Pedro Duque siembra la duda en Twitter tras la dimisión de Montón

Pedro Duque siembra la duda en Twitter tras la dimisión de Montón

Economía

Duque recurrió a una fórmula legal para su chalé que apenas le supuso ahorro fiscal

Arturo Criado Miguel Ángel Uriondo

Noticias relacionadas

El Gobierno de Pedro Sánchez es un circo al que le crecen los enanos. En ocasiones, por escándalos reales. En otras, porque el frenesí informativo genera otros falsos. Es el caso de la crisis de comunicación que afecta a Pedro Duque y que no tiene fundamento, según han confirmado ya varios expertos en Hacienda.

Si un medio publicaba esta mañana que el ministro creó una sociedad instrumental para comprar un chalé de lujo en Jávea para ahorrarse cuatro impuestos, lo cierto es que ni el ahorro es tanto, ni afecta a tantos tributos ni existen ilegalidades o irregularidades.

Carlos Cruzado, presidente de Gestha, señaló que el impuesto que se estaría ahorrando claramente es “el de la imputación en renta, pero esto no justificaría la constitución de una sociedad porque sería mayor el coste de constituirla que el ahorro, que es insignificante”. El cálculo de la renta a imputar equivale al 2% del valor catastral del inmueble o del 1,1% si el valor catastral se revisó desde 1994.

“Con la información que se ha publicado no podemos decir que haya un ahorro fiscal importante”, explicó Cruzado, refiriéndose a la información de OKdiario. “Como tampoco dan mucha información sobre las cuentas de 2009, no podemos dar una información rigurosa”, indicó el experto consultado por EL ESPAÑOL.

Habría superado una inspección

Ignacio Ruiz Jarabo, que fue presidente de la Agencia Tributaria entre 1998 y 2001, afirmaba al programa Más de Uno, en Onda Cero, que el chalé de Duque en Jávea habría superado sin problemas una inspección tributaria, y descartó irregularidades.

“Habría un ahorro en el IRPF porque las personas que tienen una segunda vivienda tienen que tributar por ella un porcentaje sobre el valor catastral -la ya mencionada imputación en renta-, pero esta medida no existe para sociedades que tienen inmuebles. En todo caso, es un ahorro absolutamente legal”, afirmó.

“Por otro lado está el impuesto sobre el Patrimonio, que grava los bienes y derechos de las personas físicas pero no los de las personas jurídicas. Pero por las cifras que he leído, si Pedro Duque reside en Madrid no habría tributado en Madrid por la exención que existe hasta dos millones y medio. Pero incluso si el patrimonio del señor Duque superase esta cifra, también sería legal”, explicó Jarabo.

Para el experto, hay una diferencia básica con respecto al caso del exministro Màxim Huerta. “Lo que le dijeron es que él había utilizado una sociedad para canalizar a través de ella los ingresos que había ganado personalmente y de ahí vino la sanción que confirmaron los tribunales”, subrayó. No es el caso de Duque, al menos hasta donde sabemos. Otra cosa sería si se descubriesen prácticas de este tipo.

“Por lo que se ha publicado no hubo ninguna irregularidad y una inspección no habría tenido ninguna consecuencia”, dejó claro Jarabo, quien insistió que “no se puede pedir a ningún contribuyente que renuncie a acogerse a medidas legales”.


Hay otro motivo, habitual en las figuras públicas, para utilizar sociedades en sus segundas residencias: la simple necesidad de que su nombre no aparezca en los registros por cuestiones de seguridad o intimidad.