Tras un inicio del verano repleto de rumores, la marcha de James ya es oficial. El colombiano coge las maletas para enfundarse la camiseta del Bayern Múnich donde jugará los dos próximos cursos. Finaliza así su etapa en el Real Madrid que comenzó de la mejor manera pero que fue cuesta abajo progresivamente por diferentes motivos.

Noticias relacionadas

UN VERANO SABÁTICO

Todo comenzó tras el final de su primera temporada en el Real Madrid. El equipo se marchó de vacaciones para descansar antes de la vuelta al trabajo y James se lo tomó al pie de la letra. El colombiano regresó pasado de peso lo que le costaría engancharse al resto de sus compañeros. Esta fue la primera impresión que Rafa Benítez se llevó de él, pasándole factura durante la etapa del técnico madrileño.

SIN HUECO CON BENÍTEZ Y ZIDANE

Si ya de por sí entró con el pie izquierdo en la etapa Benítez, se topo contra un muro llamado Casemiro. El técnico reajustó el esquema utilizado por Ancelotti y dio entrada al brasileño como pivote con Modric y Kroos por delante. Su buen labor cerró las puertas de James en el once titular, posición de la que disfrutó durante su primer año como merengue. Con la llegada de Zidane poco cambiaría, ya que seguiría apostando por el '14' en lugar del '10'.

SALIDAS DE TONO CON COLOMBIA

Su pérdida de protagonismo le frustró y, unido a una serie de problemas conyugales, le llevó a adoptar una actitud negativa. Cada vez que era convocado con su selección era costumbre unas declaraciones de James reivindicando su figura. Su "aquí juego hasta cojo" dio la vuelta al mundo y no sentó nada bien entre las altas esferas merengue y, menos aún, a su entrenador Zinedine Zidane, con el que la relación nunca volvería a ser la misma.

ENTORNO PROBLEMÁTICO

Todas estas salidas de tono tendrán mucho peso la influencia de su entorno. Su mujer, Daniela Ospina, acostumbró a criticar las decisiones de Zidane por apartar a su marido. Tampoco ayudó el ruido mediático proveniente desde Colombia. En su país, es tratado como un ídolo y pocos fueron las voces críticas que comprendieron la decisión de Zizou, sino al contrario, todo el país se echó encima del técnico francés.

SUPERADO POR ISCO Y ASENSIO

Y por si no fuera suficiente, James se vio superado por dos de sus compañeros que terminaron por agotar sus esperanzas de tener minutos. Isco ha dado un cambio radical durante la pasada temporada y fue uno de los más destacados del conjunto blanco. Además, un joven mallorquín, Asensio, apareció de la nada para romper la puerta y destaparse como la gran promesa europea. Sin hueco, no luchó todo lo que pudo por ganarse más oportunidades. Además, la inminente llegada de Ceballos fue la 'patada' que aceleró su reencuentro con Ancelotti.

James Rodriguez se divierte tirando penaltis con su hija by footbie.com