Gianni Infantino, presidente de la FIFA, ha vuelto a alejarse de su homólogo de la UEFA al hablar de la Superliga. El dirigente ha subrayado su oposición a la creación de esta nueva competición por ser "cerrada", pero ha reafirmado su intención de debatir con todos los actores del fútbol para defender "los intereses de todos". Además, Infantino ha apuntado que no cierra "las puertas a ningún debate con nadie sobre nuevos formatos o competiciones". Una actitud muy diferente a la de Aleksander Ceferin, máximo responsable de la UEFA y que ha amenazado en varias ocasiones a Real Madrid, Barça y Juventus como fundadores.

Noticias relacionadas

"En la FIFA tenemos que defender los intereses de todos", ha espetado Infantino tras un encuentro del organismo en Suiza. "No cierro las puertas a ningún debate con nadie sobre nuevos formatos o competiciones", ha puntualizado. Infantino ha recordado que ha sido "elegido 200 miembros unánimemente" para defender sus intereses y que, ante tal situación, está seguro de "encontrar mejores soluciones para todos". "Voy a seguir hablando con todos", ha aclarado el presidente de la FIFA.

Infantino ha considerado que es su "responsabilidad" hablar con "grupos de interés" del sector, pero eso no significa que estuviera impulsando la creación de "ningún proyecto de Superliga". Una respuesta tras la noticia publicada por The New York Times en la que se desvelaba una documentación donde Infantino aparecía como instigador de la creación de la nueva competición.

Por ello, el líder de la FIFA ha querido recordar que "en enero" ya firmó "una declaración muy clara" que, pese a todo, "no ha impedido que ciertos clubes avancen con este proyecto". Infantino ha destacado que ya hace meses la "ruptura" era "inevitable", alejándose de cualquier núcleo de creación de la Superliga. Es más, ha espetado que frente al Congreso de la UEFA subrayó que "o uno está dentro o está fuera", por lo que no se debe dudar sobre su posicionamiento respecto a la Superliga.

"Estamos preparados para defender el fútbol, pero hay que dejar espacio y margen para que los clubes puedan debatir esto". Su oposición, sin embargo, es hacia "una liga cerrada" que es "completamente diferente" y que va "en contra de los estatutos" de la organización.

La polémica del VAR

Infantino también ha mostrado su apoyo total a la tecnología y su aplicación en el arbitraje. El presidente de la FIFA ha pedido calma porque están en una fase donde hay que "mejorar" aunque ya "se mejoró mucho" y que ahora están intentando aprobar las "líneas de fuera de juego semiautomáticas para tener la decisión más rápida". "La colaboración entre el arbitro y el VAR tiene que ser mejor", por lo que ha defendido formar árbitros especializados en el VAR.

El reglamento y su renovación será una de las claves del fútbol del futuro. Sin ir más lejos, la IFAB publicó una actualización estos días en la que aclaraba en qué supuestos se deben señalar las manos. Una de las acciones que más debate está generando, especialmente en España, y que desde la asociación han reducido a solo tres.

[Más información - "Florentino Pérez mantendrá su postura con la Superliga; una sanción no tendría recorrido"]