Noticias y novedades

Samsung Pay, todos los detalles del sistema de pago por móvil

Samsung ha dado nuevos detalles de su sistema de pagos móviles Samsung Pay, que empezará a rodar en septiembre en varios países.

13 agosto, 2015 17:00

El Unpacked de Samsung ha tenido dos claros protagonistas, el Galaxy Note 5 y el Galaxy Edge 6+, pero no han sido los únicos. Hoy hemos conocido nuevos detalles sobre la plataforma de pagos móviles Samsung Pay. Ya en febrero empezamos a sospechar que Samsung andaba detrás de un sistema de pagos desde el móvil cuando se hizo con la compañía LoopPay, dedicada precisamente a esto.

Posteriormente, durante el Mobile World Congress y tras la presentación del Galaxy S6 y su hermano curvo el S6 Edge, conocimos los detalles concretos y el nombre oficial, Samsung Pay. Y no fue hasta hace poco menos de un mes que empezamos a conocer cómo funciona Samsung Pay con mayor detalle.

Hoy hemos conocido algunos detalles más, hemos podido ver el sistema en acción y nos han dado algo más de información, aunque no del todo completa, sobre las fechas de lanzamiento y cuándo podremos empezar a usarlo.

Los pagos móviles asustan, pero son cada vez más reales. De hecho, un estudio de VISA afirma que en 2020 ya pagaremos más con el móvil que de forma física (tarjeta y efectivo), y esta realidad que parece imposible desde nuestro punto de vista está cada vez más cerca.

Samsung Pay y sus retos: seguridad y compatibilidad

Uno de los factores que más preocupa es la seguridad, y para ello Samsung afirma que con su sistema de pagos la información no se almacena ni en sus servidores ni en el dispositivo, por lo que podemos estar muy seguros si alguien nos roba el teléfono, ya que tendrá incluso más dificultades para realizar pagos fraudulentos con este que si nos roban la tarjeta de crédito.

Otro factor muy a tener en cuenta es la compatibilidad con los TPV actuales. La solución de Samsung para esto se llama MST, y aunque ya hemos hablado de ella en otras ocasiones no deja de ser muy ingeniosa. MST son las siglas de Magnetic Secure Transmisions, y es una tecnología que pretende hacer provecho de los componentes de los TPVs actuales para que un smartphone pueda pagar de manera inalámbrica, sin tener que actualizar ningún componente. Esto permitirá una compatibilidad enorme, y es una de las claves que marcará la popularización de este tipo de pagos.

Por supuesto, y siguiendo con la compatibilidad, la máxima se consigue con los terminales de pago NFC, ya que es la forma de pago para la que este sistema está pensado.

Facilidad y sencillez de uso

Durante las demos previas a la presentación de Samsung hemos podido probar el sistema de pago móvil de la firma coreana, y destaca por la sencillez de uso. Para abrir Samsung Pay simplemente tenemos que hacer un movimiento de swipe desde el botón de inicio en la pantalla de home. Una vez desplegado el sistema podemos movernos lateralmente para seleccionar la tarjeta de pago, autentificamos con la huella dactilar para aumentar la seguridad y lo acercamos al terminal de carga para pagar.

Es posible que sacar la tarjeta de crédito siga siendo algo más sencillo que esto, pero los pagos móviles pueden garantizar mayor seguridad, y el simple hecho de no tener que cargar con unas tarjetas de crédito o débito físicas ya es una seguridad importante en muchos casos.

Eso sí, aunque Samsung Pay tenga un nivel de compatibilidad muy alto, todavía que esperar mucho, ya que implementar y popularizar un sistema de pagos como este lleva mucho tiempo, y la desconfianza general del usuario es considerable.

Primeras pruebas y llega a otros mercados

En Corea del Sur ya se han empezado las primeras pruebas, y un pequeño grupo selecto de usuarios han podido empezara hacer uso de Samsung Pay. En estas pruebas el 40% de los usuarios dejaron de usar su tarjeta para pasarse a Samsung Pay, y se midió un 30% del total de transacciones de estos usuarios hechos desde el sistema de pagos de Samsung. Esto indica que el sistema, al menos en principio, gusta y es cómodo.

Respecto a la disponibilidad de Samsung Pay, llegará primero a Estados Unidos y Corea del Sur, posiblemente en torno a septiembre, y más adelante a Europa, si todo va bien dentro de este mismo año, empezando primero por Reino Unido y desplegándose después al resto de países.