Cuenca YA HAN EMPEZADO LOS TRABAJOS

Comienzan las obras de saneamiento y consolidación del muro desplomado en el corazón histórico de Cuenca

18 mayo, 2021 07:52

La empresa Construcciones Sarrión S.L. ha comenzado este lunes las obras de limpieza, saneamiento, consolidación y estabilización del muro de la calle Canónigos, en Cuenca, que se derrumbó el pasado miércoles y provocó el hundimiento de la vía ubicada en el casco histórico, declarado Patrimonio de la Humanidad.

Inicialmente las obras están consistiendo en habilitar una plataforma de tierra para que puedan acceder con estabilidad las máquinas a la calle derrumbada, que da acceso al edificio de las Casas Colgadas, el monumento más emblemático de la ciudad, cuyo casco histórico está catalogado como Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

La obra ha sido encargada por el Consorcio de la Ciudad de Cuenca, que se reunió en una sesión extraordinaria el jueves, un día después del hundimiento de la calle, en sesión para declarar la emergencia de la actuación.

Así lo ha indicado el alcalde de Cuenca, Darío Dolz, que ha visitado este lunes la zona para comprobar el inicio de los trabajos, la llegada de las máquinas y la descarga de materiales, ha informado en una nota de prensa el Ayuntamiento de Cuenca.

Reutilización

Asimismo, ha explicado que durante estas primeras tareas se han extraído materiales que estaban en buen estado, como las albardillas del muro o piezas de sillería, que aunque no tienen valor patrimonial se podrán reutilizar, ha apuntado el regidor.

Este lunes se ha celebrado también una Junta de Gobierno Local extraordinaria para analizar la situación y planificar las próximas acciones a acometer.

En este sentido, Dolz ha aseverado que "se van a poner a funcionar todos los recursos legales, administrativos, económicos y humanos de los dispone el Consorcio de la Ciudad de Cuenca y el propio Ayuntamiento "para devolver la normalidad a la zona cuanto antes".

El Ayuntamiento de Cuenca sigue a la espera del informe de la dirección de obra y coordinación de seguridad, así como del de los técnicos del Instituto Geológico y Minero de España (IGME) que estuvieron visitando la zona el viernes para analizar el entorno del área derrumbada.