Sergio Ramos celebra su gol tras marcar el penalti

Sergio Ramos celebra su gol tras marcar el penalti REUTERS

Fútbol LA LIGA

De Bale a Modric: los cambios del Madrid para el derbi desde la Supercopa

Noticias relacionadas

Real Madrid y Atlético se vuelven a ver las caras este sábado 45 días después de la Supercopa de Europa. Aquel partido se saldó con una victoria del lado colchonero. Los errores defensivos y el físico castigó a los blancos que fueron mejores desde el comienzo, pero se fueron apagando con el paso de los minutos. Sin embargo, poco tendrá que ver este encuentro con aquel. Las cosas han cambiado mucho:

Bale se asienta como líder

El galés sigue yendo a más. Desde que el Madrid comenzara el trabajo en verano, Bale se ha ido sintiendo más y más cómodo en su papel de líder tras la salida de Cristiano. En la Supercopa de Europa estuvo bien, pero su incidencia en el equipo ahora es mucho mayor que la vista en Tallín. Bale es el jugador más en forma del equipo. Suma cuatro goles, tres de ellos en las tres primeras jornadas de Liga y el cuarto en el debut en Champions. Marca, pero también se entrega al equipo. En la debacle del Sánchez Pizjuán fue el mejor de los de Lopetegui. Todo el peligro salía de sus botas. Benzema y Asensio son sus escuderos y deben ponerse al mismo nivel.

Modric llega al cien por cien

Modric apenas pudo entrar en juego en la Supercopa de Europa. El croata no fue titular y tuvo que esperar hasta la segunda parte para pisar el césped. Concretamente salió a jugar en el 57', pero su incidencia fue muy baja. La culpa la tuvo su tardía vuelta al equipo. Por culpa del Mundial, fue el último en incorporarse y eso lo acusó en los primeros compases de la temporada. Sin embargo, Lopetegui supo gestionarlo muy bien y ahora el '10' está en plena forma. Como Bale, fue de lo poco positivo que se pudo sacar del partido que enfrentó al Madrid contra el Sevilla. Isco no llega al partido por culpa de una apendicitis, pero el 'The Best' ocupará su sitio.

El centrocampista croata del Real Madrid, Luka Modric, abandona el terreno de juego tras ser sustituido

El centrocampista croata del Real Madrid, Luka Modric, abandona el terreno de juego tras ser sustituido EFE

Mariano da más profundidad al banquillo

Al Real Madrid le faltaron soluciones en Tallín. Cuando el rendimiento físico de los titulares cayó en picado durante el partido, Lopetegui no pudo encontrar un repulsivo que diera un impulso al equipo. Los dos jugadores que sacó para tratar de dar un vuelco al choque fueron Lucas Vázquez y Mayoral. El primero sigue buscando su sitio en el nuevo Madrid de Julen, mientras el segundo ahora juega cedido en el Levante. El plan B no funcionó en la Supercopa. Pero ahora hay una nueva pieza en el banquillo blanco: Mariano. El delantero convence al entrenador y es un jugador que impregna de ganas al equipo cuando salta al campo. Ya se vio contra la Roma, partido que remató con un golazo a lo Cristiano.

El bloque se consolida

El poco rodaje con el que llegó el Real Madrid a la Supercopa de Europa permitió ver muy poco del actual equipo. El Atleti estaba más entero gracias al bagaje de años que hay detrás bajo las órdenes de Simeone. Los automatismos funcionan en el club rojiblanco, mientras en el Madrid los jugadores seguían adaptándose a un nuevo entrenador. Ahora, en más forma y con más sintonía, el Real Madrid es más contundente tanto en defensa como en ataque.

Odriozola y Benzema celebran con Asensio su gol

Odriozola y Benzema celebran con Asensio su gol EFE

El Madrid llega con el orgullo herido

La derrota en Sevilla ha dejado tocado al Real Madrid. Cuando se venía de hacer un partidazo contra la Roma una semana atrás, el equipo se llevó un mazazo en el Sánchez Pizjuán en forma de derrota por 3-0. Sin embargo, con solo tres días de preparación del derbi, no ha habido tiempo para darle más vueltas al pinchazo y las cabezas están puestas en el Atlético. Las críticas han atacado al vestuario, pero este equipo se crece a contracorriente y, sin duda, es su arma más peligrosa para el derbi.