El presidente del Málaga, Abdullah ben Nasser Al Thani (d) acompañado por su hijo Nayef y el alcalde de Málaga.

El presidente del Málaga, Abdullah ben Nasser Al Thani (d) acompañado por su hijo Nayef y el alcalde de Málaga. EFE

Empresas FÚTBOL y NEGOCIOS

Jeques y empresarios asiáticos, así son los nuevos dueños del fútbol

Frente a la resistencia de aficionados y de un puñado de empresarios locales, controlan el 25% de los equipos de la primera división española.

Este verano se ha conocido la compra del Girona FC por parte del Manchester City y el hermano de Pep Guardiola. Con ello, el jeque Mansour Al Nahyan se incorpora al selecto club de dueños extranjeros de equipos españoles de fútbol de primera división. Un negocio en auge, pero que avanza mucho más lento que en otras ligas como la Premier League donde el control de los extranjeros es casi total.

De momento, en España son cinco los clubes de primera con capital extranjero -Málaga, Espanyol, Girona, Atlético de Madrid y Valencia-, por los ocho empresarios locales que se resisten al asalto de empresas internacionales. Y sus dueños responden a un perfil bastante definido: inversores asiáticos o jeques que han prometido ingresos frescos a clubes con problemas de liquidez.

Todo ello en medio de la desconfianza de sus respectivas aficiones que creen que utilizan a sus clubes como caprichos y que venderán al mejor postor cuando se aburran de sus inversiones españolas. Deporte y dinero a partes iguales. Éstas son sus historias.

El jeque Al Thani compra el Málaga

El plena locura de compras de clubes ingleses, el jeque qatarí Abdullah Bin Nasser Al-Thani compró en junio de 2010 el Málaga. Lo hizo por 36 millones de euros y con la promesa de clasificar regularmente a la Champions League. Siete años después el matrimonio sigue pero cada vez con menos amor. En 2012-2013 se quedaron a las puertas de las semifinales de Champions, pero luego ha bajado su rendimiento tras la venta masiva de sus estrellas.

Al Thani es parte de la familia real qatarí, pero ha intentado mantenerse al margen de la primera línea de la gestión de los negocios de QIA, el fondo mediante el cual controlan 270.000 millones de euros en activos. QIA tiene participaciones en Volkswagen, Barclays, Shell y Tiffany & Co.  El dueño del Málaga controla directamente el grupo NAS, con 3000 empleados en hoteles, centros comerciales, empresas de telefonía y concesionarios de coches.

Peter Lim, presidente del Valencia.

Peter Lim, presidente del Valencia. Getty Images

Peter Lim se hace con el control del Valencia

Peter Lim compró el Valencia en 2014 por 94 millones de dólares y desde entonces la afición ché le ha culpado de casi todo los males del equipo y de buena parte de sus constantes cambios de entrenador y de plantilla. Está en el punto de mira por su estrecha relación con Jorge Mendes y por utilizar al Valencia como laboratorio de pruebas de los jugadores bajo el alero del súper agente de Cristiano Ronaldo.

Forbes lo sitúa con una fortuna de 2.100 millones de dólares, dinero que viene principalmente de sus inversiones inmobiliarias. Es el propietario de una cadena asiática de bares inspirados en el Manchester United. También en 2014 compró el 50% en el Salford City Club, y tiene un hotel cerca de Old Trafford. Es el impulsor de Iskandar Malaysia, una ciudad creada prácticamente desde cero a 30 minutos de Singapur donde ha construido un complejo hospitalario por valor de 1.000 millones de dólares.

Wang Jianlin, dueño de Wanda.

Wang Jianlin, dueño de Wanda. Getty

Wanda entre en el capital del Atlético de Madrid

En enero de 2015 el Atlético de Madrid hacía pública la venta del 20% del club a Wanda por 45 millones de dólares. La familia Gil conservaba el control, pero el dueño de Wanda, Wang Jianlin. El segundo hombre más rico de China, prometía una importante inyección económica y, a pesar de los rumores sobre querer hacerse con la totalidad del club, no ha movido ficha.

