la movilidad entre provincias, Juan Marín espera que si todas las provincias se encuentran en la misma fase, “se debería permitir como ya ocurre en el País Vasco”. De hecho, ha indicado que ya hay desplazamientos entre provincias por motivos laborales de ciudadanos o de estudiantes que tienen que solventar asuntos de sus estudios y se hace con cierta normalidad y total responsabilidad.

A su vez, Elías Bendodo ha informado de que Andalucía está en condiciones de hacer en este momento 6.000 pruebas PCR de detección del coronavirus al día, lo que serían 42.000 semanales. Sobre el uso de las mascarilla en espacios públicos la Junta de Andalucía no va a poner ningún impedimiento.

Regulación hotelera

También se ha aprobado en el Consejo de Gobierno una nueva regulación de establecimientos hoteleros que tiene como objeto la ordenación de este tipo de estancias.

El vicepresidente de la Junta y consejero de Turismo, Juan Marín, ha apuntado que hay unos 1.100 millones de euros en inversiones directas de cara a nuevos establecimientos, entre este año y el siguiente, y otros 500 millones que derivarán de la adecuación de otros hoteles para aumentar su categoría.

Se trata de un decreto ley "más flexible y adaptado a las demandas de un mercado turístico que difiere sustancialmente del existente en el año 2004, fecha del decreto que actualmente regula los establecimientos hoteleros". Han pasado 16 años y ésta es la tercera legislatura desde que el sector empezará a solicitar el cambio de decreto.

Además este decreto ley incluye por parte de la Consejería de la Presidencia una serie de recomendaciones de protección de la salud para la apertura de zonas y aguas de baño en Andalucía, que han sido dialogadas con los ayuntamientos costeros para el plan de contingencia frente al Covid-19 que tendrán que elaborar estas administraciones.

En este punto, el consejero de Presidencia ha indicado que el Gobierno ha autorizado la apertura de las playas al baño el próximo 25 de mayo, en la que sería la Fase 2 en la desescalada, pero ha señalado que corresponde a cada ayuntamiento establecer cuando abren la temporada de playas.

Ley de Suelos

En este mismo Consejo de Gobierno ha sido aprobado el comienzo de la tramitación de la Ley de Impulso para la Sostenibilidad del Territorio de Andalucía (Lista), que deroga seis normas y modifica otras 19.

El objetivo de la norma es contribuir a la recuperación económica y la generación de empleo de Andalucía mediante la agilización de los trámites y el alivio de cargas innecesarias tanto a empresas como a particulares.

Para ello, garantizará, por este orden, la viabilidad social, ambiental y económica de todas las actuaciones urbanísticas en la comunidad autónoma, ha explicado la consejera de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio, Marifrán Carazo.

Esta ley, que suplirá a la Ley de Ordenación Urbanística (LOUA) y la Ley de Ordenación del Territorio, comparte la misma filosofía de reducción de la "maraña administrativa" del Decreto Ley de Mejora y Simplificación de la Regulación para el Fomento de la Actividad Productiva. Además plantea una nueva regulación que distingue entre suelo urbano y suelo rústico.