El Mundial que dará comienza en Rusia el próximo jueves 14 de junio solo será el punto inicial del torneo más apasionante a nivel internacional, pero también la cita en la que los grandes clubes europeos estarán atentos a los jugadores que despunten para atraérlos hasta sus filas. Una fórmula que ya utilizó el Real Madrid en Brasil para hacerse con los servicios de James Rodríguez. Muchos serán los futbolistas que cambien de rumbo a lo largo de los meses que vienen por delante, pero uno de los que se niega a respirar nuevos aires es Timo Werner.

Noticias relacionadas

El internacional alemán ha asegurado, en una entrevista concedida a la revista alemana Socrates, que la cita mundialista de este verano no es una especie de audición para que los grandes del viejo continente -como Real Madrid, Barcelona o Liverpool- realicen una especie de proceso de selección a sus posibles jugadores del futuro. Werner tiene dos objetivos: ser campeón del mundo con Alemania y regresar al Leipzig para comenzar a trabajar para conseguir los retos de la 2018/2019. Así, el delantero de 22 años rechaza cualquier opción de traspaso después de ser vinculado con los equipos anteriormente mencionados o también con el gran líder del fútbol germano: el Bayern Múnich.

WERNER NO PIENSA EN UNA SALIDA

"El Mundial no es una audición para Barcelona, Real Madrid, Liverpool o cualquier otro club. Quiero ser campeón del mundo y luego volver a ser el delantero del RB Leipzig. No estoy pensando en una salida".