El enfado del Real Madrid con el arbitraje sufrido ante el Barcelona en la final va muy en serio. El club blanco ha decidido en la misma noche del "robo de la Copa", tal y como lo han definido dentro del vestuario, dar un ultimátum a la ACB

La entidad presidida por Florentino Pérez quiere que la ACB reconozca públicamente el error de la canasta concedida a Tomic en el último segundo de la prórroga. En caso contrario, el máximo mandatario blanco planteará próximamente a los socios la opción de abandonar la ACB.

El Real Madrid está dispuesto a ir hasta el final después de haber sido perjudicado en las últimas dos ediciones de la Copa del Rey. En la del pasado año disputada en Gran Canaria, no se señaló una clara falta de Claver sobre Taylor que hubiera dado al conjunto de Laso la opción de mandar el partido a la prórroga. Aquel encuentro terminó 90-92 para los azulgranas. 

La indignación blanca crece al no comprender cómo tres árbitros profesionales pueden conceder una canasta como la de Tomic después de ver varias veces las imágenes a través del instant replay. Solo unos minutos después de que terminase la final, el Real Madrid ya había hecho llegar su queja oficial tanto a Antonio Martín, presidente de la ACB, como al responsable arbitral. 

Además, la entidad merengue quiere saber cuáles han sido las imágenes exactas que han visto los colegiados. "Tengo 10 vídeos en el móvil en los que se ve claramente lo que ha pasado", aseguró Juan Carlos Sánchez Lázaro a los medios de comunicación. El director de la sección baloncesto afirmó que "los árbitros lo están viendo ahora (durante la rueda de prensa) con el director de arbitraje". 

Esta no es la primera fisura entre el Real Madrid y la ACB. El club blanco, junto a Barcelona y Baskonia hace dos años, ya amenazó con abandonar la competición debido a los problemas con el calendario y el nuevo formato de la Euroliga

Desde el Real Madrid se asegura que la amenaza va muy en serio, ya que creen que es una razón de justicia que se reconozca el error arbitral que decidió la final de Copa. Ahora la pelota está en el tejado de la ACB, que puede ver cómo Florentino Pérez consulta a los socios del Real Madrid próximamente si el club debe abandonar la Asociación de Clubes de Baloncesto. 

[Más información: Tomic 'se borra' del robo: "No he visto la jugada, no sé qué ha pasado"]