El nuevo estadio del club que se inaugurará este mes lleva el nombre de Wanda, prueba inequívoca del peso económico del conglomerado chino en el club madrileño. Wanda es un conglomerado chino multinacional, promotor y propietario de bienes inmuebles y de la cadena de cines más grande del mundo, Wanda Cinemas y Hoyts Group. Opera en cuatro industrias principales: inmuebles comerciales, hoteles de lujo, cultura y turismo, y tiendas.

Chen Yansheng, en una visita al campo del RCD Espanyol.

Chen Yansheng, en una visita al campo del RCD Espanyol.

Chen Yansheng se queda con el RCD Espanyol

El empresario Chen Yansheng cerraba la compra del segundo club más popular de Cataluña en diciembre de 2016, por lo que su historia al mando de la entidad perica es breve. Compró el paquete de control del club en unos 50 millones de dólares y desde entonces ha invertido en nuevos fichajes que han reforzado al equipo, aunque de momento con pretensiones modestas.

Es dueño de Rastar Group, un negocio familiar juguetero que le ha reportado una fortuna de 1.000 millones de euros. Está especializado es la confección de coches de lujo teledirigidos (Lamborghini, Bugatti, Bentley Porsche, BMW, Audi, GM, Ferrari y Mercedes-Benz, entre otros). También ha ampliado sus dominios a drones, videojuegos y aplicaciones para móviles. Además, tiene negocios cinematográficos, televisivos y publicitarios.

Directivos del Manchester City junto a Pere Guardiola, al anunciar la compra del Girona.

Directivos del Manchester City junto a Pere Guardiola, al anunciar la compra del Girona.

El jeque del Manchester City, el último en llegar

Ha sido el último en llegar este verano de la mano de Pere Guardiola, hermano de Pep, entrenador del Manchester City.  El jeque Mansour Al Nahyan es un político de Emiratos Árabes Unidos y miembro de la familia gobernante de Abu Dhabi y dueño del Manchester City y del  New York City de la MLS.

Es miembro del Consejo Supremo del Petróleo e integra el consejo de numerosas sociedades de inversión, incluyendo la Sociedad de Inversión Internacional del Petróleo y la Abu Dhabi Investment Council. Mansour también posee participaciones en varias empresas comerciales, como Virgin Galactic y Sky News Saudi.

Los empresarios locales

Son los nuevos dueños del fútbol español que refuerzan su poder, frente a un puñado de empresarios locales al mando de clubes españoles. Quizás el más emblemático en esta gestión es Fernando Roig, dueño de Villarreal y de la cerámica Pamesa. El Villarreal es un club saneado con una gran cantera, que regularmente juega en competiciones europeas.

Otros dueños españoles son Rafael Carrión, dueño del Sevilla; o Manuel Ruiz de Lopera, del Betis, quien a través de sus sociedades agroalimentarias Tegasa y Encadesa es acusado de enriquecerse a través de su gestión en el club andaluz.

Fernando Roig, presidente del Villarreal, en rueda de prensa.

Fernando Roig, presidente del Villarreal, en rueda de prensa. EFE

También encontramos a Carlos Mouriño, dueño del Celta y del Grupo Corporativo Ges; Miguel Ángel Ramírez, dueño de Las Palmas y el grupo Ralons y Felipe Moreno en el Leganés. Adicionalmente un grupo de empresarios locales controlan el Alavés a través de Avtibask, fondo que también es dueño del club de Baloncesto Basconia.

Barcelona, Real Madrid y Atlhetic de Bilbao pertenecen a sus socios al no ser sociedad anónima, mientras que Real Sociedad, Deportivo La Coruña, Eibar y Levante tienen fragmentada su propiedad, de tal manera que no tienen ningún accionista de control.