El Real Madrid continúa su buena racha venciendo a un Casademont Zaagoza que ve como se distancia su principal objetivo. Los blancos, muy serios durante todo el partido, acabaron llevándose un duelo que dominaron de principio a fin. Garuba fue el más destacado de un equipo merengue en el que jugaron cuatro piezas menores de 19 años producto de la cantera. [Narración y estadísticas: Real Madrid 92-70 Casademont Zaragoza].

Noticias relacionadas

Con el Día de la Mujer como marco, el Real Madrid y Casademont Zaragoza se citaban en la jornada 23 de la Liga Endesa, para disputar un duelo marcado por la igualdad en la clasificación y por el auge juvenil en el conjunto blanco.

Laso, obligado por las bajas, tiraba de la fábrica de Alberto Angulo para completar el roster ante el tercer clasificado. Spagnolo y Tisma se unían a Garuba y Nakic para formar el cuarteto de menores de 19 años que daban un plus al 'picorcito' que ya de por sí tenía este duelo.

Inicio igualado

Con la pausa y calma que caracteriza al domingo, el choque arrancaba con cierta timidez. Entre la lentitud y el respeto sobresalió, como no podía ser de otra manera, el nombre de Edy Tavares. El Faro de Cabo Verde condicionaba todas las acciones del choque y se dedicaba a monopolizar el rebote durante todo el primer cuarto.

Tras un breve fallo en el marcador y como postre a un robo de Campazzo, Carlos Alocén alzó la voz y le enseñó al WiZink Center parte de la magia que atesora. Con la promesa enchufada, las alternancias en el marcador se volvían habituales, hasta que, de la mano de Carroll, los de Laso lograron abrir una brecha en el luminoso.

Con un parcial de 10-0 para los blancos entre dos tiempos muertos, Fisac se veía obligado a frenar el arreón blanco pidiendo a su equipo un esfuerzo extra en la defensa, que les permitiera correr en ataque. Las palabras del técnico segoviano las ejecutó su equipo a la perfección, parcial de 0-6, y el primer acto se cerraba con 21-18 luciendo en el marcador.

Rudy y el triple, en acción

El segundo cuarto comenzó con un ascenso de temperatura notable en el perímetro. Zaragoza se olvidaba de sus estadísticas en este apartado y desafiaba a un Real Madrid que le daba la batuta a Rudy. Tres triples del balear y dos de Laprovittola reventaban un partido que Causeur había cambiado desde la defensa.

Fisac necesitaba cambiar algo si no quería que el choque se le marchara antes del descanso. Radovic no estaba funcionando y su equipo estaba completamente cegado en la zona rival por culpa de un Garuba espléndido en el rebote y en la defensa. La reacción maña no llegaba a tiempo y el partido desembocaba en el parón con 47-31 reinando en el tanteador.

Con 16 puntos ventaja afrontaba el Real Madrid la segunda mitad de este duelo entre el 2º y el 3º. Más de una quincena de puntos de superioridad que iban a mantenerse durante todo el tercer acto. Mientras que el conjunto de Laso buscaba superar la veintena de puntos desde la atalaya del triple, Zaragoza sobrevivía pero no recortaba con las acciones de Krejci.

El Madrid rompe el partido

La expresión de Fisac no auguraba nada bueno y con cada segundo que pasaba las esperanzas de remontada se apagaban más y más. A falta de 3 minutos para el término del tercer periodo y con Campazzo mostrando esa versión que tanto alegra al público del Barrio de Salamanca, y el Madrid cerraba el acto con 17 puntos de ventaja a falta de 10 minutos que parecían sobrar en esta mañana de domingo.

Pero cuando todo parecía a tender a un final plácido para el Real Madrid, Zaragoza realizaba un de 3-10 que volvía a meter pimienta al puchero. Benzing gritaba desde el triple el clásico Sí se puede y ponía a Casademont a 9 a falta de 6 minutos para el final.

Sin embargo, la distancia que tenía que recorrer Zaragoza para lograr la remontada le resultó demasiado larga al conjunto de Fisac, que acabó entregando la cuchara después de que Garuba capturara su 12º rebote y Thompkins hiciera lo que más le place desde la esquina en el perímetro.

Con este triunfo y con Spagnolo siendo el 14º canterano que debuta con Laso, el Real Madrid nota más lejos el aliento de su inmediato perseguidor en Liga Endesa, mientras que continúa de dulce tras la consecución del título copero.

Real Madrid 92-70 Casademont Zaragoza

Real Madrid: Campazzo (13), Carroll (14), Thompkins (13), Garuba (6), Tavares (8) - quinteto inicial - Causeur (12), Rudy (11), Laprovittola (13), Felipe (0), Nakic (0), Spagnolo (0), Tisma (2).

Entrenador: Pablo Laso.

Casademont Zaragoza: Alocén (11), DJ Seeley (9), Brussino (5), Benzing (12), Thompson (4) - quinteto inicial - Barreiro (5), Radovic (4), García (0), San Miguel (3), Krejci (5), Ennis (6), Hlinason (6).

Entrenador: Porfirio Fisac.

Árbitros: Daniel Hierrezuelo Navas, Francisco José Araña Santana, Esperanza Mendoza.

Parciales: 21-18| 26-13| 21-19| 24-19|

Incidencias: Partido correspondiente a la Jornada 23 de la Liga Endesa, disputado en el WiZink Center, Madrid.