Los jugadores del Real Madrid, celebrando un gol

Los jugadores del Real Madrid, celebrando un gol REUTERS

Fútbol LA LIGA

La reconquista del Madrid: las claves de La Liga

Noticias relacionadas

Regresa La Liga después de más de dos meses sin fútbol en España. La temporada arranca en el campeonato doméstico este viernes, pero no será hasta el domingo 19 cuando se pueda ver al Real Madrid en acción. El encuentro se celebrará en el Santiago Bernabéu y el rival es el Getafe (22:15 horas).

Julen Lopetegui ya ha declarado que La Liga es una prioridad ya que quieren ganar la 34 durante la 2018/2019. Después de acabar en tercera posición la pasada temporada, en la que los blancos se quedaron prácticamente sin opciones al título antes de finalizar la primera vuelta, en el vestuario merengue se pretende dar un nuevo golpe sobre la mesa.

Para alcanzar el deseado objetivo, hay cinco puntos claves por las que pasa ese ansiado alirón. El calendario es exigente y hay varios puntos calientes en él. Pero, además, los jugadores deben dar un paso al frente tanto en defensa, ya que no se pueden encajar tantos goles, como en ataque, donde tienen que hacer olvidar a Cristiano Ronaldo.

Primer Tourmalet

El primer parón por los compromisos internacionales se producirá a principios del próximo mes de septiembre. Después de que las selecciones hagan acto de presencia tras el Mundial de Rusia, el conjunto merengue tendrá ante sí un apasionante fin de mes, con cuatro duelos de altura.

Karim Benzema celebra con Sergio Ramos un gol del andaluz

Karim Benzema celebra con Sergio Ramos un gol del andaluz REUTERS

El primero de ellos será frente al Athletic de la jornada 4. Los de Lopetegui visitarán El Nuevo San Mamés. Una semana después, el Madrid medirá sus fuerzas con el Espanyol. Sin tiempo para descansar, en la primera jornada intersemanal, los merengues se enfrentarán al Sevilla y acabarán septiembre recibiendo al Atlético de Madrid en el Santiago Bernabéu.

Clásicos

El primer Barcelona - Real Madrid del campeonato regular tendrá lugar en el Camp Nou en el transcurso de la jornada 10, bien el 27 o el 28 de octubre. Mientras que El Clásico de la segunda vuelta se disputará el fin de semana del 2 y 3 de marzo en el coliseo madridista, en la jornada 26.

Final apasionante

Se presume que el título se disputará hasta el último suspiro de La Liga. Los tres últimos rivales del Real Madrid en el campeonato serán Villarreal, Real Sociedad y Betis. Un trío de adversarios que podrían dar muchos dolores de cabeza al equipo blanco, ya que todos ellos firmaron el pasado curso un notable nivel y se han reforzado bien durante el verano.

Cerrojo a la portería

Durante la final de la Supercopa de Europa ya se vio que un problema que ha venido lastrando al conjunto merengue en los últimos años sigue latente. El propio Julen Lopetegui puso de relieve, ante los medios de comunicación después del encuentro, que no podían conceder cuatro goles.

El curso pasado, los blancos encajaron 44 goles a lo largo de todo el campeonato. Un cifra demasiado alta para un aspirante a ganar el título. El Barça, campeón, tan solo recibió 29 goles por los 22 del Atlético de Simeone. Mientras que el Valencia, cuarto, recibió 38 tantos. Los tres serán los principales rivales para conseguir el objetivo y las diferencias no pueden ser tan amplias.

Reparto de goles, jerarquía y descanso

Después de la salida de Cristiano Ronaldo, el vestuario tiene que dar un paso adelante y dividir las responsabilidades entre todos. Así como saber dosificarse y tirar de fondo de armario. Jugadores como Asensio deben dar confirmarse como lo que están llamados a ser, mientras que Bale y Benzema tienen que responder con goles a la confianza de club y cuerpo técnico.

Marco Asensio, durante el calentamiento de la Supercopa de Europa

Marco Asensio, durante el calentamiento de la Supercopa de Europa REUTERS

El vestuario debe ser una piña, algo que ha venido siendo en las temporadas en las que Zidane estuvo sentado en el banquillo. Los capitanes Sergio Ramos y Marcelo ya han dicho que siguen siendo una familia. Y no solo eso, sino que todos deben sentirse importantes y esto pasa porque todos tengan minutos en las próximas semanas.