Comienzan las reacciones tras las declaraciones de Zidane sobre Bale. El técnico del Real Madrid dejó claro que no cuenta con el galés y se está trabajando en su salida. Su destino es por ahora una incógnita y aparecen en el horizonte varias opciones. Una de ellas es el Tottenham, cuyo entrenador Mauricio Pochettino ha hablado del galés.

Noticias relacionadas

El entrenador argentino se refirió a las últimas noticias del futuro de Bale tras el partido que enfrentó a su equipo contra la Juventus en la International Champions Cup. Dejó la puerta abierta a su fichaje, aunque afirma no tener constancia de que se esté trabajando en su contratación.

"Vi la noticia en los medios, pero no sé qué club está tratando de ficharlo", dijo al ser preguntado por las palabras de Zidane. "No tengo ninguna información de mi presidente. No sé si somos nosotros u otro club. Es el trabajo de mi presidente construir el mejor equipo posible", añadió cediendo toda responsabilidad a su presidente Daniel Levy.

Bale entrena con el Real Madrid EFE

El problema es su salario

Con estas palabras Pochettino no cierra las puertas al fichaje de Bale y demuestra estar al tanto de todo lo que está sucediendo con el futuro del jugador del Real Madrid. Aún así, se trata de un fichaje complicado por el elevado salario del futbolista. Además, el club blanco no regalará a su estrella, por lo que el equipo que le quiera deberá rascarse el bolsillo.

Lo que es seguro es que Bale no seguirá en el Madrid tras la respuesta del agente del jugador, Jonathan Barnett, que atacó a Zidane diciendo que "es una vergüenza". El representante ya ha admitido que trabajan en su salida, por lo que las próximas semanas serán claves para conocer el equipo en el que jugará Bale el curso que viene.

[Más información: Los posibles destinos de Gareth Bale tras el órdago de Zidane]